Compartir
Publicidad
Análisis de Star Trek: Bridge Crew para PS VR, una oportunidad perdida
Análisis

Análisis de Star Trek: Bridge Crew para PS VR, una oportunidad perdida

Publicidad
Publicidad

Iba a empezar este análisis diciendo algo del tipo “como buen fan de la saga Star Trek, siempre he querido sentarme en la silla del capitán de la Enterprise para recorrer el espacio llevando a cabo todo tipo de misiones”, pero me he dado cuenta de que, a pesar de que me gusta mucho su universo, muchísimo, no sé si el término fan se ajusta a mí de forma exacta.

Me explico: me he visto todas las películas, algunas de ellas verdaderamente malas (‘Star Trek V: La Última Frontera’, te miro especialmente a ti), y una de sus series (‘Star Trek: La Nueva Generación’, con la que me lo pasé en grande), pero no tengo un conocimiento verdaderamente profundo de todos los personajes, razas y tramas que componen Star Trek. Cualquier fan de verdad me comería con patatas en un abrir y cerrar de ojos.

Lo que sí he que querido hacer desde pequeño es colarme en una de estas naves e incluso convertirme en su capitán. Y eso es justamente lo que me ha permitido hacer ‘Star Trek: Bridge Crew’, el juego que Ubisoft ha lanzado para la realidad virtual (en mi caso lo he jugado en PS4 con el PS VR), aunque la experiencia no haya acabado siendo tan positiva como me hubiera gustado.

Capitaneando la U.S.S. Aegis en Star Trek: Bridge Crew

El primer chasco que me llevo al entrar en ‘Star Trek: Bridge Crew’ es que no estoy en la U.S.S. Enterprise, sino en la U.S.S. Aegis. Vale, más adelante en el juego sí podremos subir a bordo de la mítica nave, pero...

Star Trek Bridge Crew

Una vez que me he quitado de encima esa espinita, vayamos al grano.

Lo primero que hace el juego es meternos en un tutorial bastante extenso para que nos vayamos acostumbrando a sus mecánicas. Y aquí hay que dejar claro algo muy importante: en ‘Star Trek: Bridge Crew’ no vamos a poder recorrer el interior de la nave, ni teletransportarnos, ni liarnos a tiros en planetas exóticos, ni nada por el estilo. Es un simulador y vamos a estar sentados dando órdenes y llevando a cabo ciertas acciones. Y ya está.

¿No querías ser el capitán de una nave de la flota estelar? Pues ahí lo tienes.

Desde nuestra posición como capitán de la Aegis tendremos acceso a una serie de menús a los que podemos acceder con ambas manos (se puede usar tanto el Dualshock como el PlayStation Move sin problemas). En ellos encontraremos todo aquello que podemos llevar a cabo: ver las misiones disponibles, echarle un vistazo al mapa, dar un impulso para dirigirnos hacia un punto concreto, seleccionar la velocidad a la que queremos que vaya la nave, y un montón de cosas más.

Estos menús se dividen en dos grupos: por un lado están aquellos que incluyen opciones que nosotros seleccionamos directamente, como qué misión seguir en cada momento, y por el otro los que sirven para dar órdenes a alguno de los tres miembros de la tripulación encargados de ejecutarlas. Basta con pulsar el botón X y mirar hacia cualquiera de ellos para que aparezca un menú flotante con las órdenes que podemos darle: elegir la velocidad de la nave, desviar la potencia a los escudos, realizar un impulso, teletransportar a los supervivientes de una nave abandonada, atacar a una nave klingon, evitar un objetivo seleccionado, etc.

Star Trek Bridge Crew

Hasta aquí, y teniendo en cuenta que a nivel gráfico el juego no es ninguna maravilla, lo cierto es que ‘Star Trek: Bridge Crew’ tiene su gracia. Sobre todo cuando hay que tomar muchas decisiones, y en el orden adecuado, para llevar a cabo con éxito una misión. Lamentablemente la campaña es corta y el modo de Viajes en curso, que nos suelta misiones aleatorias de forma infinita, acaba resultando repetitivo.

Digamos que la vida de un capitán debería ir más allá de la silla del puente de mando para no resultar monótona, como por ejemplo bajando a un planeta desconocido para investigar una señal de socorro y que todo se tuerza, pero como he dicho antes el juego no nos permite hacer otra cosa que no sea estar sentados en la nave.

También puedes asumir otros roles. Y jugar en cooperativo

Hasta ahora os he hablado del rol de capitán, porque realmente es el principal y el más jugoso: somos nosotros los que damos las órdenes y decidimos el curso de la acción. Pero el juego nos permite intercambiar posiciones con los tres miembros de la tripulación con los que nos comunicamos: piloto, ingeniero y artillero.

Esa característica es la que entronca directamente con el cooperativo para cuatro jugadores, que es donde el juego debería brillar especialmente: con uno haciendo de capitán para dar órdenes y con el resto ejecutándolas y dando su visión, la sensación de estar verdaderamente al mando de una nave y su tripulación es máxima.

Ahora bien, teniendo en cuenta lo que comentaba anteriormente de la repetitividad de las misiones, tampoco vamos a pasar mucho tiempo en el cooperativo una vez pasada la emoción inicial.

La opinión de VidaExtra

‘Star Trek: Bridge Crew’ sorprende en sus primeros compases al desplegar ante el jugador un montón de posibilidades y acciones a llevar a cabo como capitán de una nave estelar, pero tarda poco en desinflarse debido a un desarrollo repetitivo.

Tampoco ayuda el hecho de que a nivel gráfico está muy descuidado, sobre todo en lo relativo a todo lo que podemos ver fuera de la nave. Y ojo: tampoco viene subtitulado ni doblado al español. Tanto los textos de los menús como las voces están en inglés, algo que puede ser una barrera importante para muchos jugadores.

Para rizar el rizo, y esto es ya más de cara a los verdaderos fans de la saga, no hay ninguna cara conocida. Entiendo que conseguir los derechos de imagen de alguno de los actores o actrices de las películas o las series hubiera elevado el presupuesto del juego, pero lo cierto es que estar en un título de ‘Star Trek’ desarrollado para la realidad virtual en pleno 2017 y que no haya ni rastro de ninguno de los muchos personajes míticos que nos ha dado la saga, es algo que le resta conexión con ese universo.

Star Trek Bridge Crew

‘Star Trek: Bridge Crew’, en definitiva, no deja de ser una suerte de simulador que se ha quedado corto. Una de esas experiencias que está bien probar, sobre todo si eres fan de Star Trek y porque a nivel de mecánicas tiene alguna cosa interesante, pero cuya vida se agota muy rápidamente.

Nota: por si quedaba alguna duda, ‘Star Trek: Bridge Crew’ no marea. El hecho de que no haya movimiento ni acción es lo que tiene.

The Star Trek: Bridge Crew

Star Trek: Bridge Crew

Plataformas PC, PS4 (versión analizada)
Multijugador Cooperativo para cuatro
Desarrollador Red Storm Entertainment
Compañía Ubisoft
Lanzamiento 30 de mayo de 2017
Precio 47,93 euros

Lo mejor

  • Ser el capitán de una nave de la flota estelar
  • La sensación de controlarlo todo

Lo peor

  • Se hace repetitivo muy pronto
  • A nivel técnico va muy justo

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos