Publicidad

21 trucos y consejos de Rust que me habría gustado saber antes de empezar a jugar
Guías y trucos

21 trucos y consejos de Rust que me habría gustado saber antes de empezar a jugar

Tras haber iniciado su andadura en 2013 y evolucionar hasta su versión a principios de 2018, es ahora cuando Rust está viviendo una de sus épocas más dulces. Por suerte para para los que llegan de nuevas, el juego es ahora mucho más grande, rico y recomendable.

Para aquellos que desconozcan a qué se van a enfrentar en este juego de supervivencia, hemos creado una guía de Rust para principiantes que seguro os servirá para haceros una idea del reto que tenéis por delante.

Trucos y consejos de Rust para principiantes

Empieza en un servidor privado

Lo ideal para aprender a jugar, hacerte con los controles y ver cómo funciona todo es entrar en un servidor que se limite al PvE. De esta forma no tendrás que preocuparte de lo que otros jugadores planeen hacer con tu cadáver tras abrirte la cabeza a pedradas.

Plantéate seriamente jugarlo con amigos

Si quieres disfrutar plenamente de la experiencia de una forma controlada, intenta crear un grupo con amigos que pueda servirte para jugarlo más relajado y pudiendo experimentar algo más. Foros y servidores de Discord pueden ser un buen punto de partida para encontrar a gente que se está iniciando igual que tú.

Recuerda que se hace limpieza en el servidor

Los servidores necesitan limpiar y reiniciarlo todo para que no se acumulen edificios que el juego no pueda manejar y para que los jugadores más experimentados no se hagan con el control del servidor y fastidien la partida al resto constantemente.  Atento a esos reinicios para evitar sustos con tu progreso.

Paciencia, es un juego muy hostil

Tal y como ocurre con otros títulos como Escape from Tarkov, si hay algo que caracteriza a Rust es su hostilidad. Cualquier personaje que veas deambulando por el escenario probablemente reaccione intentando matarte cuando te vea, así que debes andar con mucho ojo. Cuidado también con los que pretenden ser tus amigos y probablemente acaben traicionándote.

Prueba todas las armas para saber cómo funcionan

Es recomendable saber qué tienes a tu disposición antes de tener que utilizarlo, así que conforme vayas consiguiendo nuevas armas pruébalas para saber a qué debes atenerte a nivel de retroceso, daño, munición… Por muy buena pinta que tenga no necesariamente significa que vaya a ser perfecta.

Rust06

Mejor ir con cabeza que envalentonado

El primer error que puedes cometer en Rust es pensar que estás ante un juego de acción en el que debes matar al resto. Error. Estás en un juego de supervivencia, y normalmente en un escenario así no siempre ganan los más fuertes sino los más listos. Juega con cabeza y aprende cuándo debes atacar y cuándo es más recomendable salir corriendo con el rabo entre las piernas.

Primeros pasos en Rust

Consigue toda la piedra y madera que puedas

Con 200 de madera y 100 de piedra podrás construirte tu primera hacha. A partir de ahí consigue todos los recursos que tengas a tu alrededor o de camino al sitio en el que quieres montar tu base. Los necesitarás para todo lo que está por llegar.

Rust02

Consigue comida

Durante ese mismo camino y proceso de recolección aprovecha tus primeras armas para dar caza a algún animal y hacerte con algo de comida. Da igual si para ello debes deshacerte de los pocos recursos que has conseguido, ya conseguirás más después.

Construye una base

Cuando ya tengas los bolsillos llenos y hayas dado con el lugar indicado, llegará el momento de construir tu base. Deberás colocar los cimientos con un plan de construcción y a partir de ahí ir construyendo. Empieza de forma comedida y recuerda que el armario es la clave para que nadie pueda construir cerca. Asegúrate de tener uno a mano antes de empezar tu base.

Investiga qué puedes craftear antes de explorar

Con las cosas más o menos controladas, llega el momento de salir a explorar, pero antes asegúrate de no ir con los bolsillos cargados de materiales. Empléalos en craftear todo lo que puedas porque nunca sabes qué nuevo objeto puede suponer la diferencia entre la vida y la muerte antes de partir.

Rust04

Ve en busca de metal para mejorar tu base

A partir de este punto toca dar el salto a la edad de hierro y hacer de tu base un emplazamiento más seguro y difícil de asediar. Tu objetivo será ir en busca de metales destrozando barriles, por ejemplo, y hacerte una puerta y cerrojo que te permitan tener algo más de seguridad.

Crea una segunda puerta de metal

Cuando tengas la primera puerta, no te detengas ahí, vuelve a salir en busca de materiales para poder construir una segunda puerta en la parte trasera de tu base. Agradecerás tener una puerta por la que huir o pillar por sorpresa al enemigo cuando vengan a robarte tus cosas.

Rust05

Diviértete

Lo más importante de todo, diviértete todo lo que puedas en Rust siendo consciente de que gran parte de la gracia es matar y ser matado. Va a ser difícil que consigas hacer amigos en un mundo en el que tu cabeza está desparramada por el suelo cada dos por tres, pero al fin y al cabo has venido precisamente a sobrevivir frente a todos los demás.

Antes de partir debes tener en cuenta

Utiliza el sol para orientarte

Lo de echar a andar sin rumbo fijo para ver qué encuentras es una gran idea hasta que consigues un buen botín y acto seguido descubres que te has perdido. Ten en cuenta la posición del ciclo solar respecto a tu casa para saber siempre hacia dónde debes ir en caso de que te pierdas.

Crea tu casa cerca de un punto de interés

Otra forma de evitar sustos durante tus primeras partidas es intentar construir cerca de un punto de interés reconocible. A ser posible que sea en uno no demasiado frecuentado por ser una buena fuente de objetos y recetas, pero sí uno que puedas controlar desde lejos para volver a casa sano y salvo.

Rust07

Explora el mundo en busca de recetas

Esconderte en la seguridad de tu base está muy bien, pero te va a dar pocas opciones de avanzar en el juego. Tu objetivo una vez tengas controlado lo básico es ir en busca de recetas que te permitan crear nuevos objetos y mantener vivo el ciclo del juego.

Cuidado con el inventario

Si quieres empanarte mirando lo que tienes en tu inventario hazlo cuando estés en casa. Mientras estás mirando tu alijo eres un blanco fácil, así que si debes hacerlo para curarte, hazlo siempre en movimiento. Eso nos lleva al siguiente punto.

Rust01

Siempre en constante movimiento

Conseguir materiales, explorar una zona, construir, mirar el inventario… Todo en Rust debe hacerse o muy bien escondido o en constante movimiento, y si tienes que elegir entre las dos opciones, probablemente la segunda siga siendo mejor que la primera. Cualquier despiste es la puerta de entrada a llevarte un mochetazo en la cabeza por ser un blanco fácil.

Los sacos, tu mayor aliado y peor enemigo

Los sacos son el punto de respawn de Rust, así que intenta esconder la posición del tuyo y permanece atento a los de los enemigos. Destruirlos es clave para que no te pillen por la espalda al volver al juego y te permitirá asediar sus bases con más tranquilidad.

Busca zonas con radiación, pero ten cuidado con ellas

Hay zonas de radiación repartidas por el mapa que son una fuente inagotable de recursos con más cajas y barriles esperando a ser saqueadas, pero acércate a ellas sólo si estás bien preparado o llevas mucha comida para curarte. Sobrevivir en esas zonas no es fácil y deberás salir de ellas lo antes posible si no llevas el equipamiento adecuado.

Los paquetes aéreos son una gran oportunidad

Cuando veas un avión soltar un paquete aéreo tienes tres opciones que deberás pensarte muy bien. O te aventuras para ver qué consigues, o huyes en la dirección opuesta o, la mejor de todas, te acercas con sigilo para tenderles una trampa a quienes vayan a por él y poder hacerte con su botín y lo que hay en el paquete. Sobra decir que ninguna es completamente segura, pero la última es la más divertida.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio