Compartir
Publicidad

Análisis de 'Moonwalker' para MegaDrive. Sí, lo habéis leído bien...

Análisis de 'Moonwalker' para MegaDrive. Sí, lo habéis leído bien...
Guardar
35 Comentarios
Publicidad
Publicidad

"From the imagination of Michael Jackson comes a videogame like no other..."

Amigos, aún existiendo la posibilidad de verme relegado a ser el editor de VidaExtra que se encarga de lo más bizarro y sabiendo que el baúl de los recuerdos esconde monstruos que esperan a ser juzgados por todos vosotros, acepto el reto. Acepto el reto y me sumerjo en lo más profundo, lo más terrible y lo más recóndito del maldito baúl para hacer regresar del desagradable olvido a... 'Moonwalker'.

'Moonwalker' además de un videojuego que vio la luz a finales de los ochenta para la extinta MegaDrive (el título del que hablaremos hoy) y para la placa arcade "system18", es el título de la película que Jacko (entiéndase Michael Jackson a partir de ahora) imaginó, guionizó y estrenó en el año 1988. Lo cierto es que la película no era nada del otro mundo y por no tener, no tenía ni guión. Se limitaba a una serie de videoclips extendidos del artista, mezclados con imágenes de archivo, imágenes de conciertos y un puñado de Fx de lo más fardón en la época. Llegados a este punto os preguntareis, ¿qué me está contando? ¿qué tiene que ver esto con el videojuego? Pues sí. Tiene que ver en que esa película desastrosamente molona fue acompañada en su estreno por el videojuego que aquí trataremos. ¿Tiene que ver algo con la película? no. En lo único en que coincide es que Jacko tiene unos movimientos pélvicos no aptos para cardíacos y en que el cartel promocional es la portada del juego. A partir de ahí la cosa mejora.

Michael se pasea por un club de muchas plantas a ritmo de "Smooth Criminal", venciendo a enemigos trajeados a base de patadas, giros y grititos, mientras salva a niños que están escondidos detrás de puertas. Si amigos, si. Así de bizarro. Michael salvando niños que se esconden tras puertas oscuras y que al verlo sueltan un esperanzador: ¡Michael!. Como queriendo decir: gracias a Dios, estamos salvados.

Que inocentes eran los ochenta, ¿verdad?

Gráficos

Espectaculares. Sencillamente espectaculares. Y lo demás son tonterias. Gráficos en 2 dimensiones, sin alardes pero efectivos. La acción ocurre en un pub lleno de gente muy mala, pero como son los ochenta los malos visten de colores llamativos, en este caso de azul. El club en cuestión se eleva en escenarios de diversos niveles de altura y Michael tiene que acceder a ellos girando sobre sí mismo, justo delante de las escaleras plegables que hasta ese momento estaban recogidas. En el camino encontrará enemigos de traje azul, prostitutas que lo intentan retener y los niños de antes escondidos detrás de las puertas.

Moonwalker 2
Basta decir que la animación de M.J. es increíble y tiene una gran calidad para la época: los giros, las patadas, el lanzamiento de sombrero, los pasos de baile, el diseño del sprite del protagonista... todo rezuma mimo y dedicación. Los escenarios son otra cosa, ahí hay que dar un pequeño capón a los creadores de esta obra maestra, se limitan a repetir la misma textura de pared, el mismo diseño de puerta y los mismos motivos florales ocasionales. Pero, ¿qué mas da? en una situación de juego normal no podríamos quitar los ojos de Michael y su "feeling". Respecto a los niños que salva, sólo diré que se trata del mismo niño siempre (y no me refiero a Macaulay Culkin) y lo llegamos a rescatar unas 7 veces por escenario.

Sonido

¿Qué pega se le puede poner a escuchar ininterrumpidamente uno de los samplers mas famosos de la historia? pues ninguna. "Smooth Criminal" suena una y otra vez en su versión MIDI. No importa el nivel en el que juguemos y si es nivel fácil o difícil, el machacón sampler suena una y otra vez. Y nosotros encantados, claro.

El videojuego cuenta, además, con algunas voces grabadas que para la época era algo muy fardón. Michael emitiendo su mítico "uuuu" sería el ejemplo más gráfico, ya que en el cerebro de todos ese grito marca de la casa viene grabado de serie.

Jugabilidad

Decir jugabilidad es hablar de Moonwalker. Jacko sólo tiene tres movimientos estrella: el giro, la patada y la tocada de huevos (acompañada del "uuuu", of course), pero están tan bien realizados que da lo mismo. Es apretar el botón y Michael se mueve inmediatamente, salta, se agacha, gira, huevea, golpea y anda. ¿Podría pedirse más? hombre, teniendo todo el catálogo de movimientos de danza de Michael Jackson al abasto para realizar el juego... pues sí. Pero eran los ochenta y yo creo que los propios programadores ya sabían que este juego era como el vino gran reserva, que gana con el tiempo.

Resumiendo, un gran título para una gran consola con un gran protagonista. Recomendado a mitómanos y a todos aquellos que de niños han soñado ser salvados por Michael Jackson vestido de blanco y montando un corcel (ufff...).

No recomendado a los integrantes de la asociación de padres de cualquier colegio Jesuita y para los que se niegan a ver en Michael Jackson al eterno rey del pop.

Vídeo | 'Moonwalker' in game (YouTube) Vídeo | Anuncio de 'Moonwalker' (YouTube)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos