Síguenos

PS Vita. Análisis

Mañana miércoles 22 de Febrero sale oficialmente la PS Vita en nuestro país. En VidaExtra disponemos ya de una unidad Wi-Fi en nuestras manos y, después de haber trasteado con ella durante un buen puñado de horas, os dejamos nuestro análisis.

El modelo Wi-Fi costará 249 euros, mientras que la PS Vita 3G/Wi-Fi tendrá un precio de 299 euros. El segundo modelo, el 3G, podrá ser comprado en cualquier tienda o bien en un establecimiento Vodafone, ya que la operadora lo ofrece subvencionado junto a una serie de packs asociados a diversas tarifas de datos. Podéis ver todos los detalles en el post PS Vita 3G con Vodafone: precios.

Diseño de PS Vita

Lo primero que llama la atención al sacar la consola de su caja es el tamaño y lo ligera que resulta. Se podría decir que la PS Vita está en el límite de lo que significa ser una consola portátil. Es decir: pesa poco (260g el modelo WiFi y 279g el 3G), sí, pero para llevarla de un lado a otro no os bastará con meterla en uno de los bolsillos del pantalón debido a sus grandes dimensiones. Sus medidas exactas son 182mm de ancho x 83,5mm de alto x 18,6mm de grosor, pero si la metéis en una funda, que sería lo más lógico, habrá que sumar unos cuantos milímetros más.

PS Vita

Digamos que la PS Vita estaría más o menos a medio camino entre un smartphone de los grandes (tipo HTC Desire HD, por ejemplo, que mide 123mm de ancho) y una tablet (la Samsung Galaxy Tab mide 190mm de ancho), para que os hagáis una idea.

En conjunto, gracias a sus medidas ya los pocos botones situados en la parte frontal, ofrece un aspecto de gadget sofisticado y se aleja del aspecto robusto y pesado que tiene la PSP. No llega a ser tan elegante como un iPad (ni debe ni lo pretende, porque esto es una consola), pero sí se nota que Sony ha intentado estilizarla y darle un aspecto más fino.

Pantalla, controles y cámaras

La PS Vita cuenta con una pantalla táctil de tipo capacitivo de 5” (OLED) capaz de mostrar hasta 30 millones de colores. La respuesta a nuestras acciones es muy precisa y todo funciona según lo esperado. Cualquiera que haya usado algún smartphone con pantalla táctil o una tablet se encontrará muy cómodo, puesto que el funcionamiento es el mismo.

Es multipunto, lo que significa que podremos llevar a cabo determinadas acciones, como por ejemplo hacer zoom, tocando más de un punto de la pantalla de forma simultánea, y la calidad de la imagen es muy buena. Los colores resultan vivos, todo se ve muy nítido y admite prácticamente cualquier ángulo de visión. Eso sí, se ensucia muy rápidamente con la grasa de nuestros dedos. Yo tengo tanto un iPad como un HTC Wildfire y sus pantallas no se ensucian de igual forma. Al HTC le doy un uso muy intensivo y casi ni se nota, mientras que la PS Vita en pocos minutos se llena de grasa (como pasa con el iPad o incluso más). Por suerte sólo nos daremos cuenta de ello si está apagada, por lo que mientras jugamos o vemos cualquier cosa ni lo notaremos.

PS Vita

En el lado izquierdo de la pantalla tenemos la cruceta, el stick analógico izquierdo y el botón Home, mientras que en la parte derecha tenemos la cámara frontal (una de las dos que lleva la consola) los cuatro botones típicos de PlayStation (triángulo, círculo, X y cuadrado), el stick analógico derecho y los botones Select y Start.

La cruceta es un poquito más pequeña que la de la PSP, pero responde mucho mejor y es más agradable al tacto. Lo mismo sucede con los botones: son más pequeños y responden muy bien. Mención especial merecen los sticks analógicos porque son una maravilla. A mí, como a muchos, supongo, me resultaba incomodísimo el stick de la PSP (demasiado pegado a la consola y con un punto de resistencia por encima de lo deseado). Los de la PS Vita están más elevados, son muy suaves y su respuesta es impecable. No cansan y están situados en puntos cómodos.

PS Vita

En la parte superior de la consola están situados los botones L y R (que ahora son redondeados para que la apariencia ovalada de la consola no se rompa), el botón de encendido, los botones de volumen, la ranura para la tarjetas de memoria y un puerto para accesorios. Estos botones son pequeños, pero responden perfectamente. En la parte inferior de la consola hay un puerto que nos servirá para conectar el cable USB, tanto a la corriente mediante adaptador como a una PS3 o un PC, y la salida para los auriculares.

En la parte trasera de la consola encontramos una cámara situada en la parte superior y la novedad más importante que introduce la PS Vita en el terreno de las portátiles y los dispositivos táctiles: un touchpad multitáctil que ocupa prácticamente toda la superfície trasera de la consola.

La respuesta del touchpad multitáctil es prácticamente la misma que la de la pantalla: funciona al mínimo roce y en cualquier dirección. Habrá que ver el uso que se le da en los juegos, porque por lo que he podido comprobar jugando al ‘Uncharted: El Abismo de Oro’ no acaba de ir más allá de la mera novedad inicial. Luego os lo cuento con más detalle en su apartado correspondiente.

PS Vita

Las cámaras no son ninguna maravilla. Más bien están pensadas para los juegos en los que la realidad aumentada sea el principal ingrediente o para capturar nuestra cara en tal o cual juego y demás, porque de de cara hacer fotos o vídeos no va mucho más allá de lo que puede ofrecernos un smartphone. La frontal ofrece una resolución máxima de 320×240 (0,075 megapíxels) y la trasera llega hasta los 640×480 (0,3 megapíxels). La calidad de las fotos y los vídeos es la justa como para tener un bonito recuerdo, pero que nadie espera sacar fotos de calidad suprema o grabar vídeos en HD con una PS Vita. Es una consola, no una cámara para rodar cortos de forma profesional.

Vita OS y aplicaciones

El sistema operativo de la PS Vita, conocido como Vita OS, es un nuevo sistema de Sony muy similar a los conocidos Android o iOS que, además, está pensado para poder ser usado en otros dispositivos en un futuro si la compañía así lo considera oportuno.

PS Vita

Las aplicaciones, que se nos presentan en iconos con forma de burbuja, se abren con tan solo tocar el icono correspondiente. En realidad al tocar un icono se abre una pestaña desde la que podremos iniciar la aplicación o no. Y podemos tener abiertas hasta seis de estas pestañas. Por cada pestaña abierta tendremos un icono en la parte superior de la pantalla, donde se irán colocando en orden, y si pulsamos el botón Home obtendremos una vista rápida de todas las pestañas abiertas para acceder rápidamente a cualquiera de ellas. Siempre de forma lateral.

Si queremos que una aplicación se ejecute tendremos que pulsar primero su icono y luego el botón “Iniciar” que aparece dentro de su pestaña correspondiente. De esta forma, cuando salgamos de una aplicación pulsando el botón Home, lo que hará el sistema será dejarla en espera por si queremos volver a ella luego y continuar por donde lo dejamos (sea un juego o no). Si queremos cerrarla definitivamente tendremos que tirar de la doblez que aparece en la esquina superior derecha de la pestaña, como si fuera la página de un libro.

Esto por un lado está muy bien, porque nos permite navegar entre las aplicaciones que tengamos en segundo plano manteniendo un punto de control donde las dejamos, pero lo que no podemos hacer es saltar de una aplicación abierta a otra. Siempre hay que pasar por dejar en espera una aplicación para poder ir a otra. Hubiera sido interesante como novedad poder movernos entre aplicaciones de forma más directa.

PS Vita

Podemos organizarlas en el escritorio (totalmente personalizable, por supuesto) como queramos con tan sólo dejar el dedo apoyado en la pantalla durante unos segundos. En ese momento podremos mover las burbujas y colocarlas donde queramos teniendo en cuenta que el escritorio dispone de varias pantallas. Para pasar de una zona a otra del escritorio basta con deslizar el dedo hacia arriba o hacia abajo.

Las aplicaciones que vienen por defecto en la PS Vita son estas:

  • Plaza de bienvenida: como bien apunta su nombre, se trata de una aplicación pensada para que demos nuestros primeros pasos en el nuevo sistema. Nos presenta una serie de minijuegos relacionados con las diversas características que ofrece la consola: pantalla táctil, cámaras, touchpad trasero, giroscopio, etc.
  • Fiesta: se trata de un programa gracias al que podremos chatear con amigos y otros usuarios de PS Vita. Pueden ser chats de voz o de texto, como queramos, y podemos ser nosotros los que creemos las fiestas (que es como se llaman estos grupos) e invitar a los colegas o podemos ser invitados.
  • PS Store: la aplicación que nos dará acceso a la tienda de PlayStation desde la que podremos descargar juegos y demos. No he podido probarla porque todavía no está activa en España al no haber sido lanzada la consola, pero suponemos que el funcionamiento será el mismo que el de la PS3.
  • Near: esta es una aplicación bien curiosa. Con ella podremos buscar a otros jugadores que estén cerca de la zona donde nos encontremos gracias a la geolocalización (podemos dejar que la consola detecte dónde nos encontramos vía GPS). Near nos permitirá ver a qué títulos juegan, compartir determinada información sobre los juegos que hemos usado, hacer hallazgos (objetos y jugadores que hayamos encontrado cerca), ver la actividad de nuestros amigos, etc.

Near

  • Amigos: creo que no es necesario detallar demasiado en qué consiste esta app. Sencillamente se conectará a nuestra cuenta para ver nuestra lista de amigos y su estado,
  • Mensajería en grupo: se trata de una aplicación sencilla para enviar mensajes de texto a otros usuarios, ya sean amigos o jugadores con los que nos hayamos cruzado en anteriores partidas online.
  • Trofeos: otra aplicación muy simple que accede a los datos de nuestra cuenta y nos ofrece tanto los trofeos que hayamos conseguido jugando en PS Vita como los que tengamos en PS3 accediendo a la PlayStation Network.
  • Navegador: tampoco necesita mucha explicación. Se trata de la aplicación que nos permitirá navegar por Internet.
  • Uso a distancia: esta es la aplicación que permite acceder a una PS3 de forma remota y controlarla con la PS Vita.
  • Gestor de contenido: programa importante, ya que a través de él copiaremos contenidos de una PS3 o un PC a PS Vita y viceversa. Es muy intuitivo, solamente debemos conectar la consola al dispositivo con el que queramos intercambiar archivos e indicarle el sentido de la operación (de X a PS Vita o de PS Vita a X). Al conectar la PS Vita a una PS3 se detectarán mutuamente y sólo habrá que seguir los pasos que se nos vayan indicando. Si conectamos una PS Vita a un PC tendremos que instalar el Asistente del gestor de contenidos en el ordenador (la opción aparece nada más conectar la consola, así que no hay que andar buscando nada) y configurar los directorios que usaremos para realizar la transferencia de fotos, música, vídeos, etc. El proceso es muy rápido y con un par de clics lo tendremos listo.
  • Mapas: funciona como un GPS. Puede localizar nuestra ubicación y nosotros podemos buscar lugares e incluso hacer que la aplicación trace rutas entre los puntos que le indiquemos, tanto para realizarlas andando como en coche. Sin indicaciones por voz.
  • Ajustes: desde esta aplicación accederemos a todos los posibles ajustes de la consola. Desde actualizar el sistema hasta la administración de datos, ajustes de red, de sonido, fecha, hora, idioma, etc.

También existen tres aplicaciones llamadas Fotos, Música y Vídeos que nos llevarán a los distintos álbumes que tengamos con contenidos de esos tipos. La aplicación de Fotos, además, nos permitirá activar las cámaras para empezar a hacer fotografías o vídeos con cualquiera de ellas.

Jugando con PS Vita y duración de la batería

Tras unas cuantas horas jugando al ‘Uncharted: El Abismo de Oro’, cabe decir que los controles resultan realmente cómodos más allá de cómo estén implementados en el juego (a eso ya llegaremos cuando le hagamos el análisis al juego). En cualquier caso en él se hace uso de la cruceta, los sticks, los botones, el giroscopio, la pantalla táctil y el touchpad trasero. Y sólo hay un punto que no acabo de ver claro y que es precisamente el touchpad.

A ambos lados del touchpad, en los extremos de la parte trasera de la consola, hay dos zonas que no son táctiles y que están pensadas para apoyar los dedos. El problema es que están demasiado cerca de los bordes, con lo que es hace complicado situar los dedos ahí a la hora de sujetar la consola. Es decir: la posición natural hará que coloquemos los dedos tocando el touchpad.

PS Vita

Mientras no lo estemos usando no hay ningún problema, pero si sigo con el ejemplo del ‘Uncharted’, el touchpad se usa para varias cosas, entre ellas hacer zoom con la cámara de fotos que lleva Nathan o con un rifle de precisión. Es un poco incómodo que, cuando ya hemos ajustado el zoom, lo desajustemos por error al volver a tocar el touchpad sin querer dada la posición de las zonas que os comentaba para colocar los dedos. Y no tengo las manos precisamente grandes. No es un problema mayor, pero dado que el touchpad tiene sus usos resulta un poco incómodo perder precisión por ocupar demasiada superficie trasera. Imagino que será cosa de acostumbrarse, pero creo que situando las zonas no táctiles un poquito más hacia el centro (muy poco) sería un pelín más cómodo.

A parte de eso, el juego luce espectacular. La pantalla nos lanza sin ningún tipo de vergüenza ni complejo a la cara la elevada calidad gráfica que las tripas de la PS Vita son capaces de alcanzar. Los efectos de luz, las sombras, los movimientos, la cámara. No pasan cosas raras en pantalla, todo corre de forma muy fluida. Los sticks son realmente cómodos, los botones están muy bien colocados con respecto al stick derecho y son fáciles de alcanzar y los botones L y R, aquí usados para apuntar y disparar, no ofrecen problemas de ningún tipo.

La duración de la batería de la PS Vita es muy justa: unas tres horas aproximadamente si jugamos de forma continuada. Es algo que nos temíamos dadas sus características (mucha potencia de proceso, pantalla táctil) y realmente cualquier smartphone potente nos arrojará unos resultados similares si lo usamos para jugar de forma prolongada, pero igualmente la batería de la PS Vita no llega a satisfacer nuestras necesidades. Si nos la llevamos de viaje tres horas no son nada.

Especificaciones técnicas

Os dejo con un resumen de las especificaciones técnicas de la PS Vita:

  • CPU: ARM™ Cortex-A9 core (4 núcleos) 1,5 GHz
  • GPU: SGX543MP4+ (197 millones de polígonos)
  • RAM: 512 MB de memoria RAM principal y 128 MB de VRAM
  • Dimensiones: 82 mm de ancho x 83,5 mm de alto x 18,6mm de grosor
  • Resolución: 960 × 544 píxeles aproximadamente
  • Pantalla: 5” (16:9) / 30 millones de colores / OLED (tipo capacitivo)
  • Touchpad trasero: pad multitáctil (tipo capacitivo)
  • Cámaras: frontal (320×240 – 0,075 megapíxels) / trasera (640×480 – 0,3 megapíxels)
  • Detección de movimiento: sensores SixAxis (giroscopio de tres ejes, acelerómetro de tres ejes)
  • GPS
  • Conectividad inalámbrica: redes móviles 3G, Wi-Fi IEEE 802.11b/g/n (n = 1×1) tanto en modo infraestructura como ad-hoc, Bluetooth 2.1+EDR (A2DP/AVRCP/HSP)

Ver galeria completa » PlayStation Vita (11 fotos)

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios