Síguenos

Assassin's Creed III

Hace unos días os dábamos a conocer los detalles de ‘Assassin’s Creed III desde nuestro primer contacto con el juego. Ya entonces os hablamos de las famosas batallas navales que incluye el juego, pero en esta ocasión lo haremos desde una óptica distinta, concretamente la de Wii U, la próxima consola de Nintendo.

Assassin's Creed III

El Gamepad de Wii U y su uso en ‘Assassin’s Creed III

Ante todo lo importante en este caso es conocer cómo se comporta el juego, y podéis estar tranquilos porque la espectacularidad mostrada en los vídeos se reproduce en la consola con perfección. Los escenarios son increíbles y un gran nivel de detalle como el que posee es siempre algo de agradecer.

La pantalla del Wii U Gamepad está destinada a mostrar el mapa del juego y ofrecer atajos para los cambios de arma. Se acabó eso de parar la partida para equipar lo que necesitas, pulsas sobre la pantalla y pasas de la cuchilla al tomahawk. En ese aspecto de los juegos de acción, Wii U puede acabar jugando un gran papel, algo que otros títulos como ‘Darksiders II’ se encargan de acentuar.

Una vez en el barco el sistema se mantiene, un mapa mucho más grande para controlar los ángulos de visión de las embarcaciones enemigas y acceso al cambio de munición que usaremos en combate. Reconozco que desde el anuncio de la consola el trámite de bajar la vista a mirar lo que hay en la pantalla me chirriaba un poco. Lo cierto es que aunque es algo a lo que te debes acostumbrar, acaba resultando muy útil.

Assassin's Creed III

Las batallas navales de Connor

Tras pasear un poco sobre cubierta toca dirigirse hacia el timón, momento en el que empezará la batalla contra varios barcos. La primera partida es la de las dudas, la de no terminar de ver cómo encaja todo eso en un juego de esta franquicia. En la siguiente, en cambio, lo bien que te lo estás pasando con las explosiones mejora varios puntos tu valoración.

El barco ataca en lateral, así que valiéndote de las tres velocidades disponibles tienes que alcanzar a tus rivales en paralelo. Con todas las velas desplegadas la velocidad será más alta, pero la maniobrabilidad escasa. Por contra, recogiendo velas reduces tu avance pero puedes girar de forma ágil.

Acostumbrándote a dichas acciones te acabas viendo realizando giros imposibles para atacar por sorpresa detrás de una ola de varios metros. El mapa en pantalla acaba mostrando un valioso componente estratégico que te ayuda a leer cómo va a ser la batalla en todo momento.

Assassin's Creed III

Manteniéndonos firmes frente a la idea de que las batallas navales no son más que un añadido para alargar la vida del juego, no creo que tengamos ningún problema al enfrentarnos a él. El sistema de juego es ágil y divertido, y es inevitable querer una segunda ronda cuando empiezas a cogerle el truco. Espero que dependiendo de la respuesta de la comunidad de usuarios, en Ubisoft se planteen un modo supervivencia aprovechando el tema de los barcos.

Vídeo | YouTube

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

15 comentarios