Compartir
Publicidad

TGS 2008: 'Dead Rising: Chop till you Drop', decepciona a los que lo han probado

TGS 2008: 'Dead Rising: Chop till you Drop', decepciona a los que lo han probado
Guardar
40 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Se que muchos están esperando a probar con sus propias manos lo que se siente al destripar a un zombie. Hablo, como ya habréis imaginado, de 'Dead Rising: Chop till you Drop', la versión del juego mata zombies que visitó Xbox 360 hace un par de años.

Pese a que el número de zombies en pantalla había desquiciado a más de uno, ya se sabe que las comparaciones son odiosas y más cuando se hacen entre dos plataformas que no han sido diseñadas para hacer lo mismo, muchos conservaban la esperanza de que el sistema de control implementado cubriría con creces la escasez gráfica.

Pero parece que se van a decepcionar. Las primeras impresiones de los afortunados que han probado el juego, allen de los mares en el TGS 2008, no han podido ser más negativas. Un pobre apartado gráfico y un esquema de controles que parece haber sido pensado para acabar con nuestra paciencia. ¿Tan malo es 'Dead Rising: Chop Till You Drop'?

Según Kotaku, sí. Sin paliativos. Jugar al mata zombies en Wii equivale a perder completamente el tiempo. No merece la pena.

En su opinión, el gran punto a favor que tenía el 'Dead Rising' original, y por el que se le podían perdonar sus fallos, era el gran número de no muertos que presentaba en pantalla. La sensación de "están por todas partes, vienen a por mí, pero los voy a reventar con lo que pueda", ayudaba a crear una atmósfera única.

En la versión de Wii, cuenta el enviado especial que pudo probarlo, nunca llegan a aparecer más de seis zombies en pantalla (yo creo que en los vídeos se ha visto alguno más) y lo peor de todo es que lo hacen en los espacios grandes, esos reservados para ejércitos de adoradores de Satán. Ya que si lo hicieran en espacios cerrados la cosa cantaría menos.

De cualquier modo y para compensarlo, parece que Capcom ha añadido, atención, a manadas de "caniches y loros zombie". De cualquier modo, el apartado gráfico puede permanecer en un segundo plano si la desarrolladora consigue sacar provecho de la tecnología que aporta Wii y generar un esquema jugable digno de mención. ¿Ha sido el caso?

Pues parece que no. Los controles resultan un tremendo despropósito, partiendo de la base de que para recoger a cualquier objeto caído, tenemos que pulsar dos botones a la vez, el Z y el A. Botones opuestos, en mandos opuestos. ¿Algún sentido? Digo yo que será por aquello de emular las dos manos, para coger algo...

El sistema de apuntado, disparo y recarga también se muestra como un lío terrible y sencillamente, no funciona. No es jugable.

Pero tengamos paciencia, pese a que Mino Nakai, productor del juego, ha declarado que se encuentra casi totalmente en su estado final y que sólo quedan pendientes algunos bugs menores, aún no ha salido y siempre hay margen de mejora.

Quién sabe si esos "bugs menores", son en realidad un cambio radical del esquema de juego. Por que los gráficos al usuario de Wii le importan poco, ya ha asumido que esa no es su guerra, pero el control debería ser el santo y seña de cualquier producción para la blanca de Nintendo.

Quizá es que a los zombies hay que dejarlos bajo tierra. P.D. Recordad que se trata de las impresiones de los afortunados que han podido probarlo y que, como es obvio, pueden no ajustarse a lo que recibamos los usuarios finales. Así que tocará esperar y probarlo nosotros mismos. Vía | Kotaku

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos