Publicidad

Guía Final Fantasy VII Remake - Cómo conseguir la invocación de Shiva

Guía Final Fantasy VII Remake - Cómo conseguir la invocación de Shiva
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Te traemos una guía sobre cómo conseguir a Shiva en el Final Fantasy VII Remake, una invocación que, a diferencia de otras invocaciones cuyas materias se pueden recoger del suelo sin más en distintos capítulos del juego, se desbloquea derrotando a la propia Shiva en combate.

Lo primero que tienes que saber es que antes del Capítulo 8 del juego no vas a poder conseguirla. Cuando estés explorando el Sector 5 en dicho capítulo, un personaje llamado Chadley te dará unas gafas de realidad virtual gracias a las que podrás enfrentarte a Shiva. Si no te las da es porque tendrás pendiente algún informe de combate previo, así que revisa si has completado los cuatro informes que te pide antes de darte el de Shiva.

Cuando te haya entregado las gafas aparecerá una nueva opción al hablar con Chadley llamada Combate virtual que te permitirá luchar contra Shiva. Si la vences te llevarás su materia de invocación. Si no la vences no pasa nada, puedes intentarlo de nuevo cuando quieras. De hecho puedes llevar a cabo este combate tanto en solitario como con Aeris en ese mismo capítulo o incluso acompañado de otros personajes en capítulos posteriores, por lo que si se te resiste yendo solo vuelve a hablar con Chadley cuando tengas más personajes en tu grupo y tendrás su ayuda.

Cómo derrotar a Shiva

Shiva es una jefa de hielo, por lo tanto su debilidad principal es el fuego. Antes de entrar en combate equípate con una materia ígnea para poder usar la magia Piro y lanzarle ataques mágicos de fuego. Con eso harás subir rápido su barra de fatiga y, cuando sea vulnerable, también podrás hacerle mucho daño. En este punto, además, tus ataques físicos también le quitarán más salud que cuando está en plena forma. Aprovecha y dale con todo.

Tras haberla dejado en estado vulnerable empieza la segunda fase del combate, donde Shiva será mucho más agresiva y tú podrás usar tu habilidad de invocación. En este caso, evidentemente, lo ideal es llevar a Ifrit e invocarlo en cuanto tengas la oportunidad. Sus ataques de fuego le harán mucho daño y mientras tanto tendrás que dedicarte a bloquear sus golpes y darle cada vez que puedas tanto con ataques mágicos de fuego como con espadazos.

Shiva

En general los ataques de Shiva son mágicos y a distancia, te lanzará un puñado de hechizos de hielo, pero son más o menos fáciles de bloquear o esquivar. En todo caso es evidente que además de llevar una materia ígnea lo ideal es usar también la materia de cura para poder recuperar salud siempre que puedas. Importante no confiarse nunca, sobre todo en la segunda fase del combate, porque Shiva tiene ataques especiales que pueden quitarte hasta 1.000 puntos de salud de una vez.

Otro consejo que te vendrá de perlas: enlaza una materia elemental a tu materia ígnea para provocar daño adicional al usar Piro contra Shiva. La otra opción es jugar algo más a la defensiva equipando una materia ígnea por un lado y enlazando la materia elemental con la materia de hielo para recibir menos daño de sus ataques. El escenario ideal sería enlazar una materia elemental con una ígnea y otra elemental con la de hielo para poder hacer mucho daño de fuego y recibir menos daño de hielo. Y si tienes objetos que te suban el nivel de daño mágico, mejor que mejor.

Si se te atraganta el combate yendo en solitario, como decíamos, puedes probar a luchar contra Shiva en compañía de otros personajes a los que puedes equipar con magias de fuego, cura y resurrección.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios