Compartir
Publicidad

Analizamos 'Smash Court Tennis 3' para PSP

Analizamos 'Smash Court Tennis 3' para PSP
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Ahora que se ha anunciado que dejará de ser exclusivo de PSP y también se podrá jugar en una Xbox 360, he decidido volver a insertar el UMD en la consola para contaros qué tal es el juego.

La saga 'Smash Court' fue creada por Namco para su salida en la antigua PlayStation, siguiendo con su estela en el año 2002 para PlayStation 2, y posteriormente en su tercera entrega, esta vez para la portátil de Sony.

¿Qué nos encontramos en 'Smash Court Tennis 3'? Principalmente realismo. El juego se caracteriza por tener una física y unos movimientos de la pelota muy conseguidos, dotando al juego de una gran sensación de realismo en pantalla, cosa que se agradece mucho, dejando muy por detrás a otros juegos del mismo género, incluido su máximo competidor, 'Virtua Tennis', que apuesta por un juego mucho más arcade. También los movimientos de los jugadores están realmente conseguidos, especialmente los de los grandes tenistas del momento, que rozan casi la similitud. Disponemos de seis modos de juego diferentes:

  • Tutorial: En este modo aprenderemos a jugar, comenzando por lecciones sencillas como los diferentes tipos de golpe, la dejada, el goblo o un smash hasta acaba entrenando golpes consecutivos, servicios planos y golpes especiales. En total 24 lecciones que harán que cualquiera pueda comenzar a ganar partidos sin ser necesariamente ningún experto. Es el lugar por donde todos deberíamos comenzar.
  • Exhibición: Este modo nos permite jugar un partido rápido, pudiendo elegir algunas configuraciones básicas y sin complicaciones. En un Partido Rápido será la propia CPU quien elija los jugadores del partido, tanto el nuestro como el rival al que nos enfrentemos, así como la pista o el sexo de los jugadores. Si seleccionamos un Juego Normal podremos configurar todos los parámetros necesarios, como el número de sets, número de juegos, la dificultad o el Tie Break (el desempate de un set cuando dos jugadores llegan igualados a seis), así como si queremos repeticiones durante el partido al estilo de una retransmisión televisiva. Por último el Juego por Equipos nos permitirá elegir un grupo de jugadores para enfrentarnos a otro grupo y realizar partidos completos por equipos.

  • Arcade: En el modo Arcade jugaremos los cinco torneos más importantes de la temporada. En él jugaremos sin descanso un partido tras otro, ya sea en individuales o dobles, durante tres, cuatro o cinco partidos por torneo según la dificultad que seleccionemos.

  • Desafío: Es el modo más alternativo y diferente a los demás. Tenemos a nuestra disposición diversos minijuegos para elegir, como el Tenis Pac-Man, Tenis Galaga o Tenis Bomba. Cada uno de ellos es una adaptación de un clásico de Namco al tenis. Por ejemplo en el Tenis Pac-Man deberemos enfentarnos a nuestro rival usando al mismísimo Pac-Man como pelota. El objetivo es hacer que Pac-Man se trague los Pac-Puntos que por la pista, mientras evitamos que los fantasmas que rondan por la pista nos coman. Está muy entretenido. También podemos jugar al Desafío con entrenamiento, donde seleccionaremos a nuestro jugador favorito para pulirnos en aquellos detalles que aún no dominemos.

  • Ad Hoc: Si algo hace que un juego sea aún más entretenido y jugable, esa es sin duda la posibilidad de enfrentarnos a un amigo. En Ad Hoc podemos compartir el juego con cualquier otra PSP que tengamos dentro del rango de nuestro Wi-Fi, pudiendo conectar hasta cuatro jugadores simultáneos en divertidísimos partidos de dobles.

  • Pro Tour: Este modo es el más importante y completo del juego. En él tendremos que crear nuestro personaje para tratar de ser el campeón anual del Pro Tour. Las posibilidades de personalización de nuestro personaje son múltiples y se van aumentando conforme vamos avanzando en la partida. Jugaremos primero aquellos torneos de principiantes e iremos ganando nuestros primeros puntos de experiencia, que podremos ir repartiendo a nuestro antojo por las diferentes habilidades, o bien comprar golpes especiales y movimientos característicos que sólo irán apareciendo conforme subamos nuestro nivel y nuestras habilidades básicas. Durante el transcurso de las semanas podremos hacer entrenamientos y ganar puntos extra mientras disputamos los torneos. Pero cuidado con la resistencia física. Si entrenas mucho o juegas demasiados torneos, tu fuerza física se verá mermada y el rendimiento en la pista bajará muchísimo. Hay que tener una buena planificación de cada semana para llegar en óptimas condiciones a ese torneo tan importante al que nos acaban de invitar. Si queremos jugar en dobles o en mixtos deberemos retar a nuestra pretendida pareja a un partido individual. Si ganamos, habremos conseguido firmar un contrato que nos unirá hasta que decidamos jugar contra alguien de mejor ránking. Cuando vamos ganando torneos y partidos, acumulamos también puntos para la tienda donde iremos accediendo a mejores materiales, raquetas, zapatillas o muñequeras que aumentarán en grandes cantidades nuestro rendimiento en pista. Además, si firmamos un contrato con un buen patrocinador, éste nos obsequiará de cuando en cuando con nuevos uniformes, peinados, barbas o accesorios para personalizar nuestra apariencia.

Dejando ya de lado los diferentes modos de juego, hablemos ahora del resto de elementos importantes de un juego.

La primera impresión que nos llevamos de cualquier cosa siempre es la que nos entra por los ojos, y en este caso, nos quedaremos embelesados. El acabado gráfico del juego es espectacular y, pese a ser un título de tenis, consigue recrear escenarios realmente sorprendentes e impresionantes. Jugaremos partidos en lugares tan normales como estadios, cruceros, playas, azoteas de rascacielos o a los pies de un majestuoso castillo, ya sea en pleno atardecer de California, en la fría noche estrellada de Tokyo o en las famosas pistas de tierra batida francesas. En cuanto a los personajes, su acabado es tremendamente realista, llegando en momentos a parecer que es el mismísimo Rafa Nadal quien está golpeando la bola. Sin duda, los gráficos son otra de las grandes bazas de este enorme juego.

En cuanto a su jugabilidad, se puede decir que es realmente fácil e intuitiva, pues con tan solo cuatro botones y el joystiq de dirección tendremos a nuestro alcance un abanico de golpes, dejadas, cruzados, liftados y globos que nos permitirán solventar con agilidad cualquier resultado adverso.

Terminando ya, comentar que la música no juega un papel determinante durante un partido de tenis, donde predomina el silencio y sólo escuchamos a los jueces y al público, pero sí mientras estamos en los menús. No dispone de una gran banda sonora, pero al menos cumple con el objetivo de acompañar y amenizar ese rato que estamos trasteando por la Tienda o eligiendo qué campeonato queremos jugar.

Por último, comentar que dispone de jugadores reales, entre los que encontramos a auténticas máquinas como Roger Federer, Rafa Nada, David Nalbandian o Leyton Hewitt entre los chicos, o a jugadoras como María Sharapova, Lindsey Davenport o Martina Hingis.

Aquí os dejo con un pequeño vídeo de un partido entre Federer y Nadal, para que os podáis hacer una idea bastante general de cómo es el juego en movimiento.

Si queréis probar el juego, está disponible una demo en la tienda PSP oficial.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos