Compartir
Publicidad

'The House of the Dead 4' para PSN: análisis

'The House of the Dead 4' para PSN: análisis
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Esta misma mañana se puso a la venta ‘The House of the Dead 4’ en PS3 por medio del servicio Playstation Network. Casi siete años, que se dice pronto, hemos tenido que esperar para que SEGA nos brindase una conversión doméstica de la cuarta iteración de su famoso shooter sobre raíles, y aquí lo tenemos. Por fin. Pasemos con su análisis sin más dilación, que el tiempo apremia.

A estas alturas de la película el nombre de ‘The House of the Dead’ debería resultar más que familiar. No en vano es uno de los representantes del género con mayor número de entregas. Incluso lo hemos visto sustituyendo las armas por un teclado, siendo uno de los programas de mecanografía más divertidos de la historia. Pero ésa, valga la redundancia, es otra historia. Lo que importa ahora es conocer el marco temporal en el que se encuentra ‘The House of the Dead 4’ ya que, al contrario de lo que muchos podrían pensar, no es el último, cronológicamente hablando, sino que los sucesos parten pocos días después del ‘The House of the Dead 2’ y antes que el ‘The House of the Dead III. De hecho, al finalizar este cuarto capítulo se nos dirá que la aventura continúa en el tercero. Y claro, si no se sabe esto puede chocar un poco. Aparte que viviremos varias situaciones familiares.

The House of the Dead 4. Matando zombies a golpe de Move

The House of the Dead 4

La mecánica también debería resultar familiar, pero aún así la recordamos: nuestro objetivo será eliminar a todo lo que se ponga en pantalla. Aquí, al contrario que el ‘THOTD 2’, por ejemplo, no tendremos que rescatar a supervivientes, con lo que una preocupación menos. El tiroteo será más directo, y no tendremos que preocuparnos por la munición de las metralletas. Tan solo de recargar. No podremos cubrirnos, al contrario que cierta saga de Namco que ni hace falta mencionar, con lo que dependemos de nuestra puntería y de saber aprovechar bien los momentos críticos contra los jefes finales de rigor. Además podremos compartir la aventura con otra persona, siempre en modo local. Pueden estar dos con Move, dos con DualShock, o uno con Move y otro con el DualShock. Por desgracia no hay más alternativas. Y lo digo más que nada por el olvidado GunCon 3.

Al no haber supervivientes, la vida, las granadas y objetos de bonus los obtendremos disparando a zonas especiales de la pantalla, como paneles, cajas de madera, etc. Y aquí, como es tradición en la casa (de la muerte), no siempre estarán a simple vista, y en muchos casos tan solo por un periodo de tiempo limitado. Todo por culpa de ser un shooter sobre raíles, en definitiva. No habrá mucho tiempo para la observación, por lo que en algunos casos habrá que memorizar esas partes especiales. Incluso habrá salas secretas, pero su localización será mucho más difícil de escudriñar.

Aparte de conservar todo el espíritu ‘The House of the Dead’ (nos sentiremos familiarizados al instante), esta entrega aporta su sello propio con dos ataques adicionales por parte del enemigo. Además del ataque clásico, mediante tajo/mordisco/etc, nos podrá agarrar, obligándonos a agitar el mando como descosidos (si jugáis con DualShock tendréis que agitar, literalmente, el mando, nada de darle vueltas como un loco a la palanca analógica, mientras que en Move será un mero trámite), y también empujar, tirándonos al suelo, teniendo poco tiempo para reponernos sin perder vida si eliminamos al que nos tiró. Son más fáciles, en definitiva, que los ataques normales.

Casi dos juegos en uno con escasez de extras

The House of the Dead 4

Otro aspecto que no podía faltar en ‘The House of the Dead 4’ son las fases con vehículos, y las hay. Poco cambiarán realmente respecto a las de ir a pie, salvo que hay momentos críticos, como que se nos viene un camión encima, en los que hay que reaccionar con poco margen (¡y buena puntería!).

Teniendo en cuenta que esto no es una recreativa, sino una adaptación para consolas, sin obligarnos a soltar monedas cada vez que nos matan, y que podemos modificar el número de vidas y los créditos hasta 9 (en el modo libre; en el de clasificación vamos con lo puesto, igual que en recreativas; sólo para Jack Bauer y pocos más), completarlo nos llevará una tarde. Al hacerlo, aparte del mensaje de marras del ‘THOTD 3’, desbloquearemos el ‘The House of the Dead 4 SP’, de duración bastante más corta si cabe. A fin de cuentas uno tiene seis capítulos, mientras que el otro dos. Finalizando esta parte adicional seremos capaces de ver uno de los cuatro finales disponibles, con lo que se alarga un poco su rejugabilidad. Y si no, siempre nos quedan los modos difícil y muy difícil, desbloqueables también tras pasar la aventura, igual que un breve contenido adicional, a modo de “Detrás de las cámaras”, con dos de los artífices del proyecto en su día, Takashi Oda y Yasuhiro Nishiyama, director y productor, respectivamente, con subtítulos en español. Igual que todo el juego.

En resumen, obviando su apartado gráfico, el cuál queda patente que está algo desfasado (casi siete años de antigüedad le contemplan), ‘The House of the Dead 4’ se convierte en una buena alternativa dentro de un género en el que, precisamente, no abundan las alternativas. Aparte que es la primera vez que nos llega a consolas. Motivo de alegría, aunque haya tardado tanto. ¿Hacen unos tiros?

The House of the Dead 4 | PS3

The House of the Dead 4
  • Plataformas: PS3 (PSN)
  • Desarrollador: SEGA
  • Distribuidor: SEGA
  • Lanzamiento: 18 de abril
  • Precio: 7,99 euros

The House of the Dead 4 supone el regreso del famoso shooter sobre raíles de SEGA, siendo la primera vez que llega a una plataforma doméstica. Recomendable, sobretodo para los fans de la saga.

Vídeo | Youtube

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos