Compartir
Publicidad

'Clank: Agente Secreto': primer contacto

'Clank: Agente Secreto': primer contacto
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Seguramente muchos de vosotros seréis fans de una de esas curiosas parejas que de vez en cuando irrumpen en nuestras consolas para ofrecernos unos buenos ratos de plataformas arriba y plataformas abajo aderezadas con algo de acción y mucho sentido del humor. En este caso os hablo de Ratchet y Clank, que en el juego que nos ocupa dejan de formar equipo momentáneamente para darle protagonismo al personaje débil.

Así pues, como el propio nombre indica, en este 'Clank: Agente Secreto' de PSP, al que le queda algo menos de un mes para salir oficialmente en nuestro país, el protagonista es el pequeño robot Clank. Al principio del juego vemos como Ratchet es capturado por haber cometido el robo de una joya, algo bastante extraño teniendo en cuenta las características del personaje, lo que nos obligará a ponernos en la piel (o en la lata, mejor dicho) de su gran amigo Clank con el objetivo de salvarlo y aclarar el asunto.

Clank
De entrada nos encontramos con un apartado gráfico que sigue la línea del resto de títulos protagonizados por este dúo. Es decir, los decorados gozan de gran colorido y los personajes desprenden ese aire caricaturesco al que ya nos tiene acostumbrados la saga. La cámara, aspecto que suele flojear bastante en los títulos para la portátil de Sony, no funciona nada mal. Hay momentos en los que se echa en falta cierto grado de libertad a la hora de echarle un ojo a los escenarios antes de dar el siguiente paso, pero en general no da demasiados problemas.

Lo que sí notaremos es que al estar llevando a cabo una misión de infiltración, podríamos decir, el sigilo y el no ser vistos primará por encima de la aniquilación de enemigos y el avanzar a lo loco. Esto es algo que queda claro desde el primer momento, donde tendremos que adentrarnos en la fortaleza enemiga sin ser detectados por las luces de vigilancia. Para ello bastará con que aprovechemos las sombras y los espacios de tiempo en los que determinadas zonas queden a oscuras.

Y la cosa seguirá así, ya que los robots encargados de vigilar cada zona responden a patrones de movimiento prefijados, con lo que bastará con que tengamos un poco de vista y aprovechemos los momentos en los que andarán despistados, ajenos a nuestras correrías. Hay un momento durante los primeros minutos de juego en el que tendremos que hacernos pasar por estatuas para que los guardias de un largo pasillo no logren vernos... muy gracioso.

Clank, por otro lado, irá acumulando dinero con el que ampliar su arsenal y mejorar ciertos aspectos gracias a unas tiendas camufladas que encontrará a su paso. Y hablando de armas: son variadas y sus usos de lo más curiosos. Desde armas arrojadizas hasta lanzapegotes de sustancias oscuras y pegajosas para desactivar haces láser o cámaras de vigilancia.

A la hora de enfrentarnos a nuestros enemigos también podremos optar por hacerlo silenciosamente gracias a una decuencia de botones que tendremos que presionar en el orden correcto y en corto tiempo permitido. Ir a saco a veces funciona, pero los mejores resultados los obtendremos yendo poco a poco y sin activar las alarmas.

El juego viene traducido y doblado al castellano y he de decir que el doblaje es excelente, así como la banda sonora. Al más puro estilo 007.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos