Compartir
Publicidad
Publicidad

Gran Turismo 5 Prologue: Primeras impresiones

Gran Turismo 5 Prologue: Primeras impresiones
Guardar
44 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Riiiing, Riiiiing, me suena el teléfono el sábado por la mañana. - "¿tienes plan para esta tarde?" me dice un amiguete del barrio. - "No, tú dirás...", le digo - "Pues vente a mi casa, que me estoy bajando la demo de Gran Turismo 5 Prologue con la cuenta japonesa, y lo probamos"

El plan no pinta muy especial, ¿verdad? tarde de palomitas y videojuegos. Salvo porque mi amiguete tiene un asiento de PlaySeat, un volante Logitech Force Feedback y un proyector HD para ver el juego en 1080p en una pantalla colgante de 120 pulgadas. Bueno, y porque Gran Turismo 5 Prologue es impresionte, una auténtica pasada. The Real Driving Simulator casi parece real.

Gráficos Hay que empezar por los gráficos, que es lo más llamativo de este juego. Si habéis visto los vídeos que circulan por ahí estos últimos días habréis tenido la sensación, aunque haya sido vaga, de estar casi viendo una carrera real. Una vez en movimiento, dentro del juego, se ve mucho mejor. No es sólo que no se vea ni un sólo diente de sierra (faltaría mas, con los tiempos que corren!), o que se noten polígonos en los coches; es que va un paso más allá y casi parece la vida real. Los efectos de polvo cuando te sales del asfalto son de lo mejorcito que he visto. El interior del GT-R es también muy bueno, con especial mención a las texturas de los guantes.

Sólo hay un par de pequeños fallos: por un lado los detalles del circuito, que se ve todo como un poco muerto. No creo que sea muy importante porque normalmente no estás mirando a las tribunas, sino a la pista, pero es cierto que desentona un poco con la calidad gráfica "en pista".

También he podido ver otro fallo poco importante (más que nada porque es un fallo presente en todos los juegos que conozco): cuando te sales de pista y pisas la hierba, da igual de qué color sea el suelo que pisas, la nube de polvo que se levanta siempre es del mismo color. Si pisas hierba verde, sale polvo marrón claro (!) No obstante, los efectos de humo y polvo son de lo mejorcito que he visto.

Nimiedades aparte, si sólo te fijas en el asfalto y los coches, gráficamente es un verdadero paso hacia adelante en los juegos de conducción, en dirección al realismo. Habrá quién insista en que esto no es innovar, en que es lo mismo que (ponga aquí el título de un juego del año 80). Pues a mi me parece que no. Esto es lo más parecido al MundoReal™ que he visto nunca en un juego. Tanta discusión sobre si es de verdad The Real Driving Simulator o no, pues de momento parece que sí. Habrá que ver cómo se juega conduce, ¿no?

Si, esto es un pantallazo

Jugabilidad Después de unas cuantas vueltas por el circuito de Suzuka con el flamante nuevo Nissan GT-R surge la pregunta de rigor: ¿es realista? ¿simulación o arcade? Las comparaciones son odiosas (o no), pero teniendo en cuenta que la sesión de juegos en casa de mi amiguete había pasado por PGR4 y Forza Motorsport 2 en una Xbox 360, y Fórmula 1 en una PS3 mientras esperábamos impacientes la descarga, me veo obligado a comparar.

La respuesta es simple: lo suficientemente simulador como para que parezca que estás conduciendo coches de verdad, lo suficientemente arcade como para que no sea tan difícil como conducir coches de verdad. La sensación de conducción es más parecida a Forza Motorsport que a PGR4. Los coches parece que se comportan como en la realidad. Pero cuando entras en una curva demasiado rápido o realizas una mala frenada, el coche no patina tanto y se pone a dar vueltas como lo haría en Forza 2. Los fans más acérrimos de Forza 2 lo encontrarán arcade, pero no tanto como un PGR4. Los fans de los arcades de coches que encuentran Forza 2 demasiado realista para ser divertido, no se aburrirán.

Por otra parte, el efecto de inclinación hacia adelante cuando frenas da muy buena sensación, pero para mi gusto es un poco brusco y exagerado.

En definitiva, una jugabilidad muy bien balanceada, pensada para gustar a todo el mundo. Ah, y que no haya sistema de daños no significa que puedas ir chocando a todo el mundo en las curvas para ganar: un mal golpe y tu coche derrapará lo suficiente como para sacarte de la pista.

un Ferrari según GT5

Conclusiones

Lo mejor: * Gráficos, impresionates * 16 de coches en pista * Jugabilidad adaptada a todo el mundo

Lo peor: * Que no te gusten los juegos de coches, porque otra cosa...

Y esto es sólo el Prologue, que se supone una versión reducida del Gran Turismo que saldrá dentro de un año. Creo que con una PS3 y el Gran Turismo podría estar enganchado durante meses años

Vía | Un par de amiguetes y la tarde del sábado

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos