Compartir
Publicidad

'Last king of Africa'. Análisis

'Last king of Africa'. Análisis
Guardar
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Creo que las aventuras gráficas, junto a los RPG más coloridos, son los géneros que mejor le sientan a una consola como la Nintendo DS. Su pantalla táctil la hace ideal para títulos basados en la fórmula Point and Click, así que no debería sorprendernos que dos años después de su aparición en PC bajo el nombre de 'Paradise' alguien haya decidido lanzar esta aventura gráfica para DS. Eso sí, el nombre del juego ha sido modificado para la ocasión pasando a llamarse 'Last king of Africa'.

La historia de 'Last king of Africa' está basada en una novela del artista belga Benoît Sokal, responsable de la historia de varios videojuegos más como por ejemplo 'Syberia' y 'Syberia II' y de algunos cómics y novelas gráficas como las propias 'Paradise' o 'Syberia'.

La acción nos sitúa en Maurania, un ficticio país africano en plena guerra civil en el que nuestra protagonista, tras un accidente sufrido por el avión que la llevaba a dicho país desde Europa, recobra la consciencia para darse cuenta de que lo ha olvidado prácticamente todo. Se encuentra en un palacio y no sabe por qué. Ni siquiera recuerda su nombre, aunque por suerte, gracias a cierta documentación, no tarda en ser rebautizada como Ann Smith (su nombre real).

Todo este lío provocará que Ann decida investigar lo sucedido para poder recobrar la memoria y responder a todas esas preguntas que, por accidente, se ve obligada a cuestionarse. ¿Quién es realmente? ¿Por qué viajaba hacia Maurania? Aquí da comienzo nuestra aventura, en la que poco a poco, junto a Ann, iremos conociendo todos los detalles. Porque no solamente son desconocidos por ella, sino por el propio jugador.

'Last king of Africa', como decía, es una aventura gráfica en la que deberemos examinar todo lo que haya a nuestro alrededor y hablar con todas las personas con las que nos crucemos para ir solventando un puzzle tras otro. Gráficamente, para que os hagáis una idea, vendría a ser como el primer 'Resident Evil' pero con una ambientación distinta y sin zombies de por medio. Es decir: los escenarios están prerenderizados y son estáticos, pudiendo mover al personaje libremente por ellos. Bastará con que señalemos un punto del escenario con nuestro stylus para que Ann se dirija hacia allí. Las animaciones de los personajes son correctas y cumplen su función, que no es poco.

Last king of Africa
Todo aquello que queramos examinar o con lo que tengamos que interactuar deberá ser tocado con el lápiz. Y siendo esto tan sencillo nos encontramos con que también es una de las principales pegas de 'Last king of Africa': el control no es todo lo fino que cabría esperar. En muchas ocasiones tendremos la sensación de que no nos hemos dejado nada y aun así nos quedaremos atascados sin saber muy bien qué hacer. Será entonces cuando nos pongamos a pasar el stylus por toda la pantalla, escenario a escenario, en busca de algo que se active. Y esto no debería ser así, por mucho sistema de ayuda que tengamos a nuestro alcance (que dicho sea de paso no siempre es lo suficientemente claro).

El problema es que en algunas ocasiones la solución dista de ser lógica, con lo cual, si sumamos esos fallos de control de los que hablaba al hecho de no saber muy bien qué es lo que estamos buscando, nos podemos llegar a sentir perdidos en más de una ocasión.

Una vez asumido eso, que no llega a ser un fallo grave como para impedirnos completamente disfrutar de la historia, nos encontramos con una gran varidad de puzzles. Los hay muy sencillos (entrega este objeto a tal persona), algo más avanzados (engaña, escóndete y hazte pasar por tal o cual persona) y más complicados (recoge un montón de cosas sin saber muy bien para que sirven en un principio y busca la manera de darles uso para avanzar). Algunos nos harán dar muchas vueltas y en ocasiones, por culpa de los fallos de detección del lápiz sobre objetos que deberían activarse, nos volveremos locos tratando de saber qué diantres estamos haciendo mal, pero en general todo resulta bastante entretenido.

Los objetos se irán acumulando en nuestro inventario, al que accederemos de forma muy rápida y sencilla con tan solo pulsar el icono de la esquina inferior izquierda de la pantalla. Para usar un objeto bastará con seleccionarlo del inventario y, una vez se nos muestre en la ventanita como activo, arrastrarlo hacia el elemento del escenario donde queramos usarlo. Esto funciona muy bien en ocasiones y regular en otras, cuando no acertamos con el lugar exacto donde tenemos que soltar el objeto en cuestión.

'Last king of Africa' cuenta con unas escenas de corte muy trabajadas y bien integradas, además de estar completamente traducido a nuestro idioma, con lo que en general se convierte en una entretenida aventura gráfica con una historia correcta, aunque no demasiado original, que gustará a los amantes del género siempre y cuando sean benevolentes con los fallos de control y detección de los que adolece el cartucho.

Ficha Técnica: Last king of Africa

Last king of Africa
  • Plataformas: DS
  • Distribuidor: Digital Bros
  • Estudio: Focus
  • Lanzamiento: ya disponible
  • Precio: 39,95 euros

Vídeo | Gametrailers

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos