Publicidad

El día en el que Bill Gates entró en DOOM para promocionar Windows 95

El día en el que Bill Gates entró en DOOM para promocionar Windows 95
4 comentarios

Microsoft ha dado un paso de gigante para adelantarse a su competidora en la próxima generación de consolas, la compra de Bethesda es, sin duda, un golpe sobre la mesa que hará a muchos jugadores plantearse sus elecciones. No es la primera vez que el gigante de la informática realiza un movimiento de este tipo para disparar su popularidad y éxito comercial, ya lo hicieron en el pasado con el DOOM original y su salto a los sistemas Windows. En ese entonces, el propio Bill Gates se introdujo en el mundo de DOOM.

A mediados de los 90, el propio Bill Gates apareció en un nivel de DOOM para anunciar que Windows se convertiría en una plataforma con multitud de títulos que jugar, entre ellos el legendario shooter de id Software. La popularidad de DOOM fue abrumadora desde su lanzamiento, y se instalaron millones de copias por todo Estados Unidos. Microsoft, que buscaba popularizar y extender su recién estrenado Windows 95, encontró la forma de relacionar su software con el exitoso shooter.

Gates no daba crédito al éxito masivo de DOOM, y quería dicho éxito para sus sistema operativo, así que inició una negociación con id Software para llevar su popular videojuego a Windows 95, para crear un valor atractivo para el público. Gates pensó que si los juegos más populares se lanzaban en Windows la gente instalaría dicho sistema operativo.

Tras un tira y afloja con John Carmack, uno de los líderes de id Software, Microsoft consiguió que se lanzara una versión de DOOM en Windows, que ellos mismos se encargaron de adaptar a su sistema operativo. Bautizado como WinDoom, se presentó en la Game Developers Conference de 1995, en Silicon Valley.

A partir de ahí se organizó un evento llamado Judgment Day, para desarolladores y prensa, utilizando a DOOM como reclamo para que otros desarrolladores quisieran llevar sus juegos a Windows. En dicho evento, cada desarrollador contaba con un espacio donde promocionarse, y así ayudar al crecimiento de la popularidad de Windows. A pesar de las intenciones de algunos de los organizadores de incluir a Bill Gates en el evento, este rechazó la oferta, por verse obligado a atender otros compromisos.

Sin embargo, el CEO de Microsoft sí formó parte de la promoción, aunque de otra manera. Gates aceptó aparecer en un video promocional, grabado en los propios estudios de Microsoft, y en el que simularía estar dentro de un nivel de DOOM mientras promocionaba Windows 95 como una plataforma de juego, y mientras tanto disparaba una escopeta contra un marine demonio de DOOM.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios