Sigue a

bulletstorm1.jpg

Nos enteramos de su existencia hace escasos meses, una nueva aventura apadrinada por Cliff Bleszinsky y de la mano directa de People Can Fly que viene a intentar dar una nueva vuelta de tuerca a los First Person Shooter. ‘Bulletstorm’ llegará el 22 de febrero de 2011 y promete sangre, sangre, explosiones y más sangre.

La premisa en sencilla y completamente de serie B, como mandan los cánones de las grandes producciones, al menos de las que nos gustan. Un grupo de mercenarios debe escapar vivo de un planeta lleno de caníbales punks armados y de una flora muy agresiva que no dudará en comerse nuestros sesos. Llegados a este punto y en pleno stand de Electronic Arts pudimos probar de primera mano cómo se siente el juego en funcionamiento. Quizá no pasará a la historia ni redefinirá el género pero caramba, es muy muy divertido. Y sangriento, claro.

El control de nuestro personaje es muy sencillo e intuitivo. Disparamos un arma de repetición, al estilo metralleta, con dos tipos de disparo. Ráfagas rápidas y una especie de hondas láser de más alcance. Con el otro gatillo podemos lanzar una especie de honda, con dos pesos en sus extremos que luego resultarán ser granadas, y que se atará al enemigo deseado. Una vez atada a él podremos hacerla explotar con la consiguiente destrucción, tanto del enemigo como de los que estén a su alrededor.

Existen en el escenario diversos objetos explosivos que podemos utilizar para causar dolor e incluso mover, el personaje puede dar una patada que desplaza a objetos y a enemigos, buscando siempre el crear una escena gore y salvaje.

Sabiendo que el juego prima a las muertes artísticas, por llamarlas de algún modo, no es raro el entender que todo el escenario ha sido diseñado para ser usado como arma. Desde cactus enormes en donde podremos dejar enganchados a enemigos, hasta plantas carnívoras que se zamparán al personaje que pase a su lado. Todo puede arrancarnos la cabeza y lo que es mejor, arrancársela a los enemigos.

11.jpg

Pero centrémonos en lo que importa. ¿Cómo demonios se gestiona un sistema que puntúa y premia a las mejores muertes? Pues con puntos y fomentando nuestra creatividad. Cuantos más puntos obtengamos más armas podremos comprar y mejorar las que ya tenemos. Esos puntos se obtienen en gran parte gracias a nuestro sadismo y a la manera en la que decidimos acabar con los enemigos.

Un tiro en la frente, que acaba con el enemigo de golpe y que tanto se premia en otros juegos aquí se lleva la puntuación más baja posible. ¿Por qué? Pues es que es mucho mejor dispararle en los genitales, patearle la boca cuando se agache por culpa del dolor, atarle una bomba en los pies y hacerle reventar en mil pedazos cuando pase un amigo suyo cerca. Si ese amigo sale volando y en el aire lo hacemos explotar o le disparamos para que caiga y se clave en un cactus gigante, pues mejor aún. Doble puntuación en las dos muertes y si algún enemigo se despedaza o pierde algún miembro pues mejor aún.

Esa es la esencia de ‘Bulletstorm’ y creedme, está muy conseguida. Enfrentarse a los controles es extremadamente sencillo y es que el juego apuesta por la diversión directa. Enemigos que llegan en oleadas y que saben que no tienen posibilidad de sobrevivir más de 1 minuto en pantalla, son el pan de cada día y el sistema del título está montado para que acabar con ellos sea fácil y espectacular.

2.jpg

La variedad de muertes es increíble, sólo con la patada (que al impactar en el enemigo lo deja moviéndose a cámara lenta para facilitar dispararle o hacerle cualquier perrería) y las opciones que brindan el par de armas que pudimos probar el abanico era muy amplio así que en la versión final y con muchas más armas, la orgía de destrucción puede ser monumental.

A nivel visual nos encontramos ante un ‘Gears of War’ con menos revoluciones. Vamos, el Unreal Engine se ve de lujo, los shaders son muy buenos, la calidad de las texturas también y hasta el modelado de los personajes recuerda muchísimo a los compañeros de Marcus Fénix y Dom. Eso sí, el escenario y la paleta de colores del juego no tiene nada que ver. Tonos muy vivos, casi tropicales, en un planeta del que si no estuviese infectado por caníbales, fauna y flora agresiva y el olor a sangre, pensaríamos que es el paraíso.

El 22 de febrero será nuestro, lo lanzará Electronic Arts tanto en Xbox 360 como en PS3. La versión que nosotros pudimos probar era la de Xbox pero nos aseguraron que la calidad sería idéntica en las dos. Qué van a decir, claro, pero es cierto que excepto contadas ocasiones ya se está consiguiendo un equilibrio muy bueno entre las versiones de las dos máquinas.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

43 comentarios