Compartir
Publicidad
Publicidad
Guía con trucos y consejos para sobrevivir en Nioh
Acción

Guía con trucos y consejos para sobrevivir en Nioh

Publicidad
Publicidad

'Nioh' es uno de los juegos más exigentes de los últimos años. Cosa que no extraña sabiendo que bebe mucho de los 'Dark Souls' y, cómo no, de los 'Ninja Gaiden' (al fin y al cabo, lo desarrolla Team Ninja). Por eso se nos antoja imprescindible una guía para sobrevivir a los mortíferos Yokai.

La obra dirigida por Fumihiko Yasuda y Yosuke Hayashi requiere mucha destreza a los mandos, y también mucha paciencia. Cuenta con un pico de dificultad demasiado elevado al principio, por lo que serán necesarios, por ejemplo, trucos para derrotar a los múltiples jefes de 'Nioh'. O qué posturas o equipamiento nos convienen mejor para cada misión. Lo veremos todo a continuación.

Lo primordial, antes de adentrarse en este mundo basado en un guión del maestro Akira Kurosawa, es no desesperar y tener claro que aquí vamos a morir mucho de entrada, especialmente contra los jefes, que nos exigirán memorizar todos sus patrones de ataque (habrá que reconocer al instante cada gesto para saber anticiparse mejor) y también ver cuánto tiempo podemos resistir así.

130217 Nioh 01

Cabe decir de antemano que el tramo inicial en Londres forma parte de un tutorial camuflado (aunque luego experimentemos más tutoriales dentro del Dojo) con una dificultad ínfima en donde, en cualquier caso, no podremos de subir de nivel a nuestro personaje. Si se nos atraganta su jefe, mejor abandonar 'Nioh' aquí. Porque tras eso, la complejidad del juego se dispara de manera exponencial.

Si, por contra, queremos seguir, habrá que tener claro cómo queremos moldear a William al poder especializarlo de entrada en dos disciplinas con las armas y a contar con un espíritu guardián de base. Esto no quiere decir que no podamos especializarnos en más armas ni contar con más espíritus guardianes, pero sí que es cierto que, en lo relativo a las armas, a lo largo de la aventura tan solo podremos desarrollar dos de manera holgada (y tan solo podremos tener dos activas a la vez, sin contar las otras dos centradas en fuego a distancia).

La importancia de tener un buen equipo en Nioh

130217 Nioh 02

Hay cinco tipos de armas blancas en 'Nioh': katana, katana doble, lanza, hacha y kusarigama. Cada una tiene sus pros y contras, al igual que sus habilidades propias (pese a que se compartan muchos movimientos). Por ejemplo, si bien las lanzas no son idóneas en espacios cerrados, algunas de sus técnicas podrán convertir un combate complejo en un mero trámite, como la lanza de derribo contra Honda Tadakatsu (al que podremos hacer una presa tras cada impacto final). Mientras que las enredaderas negras de la kusarigama nos pueden venir bien para atraer constantemente al enemigo y no dejarle tregua.

Ante todo, antes de empezar a gastar puntos sin ton ni son, habrá que ver con qué armas nos sentimos más a gusto, y en base a eso, centrar toda nuestra atención en ellas (pese a que nos podamos especializar en el resto después).

También habrá que tener en cuenta el nivel de rareza de los objetos:

  • Blanco = común (familiaridad al 300)
  • Amarillo = especial (familiaridad al 550)
  • Azul = raro (familiaridad al 750)
  • Morado = único (familiaridad al 900)

De peor a mejor, nuestro objetivo será conseguir el mayor número de equipo morado posible, porque contará con más parámetros beneficiosos y también con la familiaridad más alta. ¿Y qué es eso de familiaridad? Por decirlo de algún modo, lo cómodo que se siente William con el arma hasta que le puede sacar todo el partido. Porque según vayamos subiendo el nivel de familiaridad, dicha arma mejorará sus atributos. Una blanca no mejora casi nada; la morada, mucho.

Nota: también habrá equipo legendario de color verde.

No descuidar la defensa, las posturas... ni el Dojo

130217 Nioh 03

Pese a que a lo largo de la aventura no vayamos a obtener ninguna armadura que nos proteja al 100% de los daños del enemigo (todos nos quitarán una barbaridad), sí que hay una diferencia importante relativa a qué tipo de armadura llevemos. No es lo mismo una ligera (y que William lleve poco peso, en definitiva), con la que seremos más ágiles, que una armadura pesada, donde nos moveremos de manera más lenta (aunque al menos el enemigo nos reducirá menos la barra de Ki cuando nos cubramos). Y esta lógica también se aplica a las posturas ofensivas para las armas: con una baja atacaremos más rápido consumiendo menos Ki (pero haremos menos daño), mientras que con una alta propinaremos el mayor daño posible a costa de estar expuestos al ataque enemigo.

En mi caso he optado la mayor parte del tiempo por una armadura ligera/media, ya que por lo general prefiero esquivar a cubrirme (con una armadura de esa clase, se consume más barra de Ki), al igual que una postura media (alternando de vez en cuando entre baja y alta), por lo que esto dependerá del estilo de cada uno.

En lo relativo al cambio entre posturas, hay que añadir la importancia de las habilidades de flujo, con las que aumentaremos la recuperación de Ki, sin olvidar lo sumamente importantes que resultan los entrenamientos intensivos del Dojo (superada la primera misión de Japón contra Onryoki), puesto que cada senda que completemos nos permitirá desbloquear habilidades más poderosas de cada arma. Es un aspecto que descuidé mucho al principio hasta que pasaron unas 20 horas... No cometáis mi error y haced esos entrenamientos cuanto antes.

Consejo para sobrevivir en Nioh: sed prudentes

130217 Nioh 04

Más vale pecar de cauto que de impetuoso. Que no os sepa mal usar el arco o un arcabuz. Si nos podemos situar en zona elevada y abatir a un Yokai de manera más cómoda sin usar un arma blanca, mejor. Así nos evitamos cualquier disgusto o sorpresa indeseada.... Y eso que 'Nioh' es bastante previsible para cualquiera que haya jugado a los Souls. Las emboscadas se huelen a leguas (igual que los atajos a desbloquear), lo que no quita que nos puedan dar más de un disgusto por ser demasiado confiados. Una retirada a tiempo es lo más acertado. Eso, e intentar separar a los enemigos que se han agolpado, porque si se juntan dos o tres enemigos menores nos la pueden liar parda. Mucho. Demasiado. En serio.

También conviene memorizar los distintos patrones de ataque de cada enemigo (hay poca variedad de movimientos, todo hay que decirlo) y saber cuándo nos conviene mejor contraatacar. Y del mismo modo, la técnica aporreabotones no es nada aconsejable. Primero, porque nos pueden realizar un impacto más potente que no podríamos bloquear. Y segundo, porque agotaríamos nuestro Ki y estaríamos expuestos a una presa (una especie de remate final con crítico).

En relación al Ki, será esencial dominar los pulsos de Ki para purificar las "fisuras" de los Yokai. De lo contrario nuestra recuperación de Ki se resentirá y los Yokai contarán con más poder. Cada arma requiere un timing distinto que conviene saberse al dedillo para realizar el movimiento de manera natural mientras realizamos un combo (o cambio de postura). Al principio abruma, pero tranquilos.

Senda del ninja, magia Onmyo, y atajos elementales

130217 Nioh 05

Al igual que me sucedió en las primeras horas con 'Nioh', descuidé bastante la senda del ninja y la magia Onmyo, tanto en los atributos como a la hora de aprender habilidades de esas dos ramas. Y es otro error muy grave.

Es cierto que abruma ver tanto pergamino por desbloquear al inicio, pero si nos paramos a leer con detalle lo que nos puede brindar cada uno, veremos lo importantes que resultan las dos ramas. Por ejemplo, con la magia Onmyo podemos tener acceso a talismanes que confieren propiedades elementales para no tener que depender de los objetos consumibles (contra el jefe Umi-bozu, sin ir más lejos, le haremos más daño si nuestra arma tiene propiedad de fuego).

Hay muchos más usos, claro está. Uno bastante útil en 'Nioh' es el talismán de adivinación, mediante el cuál desvelaremos en el radar todos los puntos importantes (desde enemigos hasta objetos e incluso a los Kodama ocultos). Mientras que otros podrán decantar la balanza a nuestro lado, como el talismán de rejuvenecimiento, con el que recuperaremos la vida de manera gradual.

En el caso de la senda del ninja, aunque su poder ofensivo no marque la diferencia (al contrario que el arcabuz o el cañón de mano, ya que estamos), nos permitirá entorpecer al enemigo y de paso aumentar nuestras resistencias al veneno o la parálisis, entre otros beneficios, como aumentar el tope de flechas que podemos llevar y muchas más cosas. En definitiva, no deberíamos descuidar esta rama.

En base a todo esto, será de vital importancia saber organizar los atajos en 'Nioh' y también a saber diferenciar los que se consumen y no se reponen, con los que forman parte de habilidades. Por ejemplo, la medicina Shingiku (que repone la vida al completo, al contrario que los elixires) es muy rara de ver. O si se nos queda corto el tope de cualquier magia Onmyo, siempre podemos recurrir a los amuletos, que son más (dos talismanes de fuego base frente a 20 amuletos de fuego).

Trucos para derrotar a los principales jefes de Nioh

130217 Nioh 06

Pero vayamos a la verdadera chicha de 'Nioh', sus jefes. Al ser todas las misiones de corta duración (en comparación con otros juegos del estilo), donde más tiempo consumiremos, casi con total seguridad, será contra los duelos finales contra los Yokai o los distintos samurái que pueblan este universo ideado por Team Ninja.

Cada uno nos pondrá a prueba al límite (a mí se me atragantó de manera estúpida Onryoki, pero después el resto ya los supe llevar mucho mejor, con algunos que cayeron incluso a la primera) y en muchas ocasiones desistiremos por pura frustración, pero nunca habrá que darse por vencidos. Hay que fijarse en todos los detalles, en saberse al dedillo cada patrón de ataque, y en saber medir a la perfección nuestros movimientos. Con eso tendremos mucho terreno ganado.

Hay algunos jefes, como el Gran Ciempiés, que son de chiste, mientras que otros se irán repitiendo a lo largo de la historia (ya en misiones secundarias). Nosotros nos vamos a centrar en los principales y por medio de los vídeos que han publicado los maestros de PowerPyx. Si ni con la ayuda en forma de vídeo lográis avanzar, que sepáis que hay un truco con los espíritus guardianes en 'Nioh.

Éste consiste en reservar un atajo para las piedras que nos conceden amrita, para así contar con los servicios del espíritu guardián cuanto antes, a la vez que nos arropamos con magias Onmyo de potenciación, como Pléyades (aumenta el multiplicador de amrita) o Extracción (aparece amrita al atacar al enemigo), entre otras. Aquí tenéis un ejemplo práctico contra uno de los duelos (secundarios) más exigentes de toda la aventura, el de Yuki-onna y Oda Nobunaga.

Truco aparte, esto pone de manifiesto lo importantes que resultan los espíritus guardianes en 'Nioh'. Y en saber escoger cuál nos conviene mejor para cada combate (hay gran variedad de espíritus guardianes, cada uno con una afinidad especial a cierto elemento y con otras ventajas de toda índole para William).

Y también en base a esto, en lo esencial que será subir el parámetro de Espíritu para contar con todos los beneficios del guardián. De ahí que podamos marcar la diferencia en un combate si escogemos el momento idóneo para invocarlos.

Dicho lo cuál, repasemos los principales jefes de 'Nioh'.

Onryoki: ¡cuidado con sus pelotas! Y no te precipites

Hino-enma: vigila su ataque aéreo. Y cuidado con la parálisis

Nue: memoriza sus ataques relámpago

Tachinaba Muneshige: saca partido a la presa al agotar su Ki

Gran Ciempiés: descontamina la zona y destroza su cuerpo

Umi-bozu: el amuleto (o talismán) de fuego es tu aliado

Joro-Gumo: mejor, por detrás

Yuki-onna: cuidado con acercarse demasiado a ella

Tigre Blanco: que sea grande no quiere decir que sea lento

Sapo Gigante: la princesa le ha salido rana a William

Ogress: en las distancias cortas y vigilando sus saltos

Honda Tadakatsu: ¡a por los cristales!

Okatsu: mucho ojo con sus patadas voladoras

Saika Magoichi: si lo llevamos hasta el fuego, mejor

Otani Yoshitsugu: pinta peor de lo que es en realidad

Shima Sakon: al ser humano, es vulnerable a las presas

Gasha-dokuro: cuanto más grandes son, más grande será la caída

Ishida Mitsunari: al loro con las habilidades de su katana

Samurái obsidiano: su hacha no es tan lenta (pero es muy previsible)

Oda Nobunaga: cuidado con sus habilidades elementales

Kelley: hay que estar al tanto de sus ataques por sorpresa

Yamata-no-Orochi: mejor de uno en uno y vigilando las coberturas

Cien Ojos: mucho ojo con sus ojos. JAJAJA. Vale, lo siento

Si habéis llegado hasta aquí, ¡enhorabuena! Ahora, a por las secundarias.

En VidaExtra | Análisis de Nioh, o cómo salir con vida después de aplicarse el harakiri

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos