Las diferencias del nuevo modelo de PS5 al detalle: así afecta el nuevo disipador de calor a la temperatura de la consola

Las diferencias del nuevo modelo de PS5 al detalle: así afecta el nuevo disipador de calor a la temperatura de la consola
31 comentarios

Que haya actualizaciones y revisiones menores de consolas es algo bastante habitual. En la mayoría de ocasiones, estos nuevos modelos buscan introducir pequeños cambios o variaciones en los componentes. La nueva PS5 que ya se comercializa en Japón no es la excepción, aunque, según lo mostrado, parece que no todo son alegrías frente al modelo de lanzamiento.

El canal de YouTube de Austin Evans ha tenido acceso al modelo de PS5 de 2021 (la CFI-1100B) y no ha podido resistirse a curiosear su interior para descubrir por qué ésta pesa 300 gramos menos que la original (la CFI-1015B). La respuesta rápida: un disipador de calor más pequeño y una revisión del ventilador. Eso sí, según nos muestra el propio Evans, esto tiene ventajas y efectos secundarios.

Lo principal: a efectos prácticos, y si no abrimos la consola, notaremos que pesa un poquito menos y veremos que el tornillo de la base tiene un acabado diferente. La caja, al menos la comercializada en Japón, es la misma, aunque cambia el número de modelo se muestra en una de las solapas. ¿Y qué pasa por dentro?

  • La primera prueba comparativa a la que somete Evans al nuevo modelo de PS5 antes de abrirlo es el nivel de ruido que produce, y éste ha sido rebajado de 43,5 decibelios a 42,1 decibelios.
  • La segunda prueba y diferencia es que la temperatura generada por la propia consola en funcionamiento es 3 o 4 grados superior: de los 52 °C pasamos a aproximadamente 55°C.

Si sumamos las tres diferencias, Evans llega a una conclusión clara antes de abrir la consola: el sistema de refrigeración de las PS5 de 2021 es diferente. Y lo cierto es que iba muy bien encaminado, ya que el mayor cambio entre ambas reside en un nuevo disipador de calor más reducido y un ventilador interno algo diferente con unas aspas de mayor tamaño.

El disipador de calor de las PS5 de primera hornada, frente al más reducido de las PS5 de 2021.

Screenshot 5592
Comparativa de los ventiladores de ambos modelos. Nótese el tamaño de las aspas y la desaparición del espacio del modelo original.

¿Cómo afecta esto al consumo energético? Con ambas consolas en marcha ejecutando Astro's Playroom nos encontramos que, según ha podido medir Evans,  la PS5 de 2020 pide 225 W, mientras que la PS5 de 2021 (el nuevo modelo) pasa a consumir 230 W.


Definitivamente, cambios a tener en cuenta y que posiblemente logren que más de un interesado revise la solapa de su futura consola antes de adquirirla. Con todo, si bien todo cuenta al final, el verdadero atractivo de PS5 pasa (y debe pasar) por su catálogo de juegos.

Temas
Inicio