Publicidad

¿Un Worms en Realidad Virtual? No es la primera vez que Team 17 experimentaría con su clásico por excelencia de la estrategia
Industria

¿Un Worms en Realidad Virtual? No es la primera vez que Team 17 experimentaría con su clásico por excelencia de la estrategia

Publicidad

Publicidad

Los ingleses Team 17 nos "sorprendían" esta semana con un teaser donde se anunciaba un nuevo Worms para 2020. Lo cierto es que ya iba tocando otra entrega, porque aquel Worms W.M.D de 2016 ha sido el último hasta la fecha.

Su críptico mensaje de presentación asegura que "jugaremos a un Worms como nunca lo habíamos hecho antes" y que "las cosas se harán reales en 2020", lo que nos lleva a pensar, como muchos apuntan, a que nuestros queridos Worms se apuntarán a la Realidad Virtual. Eso, o un Battle Royale. Pero, sea lo que sea, no es algo que nos vaya a pillar por sorpresa sabiendo los experimentos que ha sufrido la saga desde 1995, donde ha mutado en otros estilos con mayor o peor fortuna.

Worms Crazy Golf

Worms Crazy Golf

Probablemente, el ejemplo más conocido al ser uno de los más recientes. Worms Crazy Golf (Team17, 2011) tomó como ejemplo aquel spin-off para Java bautizado simplemente como Worms Golf en 2004, donde pasamos de la guerra por turnos entre gusanos a algo mucho más calmado como una partida al relajante golf.

Lógicamente, esta modalidad deportiva no se libró del peculiar sentido del humor del estudio inglés, alejándose de los típicos juegos de golf. Ahora bien, fue un juego donde era esencial haber sido maestros en el lanzamiento de granadas o misiles de anteriores Worms, por todo lo que entrañaba cada golpeo.

Salió en Steam (9,99 euros), PS3 (7,99 euros) y App Store (2,29 euros)

Worms Blast

Worms Blast

Por medio de Ubisoft, pero desarrollado por Team 17 en el año 2002 para PC, PS2, GameCube e incluso Game Boy Advance, nos topamos con esta variante bastante alocada del mítico Puzzle Bobble de Taito de 1994 a la que llamaron Worms Blast.

A priori, daba la sensación de plantear la misma fórmula, pero lo cierto es que se distanció bastante de aquel arcade tan legendario. Para empezar, nos podíamos mover (navegar, en este caso) libremente, no solamente preocuparnos de disparar a las figuras de colores de la parte superior. Pero es que después se iba abriendo la compuerta del medio, de vez en cuando, para poder disparar al rival. Y si a esto le sumamos distintos power-ups para entorpecer al oponente, hasta el punto de ver cómo subía el nivel del agua, teníamos fiesta asegurada contra otra persona.

Actualmente se puede conseguir en Steam por 7,99 euros

Worms Pinball

Worms Pinball

Cómo no, no podía faltar el típico juego de pinball. Porque sí, estos gusanos creados por Team 17 contaron con una mesa temática dentro de aquel Addiction Pinball de 1998, donde compartió protagonismo con otra mesa de otro videojuego desarrollado por el estudio inglés, el juego de carreras del 96, World Rally Fever.

Se independizaría pocos años más tarde por medio de Worms Pinball, repitiendo nuevamente para PC y con una adaptación a la primera PlayStation (en Dreamcast se canceló) que fue exclusiva de territorio europeo. La mesa de pinball no tenía nada que no se hubiese visto en otras del mismo género, a pesar de sus minijuegos ocultos, pero contaba con el reclamo de esta saga de Team 17 y no tuvo tan mala prensa, pese a sus evidentes limitaciones al ofrecer una sola mesa.

Actualmente se puede conseguir en Steam por 7,99 euros
Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios