Cinco míticas aventuras gráficas con las que recordar a LucasArts

Sigue a

Lucasarts

Ayer nos sorprendía a todos una noticia cruda aunque no totalmente inesperada. Sí, se podía intuir que desde que LucasFilm fue adquirida por Disney se producirían cambios radicales en sus estructura. Y así ha sido. Sobre todo con la parte de la compañía que nos afecta a nosotros, los jugones. Ayer decía adiós LucasArts tal y como la conocíamos y empezaba una nueva época.

Mi compañero Rubén ha decidido homenajear a la compañía recordando cinco videojuegos de ‘Star Wars’ antológicos que se llegaron a publicar bajo el mítico sello. Yo voy a hacer algo parecido, me voy a retrotraer a mi infancia, hasta finales de los ochenta y mediados de los noventa para elegir cinco míticas aventuras gráficas de LucasArts que serán recordadas durante años.

Nos hicisteis soñar con personajes míticos, con guiones atrevidos y repletos de humor y aunque hayáis desaparecido tras una muy mala racha siempre os recordaremos. LucasArts para los amantes de las aventuras gráficas ha sido lo que “La última cruzada” para Indiana Jones: un recuerdo de los viejos y buenos tiempos.

Maniac Mansion | 1987


Mansion

‘Maniac Mansion’ fue el segundo juego desarrollado en LucasArts y el primero distribuido por la compañía. La primera gran obra de Ron Gilbert nos presentaba a un montón de personajes míticos (Dr. Fred, Weird Ed, Dave, Syd…¡Bernard!) e intentaba parodiar las aventuras de terror de serie B.

Fue el primer juego en utilizar SCUMM y se trató de un desarrollo mano a mano entre Ron Gilbert y Gary Winnick quienes incluso aprovecharon el aspecto del Rancho Skywalker en donde trabajaban para dar vida a la peculiar casa encantada en la que se sitúa la acción del relato.

Un par de curiosidades: la mayoría de personajes están basados o inspirados en compañeros de trabajo, novias o amigos. De hecho Razor, la pelirroja sexy, es un homenaje a la novia de Winnick. Aunque lo más importante de ‘Maniac Mansion’ fue la creación del sistema SCUMM para desarrollar aventuras gráficas que Ron Gilbert programó con la ayuda de Chip Morningstar. Un sistema que facilitaba el desarrollo de juegos similares y que mejorándose juego tras juego hasta ser la base de casi todas las aventuras gráficas de LucasArts.

Loom | 1990


Loom
Estamos ante el cuarto juego que utilizó SCUMM tras ‘Maniac Mansion’ y uno de los que más se apartó de las aventuras tradicionales de LucasArts. ‘Loom’, diseñado por Brian Moriarty, le daba un enfoque mucho más artístico y profundo a las aventuras gráficas de la casa y si bien es cierto lo de que prescindía del tono humorístico general, su complejidad y su nivel de acabado lo han convertido en un clásico.

Cuenta la historia de Bobbin Threadbare, un joven miembro del Gremio de Tejedores que deberá utilizar la magia del Telar y del bastón musical de Átropos para lanzar hechizos y mantener una dura batalla contra el Caos. Ese es el resumen rápido y fácil, el argumento es bastante más complicado de sintetizar. Un tremendo “mindfuck” para la época y sobre todo a nivel de jugabilidad en donde se cambiaban los habituales comandos de “abrir”, “cerrar” o “explorar” por tocar los hechizos correspondientes.

Un par de curiosidades: la banda sonora del juego, para aumentar todavía más su mística, es una versión modificada de El Lago de los Cisnes de Chaikovsi y con ‘Loom’ tenían la intención de iniciar una trilogía compuesta del citado juego y dos títulos más: ‘Forge’ y ‘The Fold’. Seguimos a la espera de estos dos últimos aunque con Kickstarter no perdemos la esperanza.

The Secret of Monkey Island | 1990


Monkey Island

Ojito que estamos ante un clásico totalmente inolvidable. ‘The Secret of Monkey Island’ fue la primera aventura de Guybrush Threepwood, un pirata amateur decidido a conquistar el caribe y de paso ser nombrado como el mejor pirata del mundo. El juego fue un exitazo tremendo y representó el volver a las raíces tras ese experimento jugable que fue ‘Loom’.

