Publicidad

Minecraft ha vuelto a ser el rey de los videojuegos en YouTube, y las aventuras del Rubius o PewDiePie en él lo hacen todavía más interesante
Cultura

Minecraft ha vuelto a ser el rey de los videojuegos en YouTube, y las aventuras del Rubius o PewDiePie en él lo hacen todavía más interesante

Publicidad

Publicidad

Minecraft no es ni una moda ni una tendencia: es una experiencia compartida por 112 millones activos cada mes. Un titán que solo en 2019 ha superando los 100 mil millones de visualizaciones (casi duplicando a Fortnite en un año excepcional) y que, diez años después, fascina con fuerzas renovadas a los YouTubers más influyentes del mundo.

Con eso por delante, la pregunta se hace sola: ¿qué ofrece este juego de gráficos voxelados para ser capaz de despertar más interés -y pasiones- en YouTube que el archiconocido battle royale de Epic y Grand Theft Auto sumados? De partida, Minecraft es el sandbox por antonomasia. Un universo de realidades con infinitas posibilidades, tan divertidas de ver cómo de jugar y que ya en 2016 vendía 53.000 copias diarias.

Minecraft

Pero, sobre todo, una caja de Pandora (y sorpresas) en lo referente a las experiencias. Tanto como para encontrar su propio -e interesante- espacio en el terreno de la educación y la docencia. Pero, sobre todo, ofrecer sensaciones nuevas y divertidas a jugadores y a los espectadores.

Como, por ejemplo, las disparatadas partidas del Rubius ven el Realm creado con motivo de la secuela de Jumanji. El cual, pese a su aspecto, es una experiencia de aventura y plataformas en toda regla. Una con más de dos millones de visualizaciones a la hora de escribir estas líneas.

Los grandes creadores de YouTube que regresan a Minecraft, y los que nunca se fueron

2019 fue un año muy intenso para PewDiePie. Internet y el mundo real no solo fueron testigos de la lucha entre el YouTuber Felix Kjellberg y el coloso asiático T-Series por alcanzar primero los 100 millones de suscriptores, sino que formalizó su relación con Marzia Bisognin (actual Sra. de Kjellberg) en la boda más seguida y celebrada de la plataforma de streaming.

¿Qué hacía PewDiePie en esos momentos de máxima intensidad en su vida profesional y personal? Básicamente, jugar a Minecraft. O, más bien, redescubrirlo junto con sus millones de seguidores ya que, según él, no lo había tocado desde la Alpha.

Maxresdefault 1

Felix se encontró con un público realmente implicado en sus progresos, que le asesoraba activamente, creaba ríos de memes inspirados en sus aventuras e incluso vivía estrechamente grandes momentos junto a la celebridad sueca, como el rescate de uno de sus perritos virtuales que había quedado atrapado en una caverna subacuática.

Felix ha creado su propio mundo, Broland, y una serie con tramas que él llama canónicas en 38 episodios principales y varios spin-offs. Es más, PewDiePie indica en sus vídeos que no quiere avanzar mucho offline por demanda de sus propios fans. Algo que, desde un prisma más pragmático, se traduce en más de 280 millones de visualizaciones.

Pero claro,  lo que impulsó su serie de vídeos -más allá del fuerte carísma en pantalla de Felix- fue el absurdo lore de sus experiencias, regado con fuertes pinceladas de genialidad. Una sucesión de aventuras que, indiscutiblemente, regalaron momentos más divertidos que muchas grandes producciones de Netflix o Amazon.

Incluso recibió invitados excepcionales, como Jack Black quien, curiosamente, es una de las estrellas de Jumanji. Y, lo mejor de todo, confiesa que está disfrutando del juego y de cada nuevo avance y aventura como si fuera un niño.

Sería injusto decir que el regreso de Felix a Minecraft fue un detonante de la nueva edad de oro de Minecraft en YouTube, pero si fue un revulsivo de cara a que otros grandes creadores de contenido retomaran sus partidas y creasen sus propias aventuras o se atrevieran a experimentar con las novedades introducidas a lo largo de la década, obteniendo en el proceso una mejor y más fuerte conexión con un público sediento de nuevas gestas o experimentos locos.

Dicho lo anterior, muchos de los titanes de YouTube en español, recientes y de toda la vida son unos declarados apasionados de Minecraft: tenemos el caso de Vegeta_777, considerado por muchos la mayor celebridad de Minecraft en español de la plataforma de streaming de Google.

TheWillyrex no se queda muy atrás. Es más ambos llevan años firmado libros con referencias a sus aventuras vividas en Minecraft bajo el sello Willygeta, consolidando más y mejor un público cada vez más fiel.

Mikecrack es otro referente de Minecraft. Casi se podría decir que, además de un canal, se trata de un personaje creado para YouTube y los suscriptores de cualquier edad, creando y dando forma a toda clase de contenidos, incluyendo concursos, canciones y parodias más allá de sus partidas.

Minecraft, el mito que no cesa en YouTube y más allá

Si bien la popularidad de Minecraft  está en un momento muy dulce (pese a que nunca ha dejado de estar de moda), estamos seguros de que ésta irá tomando más forma a través de los planes de presente y futuro que hay en torno a la experiencia. Es más, para muchos creadores de contenido, incluso más allá de YouTube, es una profesión.

Por un lado, a través de la unificación de todas las plataformas (salvo las de Sony) a través de la Better Together Update: los jugadores de PC, Xbox, Nintendo Switch, móvil y Realidad Virtual juegan juntos y disponen de los mismos contenidos.

Por otro, ofreciendo una limitada pero interesante versión free-to-play para navegadores con motivo de su décimo aniversario. El caballo de Troya perfecto para la experiencia, pero también un verdadero golpe de nostalgia que nos hace ver lo lejos que ha llegado el proyecto.

En este sentido tenemos el reciente replanteamiento de Minecraft Realms, el servicio de suscripción mensual (menos de ocho dólares al mes) en el que podremos tener nuestro propio realm privado y persistente con más de 150 dólares de contenidos del MarketPlace y disfrutarlo con hasta 9 jugadores más.

Además, los planes de expansión de la marca van viento en popa, con Minecraft Eath y Minecraft  Dungeons como avanzadilla y toda clase de experiencias educativas como recurso muy a considerar para profesores e instituciones didácticas. Por no hablar de lo que son capaces de crear los fans, incluyendo:

Hitos silenciosos que convergerán en la largamente prometida adaptación cinematográfica de Minecraft. Una aventura de la que poco se sabe pero que, de cumplir con las expectativas, llevará las mismas emociones que vivimos a través de Rubius, PewDiePie, Vegeta_777 e incontables creadores de contenido de YouTube hacia la gran pantalla.

Minecraft The Movie

¿Será Minecraft: la Película la cumbre del fenómeno? Teniendo en cuenta sus infinitas posibilidades, sus espectaculares servidores, sus incontables mods y experiencias alternativas; y que Rubén Doblas está en su salsa en este multiverso voxelado, los que hemos sucumbido a las incalculables posibilidades del sandbox de Mojang incluso podemos aspirar a más.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios