'Max Payne 3' para Xbox 360: primer contacto

'Max Payne 3' para Xbox 360: primer contacto
27 comentarios

Sois muchos los que esperáis conocer en detalle lo que nos espera en ‘Max Payne 3’, así que lancémonos a realizar su primer contacto para dejar claras las intenciones del juego. El primer ‘Max Payne’ lo jugué en PC. Un dato curioso teniendo en cuenta que nunca he tenido un ordenador a la última y que, por tanto, no eran muchos los juegos que acababan corriendo en él. Sin embargo coincidió la compra de una nueva torre con moverme con algunas personas que no conocía con anterioridad, y una de ellas no dudó en prestarme su juego de Remedy Entertainment e invitarme a vivir una experiencia “increíble“, tal y como él relataba.

Completé el juego en un par de noches, con la firme intención de vivir la historia escrita por Sam Lake al límite, y apoyado con firmeza por mi devoción por los efectos especiales que Matrix había llevado al cine. Durante los siguientes días, rejugué el título en varias ocasiones y diferentes dificultades, desde la que suponía un reto para aquellos no acostumbrados al manejo del teclado y el ratón hasta las que me permitían realizar cada tiroteo de la forma más perfecta y cinematográfica posible. No me preguntéis la razón, pero ni jugué a la segunda entrega ni probé la versión de Game Boy Advance, ambos son títulos pendientes que, pese a estar en la estantería, siguen con su envoltorio a la espera del momento perfecto para ponerme con ellos.

analisis-max-payne-3-0002.jpg

Max Payne 3 acaba con las dudas

Si todo esto tiene importancia para hablaros de ‘Max Payne 3’ es porque mi idea del juego, el espíritu que se me quedó grabado a fuego en la memoria convirtiendo a ‘Max Payne’ en uno de mis juegos favoritos, permanece intacto desde hace 10 años. Lo que recordaba entonces es lo que espero vivir ahora, y la publicación de las primeras imágenes sumadas a esos lapsos de tiempo en los que la información sobre el mismo escaseaba, me hacían temer lo peor.

Con esa idea fui a ver lo que Rockstar tenía preparado para mostrarnos y con esa idea he vuelto hasta que el juego caiga en mis manos y pueda probarlo al completo. Sin embargo sí debo decir que donde antes había miedo ahora hay esperanza. Y me han bastado un par de niveles para cambiar mi actitud.

Para que nos entendamos, ningún juego después del primero me ha hecho sentir lo que consiguió aquél, y Rockstar parece haber trasladado es espíritu con la calidad que merece. No le doy importancia a si Max se rapa el pelo o cambia los oscuros callejones de Nueva York por las coloridas favelas de São Paulo, quiero divertirme como lo hice en el pasado, y creo que juegos como ‘The Legend of Zelda: Wind Waker’ ya nos enseñaron a no fiarnos de las apariencias como para volver a cometer el mismo fatídico error.

analisis-max-payne-3-0003.jpg

Rockstar parece convencida, sin embargo, a que ese cambio no se reduzca a una cinemática entre nivel y nivel, por lo que antes de llegar al Max demacrado deberemos vivir ese proceso en directo. De hecho el primero de los escenarios mostrados se sitúa en esa previa al nuevo viaje a los infiernos de Max, con su pelo, su gabardina, y su pareja de pistolas. Obvia el cambio gráfico y los añadidos como el sistema de coberturas, los objetivos secundarios o la rueda de armas, muy similar a la de ‘Red Dead Redemption’, y tendrás el espíritu del primer juego, con sus chascarrillos de humor negro incluídos. Primera duda resuelta.

Sin embargo los 10 años de avance tecnológico deben notarse en algo para no hablar de una resurrección oportunista, por lo que la siguiente duda ya no es si estarán dichos avances, eso es seguro viniendo de quienes hace unos días reventaron los medios de comunicación del sector con un simple tráiler. La pregunta es si realmente aportarán lo suficiente a la experiencia como para justificarlos.

Novedades de la nueva entrega

La respuesta completa la tendréis en el análisis cuando en marzo el juego llegue a nuestras manos, la corta os la puedo dar ahora. El nivel de detalle de cada habitación y calle encontrada en el juego es enfermizo. Elementos que pasarán desapercibidos para el 50% de los usuarios, pero que sin embargo sirven para percatarnos del mimo que Rockstar está poniendo en este desarrollo.

Al hablarnos del juego ponen mucho énfasis en las físicas, pero las palabras se las llevaría el viento de no ver con mis propios ojos cómo afecta el renovado sistema Euforia al juego. Deja que te peguen un tiro en el hombro y verás como Max y sus ropas reaccionan al mismo, dispara a un enemigo en la pierna y comprueba como tu enemigo tropieza apoyándose en el suelo intentando recomponerse. No me ha encandilado como lo hizo en el caso de ‘Rage’ y sus mutantes, pero ni estaba viendo una versión completa ni los escenarios permitían que los enemigos se pegasen grandes carreras para comprobarlo. Así que, como en el resto de apartados, habrá que esperar.

El segundo nivel mostrado nos lleva hasta Brasil, con la nueva versión de Max en todo su esplendor. En ese marco se muestran dos de los principales nuevos conceptos que introduce ‘Max Payne 3’.

analisis-max-payne-3-0005.jpg

Por un lado está la IA de los enemigos, que se mueven e intentan flanquearte mientras su precaria situación no permanece ajena a los desperfectos y explosiones vividas en el entorno. Me alegra saber que voy a tener que trabajar duro para poder lucirme a lo grande en los tiroteos, y eso teniendo en cuenta que todo el rato el juego se mostraba en nivel fácil. No he aplaudido en ese punto porque soy comedido, pero no dudaré en hacerlo en casa, cuando compruebe que esa idea se mantiene más allá de la demo mostrada y Max vuelve a manos de los hardcore, de donde nunca deberá salir.

Una aventura mucho más cinematográfica

El último punto es el de las escenas de acción. No es un “Max meets Nathan Drake“, ni mucho menos, pero la esencia se mantiene. Llegados a estos puntos el tiempo bala se activará de forma automática mientras Max se lanza desde un primer piso volando cabezas a su paso, invitándonos a reventar todo lo que se nos cruce, esperando que ese último bidón estalle y aporte el broche final a nuestra hazaña. Podremos usar el tiempo bala en cualquier momento del juego, siempre y cuando tengamos la mítica barra con energía suficiente, pero aquí se incluye de forma obligada para dotar de mayor espectacularidad a la escena.

Y eso es todo lo destacable que debéis conocer los que, como yo, dudaban de la calidad del título tras la pérdida de sus legítimos padres. ‘Max Payne 3’ invita al optimismo. Para saber si Rockstar no sólo toma el espíritu de la saga, sino que lo mejora, aún faltan varios meses. El camino, sin duda, parece el correcto.

Max Payne 3 | Xbox 360

Max Payne 3
  • Plataformas: PS3, Xbox 360 (versión analizada)
  • Desarrollador: Rockstar Studios
  • Distribuidor: Rockstar
  • Lanzamiento: Marzo 2012
  • Precio: sin precio

Max Payne 3 demuestra que aún queda mucho por contar de nuestro detectivo favorito. Parece que la nueva generación le ha sentado de maravilla.

Vídeo | YouTube

Temas
Comentarios cerrados
Inicio