Un argumento desquiciante, un montón de gags, Ron Gilbert, Dave Grossman y Tim Schafer trabajando codo a codo para que el juego fuese memorable y vaya si lo consiguieron. Al año siguiente pudimos ver la secuela con ‘Monkey Island 2: La venganza de LeChuck’ y volvieron a repetir la fórmula del éxito.

Un par de curiosidades: el juego fue el quinto en ser diseñado sobre SCUMM aunque en esta ocasión modificaron el sistema para dar cabida a gráficos mucho más detallados y una interfaz de usuario mucho más amigable. La idea de ambientar el juego en un mundo de piratas le vino a Gilbert al montar en la atracción de ‘Piratas del Caribe’ en Disneyland y el juego está diseñado bajo la filosofía de que el jugador no puede morir, se trata de explorar, no de reintentar y repetir.

Full Throttle | 1995


Full Throtle

Se que es una decisión polémica el colocar a ‘Full Throttle’ en esta lista pero creo realmente que se lo merece. Una historia adulta y muy metalera, un personaje principal carismático, un apartado gráfico de alto nivel y repleto de detalles, un guión complejo y con giros inesperados… en resumen, un auténtico juegazo que viene a marcar el inicio del declive de SCUMM.

Diseñado por Tim Schafer y con la vitola de ser el primer juego de LucasArts diseñado para Windows (aunque mantenía compatibilidad con DOS) nos encontramos ante el décimo juego que tiene a SCUMM como base aunque se trata de una versión mejorada. De hecho se creó una tecnología llamada InSANE para permitir unas secuencias animadas con elementos pre-renderizados como las míticas peleas sobre la Harley.

Un par de curiosidades: se trata del primer juego de LucasArts distribuido en CD y uno de los primeros que hizo uso de un elenco profesional de actores de doblaje encabezado por Mark Hamill. El juego gozó de buenas críticas y consiguió vender lo suficiente como para asegurarse una secuela… que no llegó jamás por culpa del declive del género.

Grim Fandango | 1998


Grim Fandango

La primera aventura gráfica de la compañía que no utilizó SCUMM al apostar por un entorno y unos personajes tridimensionales. Nos cuenta la desquiciante historia de Manuel “Manny” Calavera, un agente de viajes del más allá que se ve entrometido en una compleja trama propia del cine negro mientras trata de salvar el alma de la sexy Mercedes Colomar.

El estilo visual de ‘Grim Fandango’, una auténtica mezcla de referencias estéticas que van desde Tim Burton al folclore azteca, el fino sentido del humor de Tim Schafer dando forma a un guión redondo y lleno de sorpresas, la tecnología GrimE y un cambio en el esquema de control (permitía que el jugador pudiese mover a Manny usando las flechas del teclado en lugar del “point & click” tradicional) acabaron convirtiendo a ‘Grim Fandango’ en uno de los juegos del año.

Un par de curiosidades: se trata del último juego de Tim Schafer para LucasArts y en su trasfondo combina elementos de la creencia azteca sobre la vida después de la muerte. Pese al éxito internacional de la crítica y los numerosos premios fue un auténtico desastre en ventas. Algo que influyó para que la compañía abandonase progresivamente el desarrollo de juegos de aventura.

Sólo cinco aunque quedan muchísimas más

Nunca, tened claro que nunca nos vamos a poner de acuerdo al elegir entre sólo cinco grandes aventuras gráficas de LucasArts. ¿Quién no disfrutó como un enano en ‘The Day of the Tentacle’? ¿Y con el mítico ‘Indiana Jones and the Fate of Atlantis’? Un capítulo aparte se merecerían ‘Sam & Max’ o aquella aventura espacial propuesta por Spielberg como videojuego puesto que hubiese sido demasiado cara crearla como película: ‘The Dig’.

Podéis usar los comentarios para rememorar y dejar constancia de vuestro aprecio por las míticas aventuras de LucasArts. Ojalá en Disney sepan jugar bien con las licencias y oye, ¿imagináis a Tim Schafer adquiriendo los derechos para desarrollar un nuevo ‘Monkey Island’ o un ‘Grim Fandango’? Ahora es posible.

Más en VidaExtra | Disney se carga LucasArts y cambia el modelo de negocio, ‘Star Wars: 1313’: ¿puede salvarse tras el cierre de LucasArts?

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

37 comentarios