'BlazBlue: Calamity Trigger' para Windows 8, una tomadura de pelo

Sigue a

BlazBlue: Calamity Trigger (Windows 8)

Llevamos casi tres meses con Windows 8 en el mercado, pero su Tienda de Apps, en cuanto a videojuegos, está todavía bastante desaprovechada. Algo que con ‘BlazBlue: Calamity Trigger’, originario de 2008 en recreativas y que recibimos en Windows 8 hace unas semanas, queda patente.

No os voy a engañar. Pese a comprar Windows 8 el día de su debut oficial en todo el mundo, debido a problemas técnicos no pude estrenarme en el nuevo sistema operativo de Microsoft hasta ayer. Y como niño que estrena juguete nuevo, me he metido de lleno a explorar su Tienda Windows, descargando tanto juegos gratuitos como otros de pago, siendo uno de estos últimos, como habréis deducido sabiamente, el ‘BlazBlue: Calamity Trigger’ de Arc System Works. Título que, dicho sea de paso, poseo desde hace tiempo en Xbox 360, igual que su continuación más directa, ‘Continuum Shift’. Al verlo a precio tan asequible, y ante la curiosidad por saber de primera mano qué es lo que ofrecía esta versión para Windows 8 y RT, decidí agenciármelo… Craso error, como veréis a continuación.

‘BlazBlue: Calamity Trigger’ para Windows 8. Capando que es gerundio = Versión arcade

BlazBlue: Calamity Trigger (Windows 8)

Se podría resumir de forma bastante acertada que este ‘BlazBlue: Calamity Trigger’ de Windows 8 es la versión original de recreativas. Y todo por la parquedad de opciones que tendremos a nuestra disposición. Algo que no logramos comprender teniendo en cuenta que en 2010 este mismo juego de lucha en 2D nos llegó para PC en formato físico y con las mismas características vistas en PS3 o Xbox 360. Hasta nos vino con la opción de juego cruzado entre la consola de Microsoft y el juego para Windows. Cosa que en esta nueva versión en formato descarga se ha perdido. Por no tener, no tiene ni modo online. De hecho sólo contaremos con el modo versus offline.

Eso, y los modos arcade (lucha en solitario contra diez contrincantes) y score attack (conseguir la más alta puntuación contra la máquina). Y ya está. Ni rastro del profundo modo historia, ni tampoco de la galería, el teatro de repeticiones o el siempre socorrido entrenamiento. Decir que es una tomadura de pelo es quedarse cortos, máxime teniendo en cuenta que el original de 2010 lo podemos encontrar tirado de precio (y en formato físico) en muchas tiendas. Para mear y no echar gota.

Suerte que, al menos, la plantilla de luchadores es la misma, con lo que tenemos a nuestra disposición a los habituales Ragna the Bloodedge, Noel Vermillion, Taokaka, Litchi Faye Ling, Iron Tager, Jin Kisaragi, Rachel Alucard, Carl Clover, Arakune, Bang Shishigami, Haku Men y V-13. Del mismo modo, las opciones son prácticamente las mismas, exceptuando la posibilidad de alternar entre el sistema de juego (arcade o consola), el cuál se ha perdido, lógicamente. Podemos, eso sí, modificar la dificultad del juego, alterar el número de rondas para los modos arcade y versus, al igual que el límite de tiempo para ambos, y también seleccionar tanto los textos como las voces en inglés o japonés. Y ya está. Bueno, sin olvidar que en esta versión tenemos tres tipos de control que podremos modificar a placer: mando de Xbox 360, teclado (hasta hay un logro por ganar una partida así), y pantalla táctil.

No deja de ser un título de Arc System Works

BlazBlue: Calamity Trigger

A pesar de las importantes carencias de esta versión adaptada a Windows 8 y RT, no deja de ser un título de Arc System Works, o mejor dicho, el primer capítulo de la saga ‘BlazBlue’, con todo lo bueno que eso supone. Yo siempre he sido más de ‘Guilty Gear’ (también del mismo estudio nipón), nunca lo he ocultado, pero aún así no deja de ser otro de los grandes exponentes del género en cuanto a lucha en dos dimensiones se refiere. Sus personajes estrambóticos con estilos completamente diferentes siguen ahí. Sus fantásticas melodías también. Igual que la belleza plástica de cada escenario. Solo que se queda muy corto en comparación con el resto de versiones, y eso que debería ser lo contrario teniendo en cuenta que ha salido hace no muchas semanas en Win8.

Salvo que por un casual nos seduzca la idea de jugar a ‘BlazBlue: Calamity Trigger’ desde un dispositivo táctil gracias a su ventaja a la hora de poder llevarlo a cualquier sitio, pocos atractivos más tendremos para hacernos con esta versión. Porque su vida útil es corta y depende en exceso de las partidas en modo local, ya que para más inri su marcador online (lo único online que tiene este juego) es un completo desierto, y los logros (un total de 200G) un paseo que no nos durará mucho.

En definitiva, hay mejores opciones que este ‘BlazBlue: Calamity Trigger’ para Windows 8. Sin ir más lejos empezando por el que salió en 2010 para Windows XP en formato físico, bastante más completo. En todos los sentidos. En alguna tienda lo he visto por menos de 4 euros. Así que…

BlazBlue: Calamity Trigger

En Tienda Windows | BlazBlue: Calamity Trigger (Windows 8 y RT)

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios