Compartir
Publicidad

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea dictamina que PC Box podrá seguir vendiendo consolas de Nintendo modificadas

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea dictamina que PC Box podrá seguir vendiendo consolas de Nintendo modificadas
21 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Nintendo llevaba un tiempo batallando legalmente con la empresa italiana PC Box (no confundir con la cadena de tiendas de informática española PCBOX) y el caso ha terminado en el TJUE, Tribunal de Justicia de la Unión Europea. La compañía nipona acusa a la italiana de vender consolas Wii y Nintendo DS con el hardware modificado para saltarse las barreras de protección de copyright que vienen impuestas de fábrica.

Y desde PC Box argumentaban que no, que esos chips sirven para que los usuarios puedan reproducir contenido multimedia (series, películas, Mp3…) de cualquier otro fabricante y no sólo de Nintendo, algo que coarta la libertad y los derechos básicos del consumidor. Eso sí, las modificaciones de hardware que hace la compañía italiana también permiten ejecutar juegos sin las restricciones de zona y, según Nintendo, jugar a cualquier videojuego descargado de internet y así vulnerar el copyright. En resumen, un caso complicado que llevó a un tribunal de Milán (donde se estaba dirimiendo el asunto) a consultar con las altas instancias europeas en busca de consejo. Y lo ha encontrado.

Según el TJEU Nintendo no puede impedir que sus consolas se alteren para permitir la ejecución de contenido multimedia de otros proveedores, excepto en el caso de copias ilegales de videojuegos en cuyo caso le da la razón. Vamos, que si el asunto estaba complicado ahora lo está más.

Nintendo mantiene que PC Box modifica las consolas para permitir el uso de juegos piratas y PC Box asegura que no, que lo hacen para expandir las capacidades multimedia de las consolas, unas capacidades que vienen recortadas por defecto y que se pueden mejorar sin llegar a romper los derechos de copyright de Nintendo.

La sentencia del TJEU se alinea con la argumentación de la empresa italiana y, como es lógico, castiga a la piratería. En resumen, PC Box podrá seguir vendiendo su hardware modificado mientras no afecte al material protegido por Nintendo, punto en el que le da la razón a la compañía nipona cuando se trata de una copia ilegal de sus productos. El tribunal europeo insta al juzgado italiano a comprobar si el uso habitual de los dispositivos que vende PC Box consiste en leer copias no autorizadas de juegos de Nintendo o si su uso no vulnera los derechos de autor.

¿En qué queda el asunto? En que previsiblemente Nintendo apelará y seguirá buscando el castigo de los que considera culpables. Está en todo su derecho. Sirva como ejemplo la frase que cierra la nota de prensa que la compañía nos ha enviado:

"Mientras tanto, Nintendo mantiene que el tráfico comercial de estos dispositivos infringe las leyes de derechos de autor, así como otras leyes sobre propiedad intelectual, y Nintendo seguirá persiguiendo a aquellos involucrados en la distribución de estos dispositivos."

Vía | BGR, Europe Online

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio