Compartir
Publicidad
Llevo tres días con Kirby y el Pincel Arcoíris y esto es lo que me he encontrado
Análisis

Llevo tres días con Kirby y el Pincel Arcoíris y esto es lo que me he encontrado

Publicidad
Publicidad

Reconozco tener cierta debilidad por Kirby, tanto por el personaje como por sus mecánicas, pero eso no me impidió disfrutar de 'Kirby y el Pincel del Poder' cuando la bola rosa de HAL Laboratory pegó el salto a DS aprovechando las posibilidades táctiles de la consola cambiando completamente su esquema de control.

'Kirby y el Pincel Arcoíris' de Wii U sigue precisamente ese esquema, olvidándose de la posibilidad de engullir enemigos para adquirir poderes y plantándonos ante un escenario en el que el verdadero reto consiste en crear caminos para un Kirby prácticamente indefenso que se limita a rodar de aquí para allá.

Kirby3

Kirby y el Pincel Arcoíris es un vicio

Jugando con la versión final de este 'Kirby y el Pincel Arcoíris' pretendía acercarme a lo básico para poder ilustrar estas primeras impresiones antes de que llegase el análisis, pero lo cierto es que el enganche al juego ha sido considerable y prácticamente me he fulminado su modo historia.

De ese periodo de tres días podrían extraerse las habituales bondades y defectos estando ambas categorías bastante claras, las primeras centradas en el vicio que ofrece y las segundas relativas a su duración, pero ni siquiera ese segundo aspecto podría catalogarse como malo.

Sí, puede que su modo historia no haya puesto la dificultad cuesta arriba y que esté a punto de finiquitarlo más pronto de lo que debería, pero ahí quedan un buen puñado de desafíos y coleccionables a los que no tardaré en llegar para romper con la idea de que el juego se me ha hecho corto y fácil. Eso será otra historia de la que ya hablaremos cuando esté listo para entregaros el texto definitivo.

Monería por los cuatro costados

Kirby2

Posiblemente lo único malo que tenga que decir de él a día de hoy no tiene que ver con 'Kirby y el Pincel Arcoíris', sino con la consola, y es que al ser un juego plenamente enfocado a la pantalla táctil del Wii U Gamepad no poder disfrutar de sus coloridos gráficos en la tele grande me mata.

No es que en el mando de Wii U se vea mal, pero miro por el rabillo del ojo a la pantalla del televisor que tengo delante y la suma de colores y formas con esa particular estética que tan bien le sienta a Kirby y su universo es un bocado tan suculento que me rompe el corazón no poder disfrutarla en todo su esplendor.

Si 'Yoshi's Woolly World' lo hace con la lana, 'Kirby y el Pincel Arcoíris' se vale de la plastilina para darle forma a todo lo que nos rodea, y el resultado es realmente espectacular, una de esas bellezas que haría vomitar arcoíris a un unicornio y no precisamente por el título del juego.

Kirby4

¿Será otro imprescindible de Wii U?

Ya he dicho antes que disfruté de lo lindo de 'Kirby y el Pincel del Poder' y aquí el único cambio que echaría en falta es el de absorber poderes. El juego lo compensa con niveles de plataformas que presentan un mayor reto de habilidad al crear trazados y controlar la pintura que te queda para continuar el camino, y consigue romper con la rutina ofreciéndote la posibilidad de controlar a Kirby en forma de diversos vehículos en distintas pantallas.

Donde más llega a brillar es cuando toca hacerle frente a jefes finales valiéndote de las habituales estrategias de aprender los movimientos del enemigo y aprovecharlos en su contra, pero no sé hasta qué punto seguiré echando de menos la posibilidad de convertirme en una rueda motorizada o tener un rayo dando vueltas a mi alrededor cuando llegue al final.

Lo que sé es que llegaré ahí y tendré ganas de más, que los desafíos conseguirán ponerme contra las cuerdas en más de una ocasión y que la rejugabilidad del título en busca de esas monísimas figuras de plastilina que se esconden en los cofres de cada nivel me reportará numerosas horas de juego. No hay que perderlo de vista, pero habrá que ver hasta qué punto.

  • Plataformas: Wii U
  • Multijugador: Sí
  • Desarrollador: HAL Laboratory
  • Compañía: Nintendo
  • Lanzamiento: 8 de mayo de 2015
  • Precio: 39,95 euros
Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio