Compartir
Publicidad

Mario Kart 8, volvemos a ponernos al volante

Mario Kart 8, volvemos a ponernos al volante
36 Comentarios
Publicidad
Publicidad

‘Mario Kart’ se ha convertido sin duda alguna en el gran spinoff de ‘Super Mario Bros.’ Han pasado veintidós años, que se dice pronto, desde que Mario se subiera un kart por primera vez. Desde entonces la franquicia ha ido evolucionando a grandes pasos al principio pero cada vez de forma más tímida. A veces de forma acertada, otras no tanto. Sea como fuere, tenemos ‘Mario Kart 8’ para Wii U a la vuelta de la esquina y hemos vuelto a probarlo.

Muchos personajes, circuitos más locos e igual de divertido

Para mí ‘Mario Kart’ siempre ha sido sinónimo de diversión con colegas. Carreras locas, a veces un poco chabacanas debido a los objetos. En la última versión que vimos para sobremesa, en Nintendo Wii, vemos que la compañía de Kyoto optó por un desarrollo bastante plano donde predominó más el uso del Wii mando que la creación un título que realmente captara a los jugones.

Esta vez no han optado por experimentos con Coca Cola, tampoco están en Nintendo para ello, y han ido a lo seguro. A lo que ellos saben hacer mejor que nadie: crear una nueva entrega de un juego de conducción poco realista pero capaz de enganchar a todo el mundo. ¿Conservadores? Quizá, los cambios no son grandes pero no nos engañemos: van a por lo que nos gustan, tontos no son.

Mario Kart 8

Nintendo ha aprendido de la experiencia de la entrega de Nintendo 3DS y ahora las carreras transcurren por tierra, aire, agua y tramos que desafían a la gravedad que parecen hacer un guiño a ese F-Zero que nunca llegará. Una buena variedad de diseño en los circuitos y bastantes rutas posibles. En los tramos antigravedad podremos chocar con otros vehículos para conseguir un acelerón extra. Algo inédito hasta ahora y que promete dar mucho juego.

La sensación es buena. Empezamos nuestra primera carrera en 150cc, cualquier otra velocidad es un aburrimiento pero son buenos puntos de partida para los principiantes. Elegimos a Yoshi y hecho esto nos sale un menú de personalización bastante amplio: tipo de vehículo, ruedas y accesorio aéreo. Las combinaciones entre personajes y estos elementos son bastante grandes.

Empezamos la carrera y según avanzamos los primeros metros para coger una curva y hacer el derrape nos damos cuenta de que ‘Mario Kart 8’ tiene una jugabilidad muy bien diseñada. Rápido y con controles muy precisos donde sólo quedamos a merced de nuestros propios errores, amen de los siempre dichosos objetos.

‘Mario Kart 8’ introduce novedades con muy buen criterio

Esta vez tenemos unos cuantos añadidos, como el boomerang. Un arma muy útil si sabemos apuntar bien. ¿Las conchas azules? Igual de condenadas y odiosas que siempre, nos comentan en Nintendo Ibérica que en la versión final habrá algún que otro cambio con este objeto pero lo que es en el rato que jugamos nos hemos comido unas cuantas.

Mario Kart 8

Visualmente Nintendo vuelve a demostrarnos que no hace falta hiperrealismo para hacer que su ‘Mario Kart 8’ luzca realmente bien. Un acabado muy pulido y con una estética que recoge a la perfección el universo Mario tal y como lo visualizan en Kyoto. Una delicia. La banda sonora es bastante variada y como en otras ocasiones acompaña muy bien cada momento en la carrera.

En la demo que hemos podido jugar sólo hemos podido probar cuatro campeonatos. Tendremos modos online, solos o en multijugador, además de la contrarreloj o el modo batalla. Nos hemos quedado con ganas de probarlo porque lo que son los campeonatos no nos enseñan nada que no hayamos visto ya. Un formato que sirve como piedra de toque pero con la chicha siempre en el multijugador.

Mario Kart 8

Conclusiones tras probar ‘Mario Kart 8’

A estas alturas quedan pocas dudas sobre el buen hacer de Nintendo con la franquicia ‘Mario Kart’. Ha tenido sus franquicias más prescindibles, sin duda, pero en general la calidad de la serie es muy elevada. Esta nueva entrega de Nintendo Wii U apunta alto aunque todavía quedan dudas que resolver.

Las sensaciones han sido buenas, sobre todo porque recupera el buen camino tras la descafeinada versión de Wii. Sin embargo queda por ver si las novedades que introduce, que no son muchas pero están bien integradas, son suficientes para convertirse en lo que Nintendo necesita ahora mismo: vender consolas.

En VidaExtra | 'Mario Kart 8': primer contacto

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio