Compartir
Publicidad

Sony envía a los redactores una guía sobre como analizar 'Lair'

Sony envía a los redactores una guía sobre como analizar 'Lair'
69 Comentarios
Publicidad

Después de ser pillada cambiando entradas en la Wikipedia, ahora Sony (o, más concretamente, Factor 5) ha decidido que las bajas puntuaciones que 'Lair' está recibiendo son fruto de la no comprensión del sistema de juego por parte de los redactores de la prensa especializada, razón por la que ha decidido enviar a los mismos una 'Guía para analistas' del título.

'Lair' fue uno de los juegos que sirvió de carta de presentación del SIXAXIS™, ya que en él podemos controlar los movimientos del dragón sobre el que volamos inclinando el mando. Sin embargo, con la salida de la versión definitiva, el juego no está saliendo nada bien parado en los medios especializados, que han criticado duramente aspectos como la elevada dificultad, lo poco intuitivo de los controles y, en general, la frustración que se desprende de su elevada curva de aprendizaje.

Ante este panorama, Sony ha optado por enviar a las redacciones de los principales medios especializados una guía sobre cómo interpretar, controlar y analizar correctamente el juego. La guía la firma Julian Eggebrecht, presidente del estudio Factor 5, y aparte de la información sobre la historia y personajes del juego, dedica algo así como unas seis páginas a explicar el sistema de control del mismo.

Según Eggebrecht, las malas críticas del título se deben a que los analistas, hardcore gamers en su mayoría, no están acostumbrados a formas de control que tan innovadores y por eso el juego resulta confuso. Claro. No es que el juego sea malo, o poco divertido. Es que no saben jugar. Así que nada, todos a coger la guía, aprender a usar el control y volver a puntuar el juego.

Sinceramente, no creo que acusar a alguien que se gana la vida analizando videojuegos de "no saber jugar" sea la mejor forma de conseguir críticas positivas. Ningún sistema de control debería necesitar seis páginas de explicaciones. Y es que si alguien no sabe utilizar tu producto, o lo encuentra confuso, es mucho más sencillo acusarlo de "no saber usarlo" que centrarte en corregir los errores y aprender de ellos.

Vía | IGN

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos