Compartir
Publicidad
Análisis de RiME. O cómo una aventura de puzles sin diálogos puede ser una obra maestra
Análisis

Análisis de RiME. O cómo una aventura de puzles sin diálogos puede ser una obra maestra

Publicidad
Publicidad

De entre todos los juegos publicados este mes ha habido varios que han destacado por encima de los demás por diversos motivos. Todavía quedan unos días por delante para que finalice mayo, tiempo suficiente para que lleguen a las tiendas nuevos videojuegos y desde luego Tequila Works tiene preparado uno de los que más expectación ha levantado desde hace mucho tiempo.

Así es, hablamos de 'RiME', el último gran trabajo de este estudio español que por fin mañana se pondrá a la venta en Xbox One, PlayStation 4 y PC. No obstante, nosotros hemos tenido la suerte de poder disfrutar de su versión final antes de que se produzca su lanzamiento en unas cuantas horas.

Personalmente he de reconocer que tenía muchas ganas de que llegase este momento por las buenas sensaciones que me brindó la versión de prueba que jugué en febrero y sobre la que os hablamos en su momento. La duda es, ¿el producto final habrá cumplido con lo esperado? Es hora de pasar a comprobarlo.

El mundo a través de los ojos de un niño

Rime

Algo que me quedé con ganas de averiguar la anterior vez que jugué a ‘RiME’ fue el motivo de por qué empieza todo. ¿Por qué nuestro protagonista está en medio de una isla? La verdad es que llegar a explicar todo esto podría ser un tanto complicado, porque el argumento del juego es uno de sus aspectos más fundamentales y que hacen a esta aventura tan especial.

Lo que sí puedo adelantar es que el niño que encarnaremos se despierta en la orilla de esta isla en la que transcurre todo. En ese momento desconocemos el motivo por el que hemos ido a parar ahí, pero es algo que poco a poco iremos descubriendo y precisamente eso es lo que hace tan importante a su historia, la manera tan maravillosa en la que se desarrolla.

'RiME' no contará con absolutamente ningún tipo de diálogo. No habrá textos por ninguna parte, conversaciones entre personajes y nada similar. Todo será narrado a través de lo que veamos en pantalla o, mejor dicho, a través de los ojos de este niño que controlaremos. Esto nos obligará a permanecer atentos en todo momento ante todo lo que tenemos situado a nuestro alrededor para ir comprendiendo mejor todo este argumento en el que todo lo que ocurra tendrá su motivo.

La aventura se desarrolla de una manera maravillosa. Merece la pena que sea jugada por cualquier persona.

Es importante recalcar el hecho de observar cuidadosamente todos los detalles, dado que algunos de ellos tal vez los pasaremos por alto o no los llegaremos a dar una especial importancia, hasta que se produzcan ciertas situaciones que nos hagan decir "¡ah! Así que esto era así por esta razón". En cualquier caso, no quiero entrar en demasiados spoilers porque es una historia que merece ser, y puede ser, jugada de principio a fin por cualquier persona, independientemente de su edad.

Aun así, he de reconocer que 'RiME' me atrapó de principio a fin y me emocionó. Esconde una brillantez en todos sus rincones que te hace no querer soltar el mando en ningún momento. Eso no quita que cada uno lo vivirá de una manera diferente, pero lo que es innegable es que no dejará a nadie indiferente y seguramente con las ganas de querer compartir la experiencia, teorías u otros detalles.

Rime

En total la aventura llegará a durar una media de entre seis y ocho horas, una cantidad que variará dependiendo de la habilidad de cada uno y sobre todo del hecho de querer explorar cada lugar detenidamente o por el contrario ir directamente a los objetivos que haya que realizar. Ahí ya dependerá de cada uno, pero no puedo evitar recalcar una vez más la importancia de examinar con todo detalle los elementos que rodean a cada uno de los escenarios por los que pasaremos.

La magia de sus puzles

Tenemos claro que la historia de 'RiME' es espectacular, pero de poco sirve que este aspecto sea sobresaliente si la jugabilidad no es lo suficientemente buena. Por suerte este no es el caso, porque el mimo que se ha depositado en este apartado a lo largo de estos años se nota en todo momento, dando como resultado una aventura muy pulida en la que habrá elementos de plataformas y mucha exploración acompañados por puzles por todas partes.

Rime

Si alguno esperaba encontrarse combates, peleas, jefes finales, etc., está totalmente equivocado, porque aquí no existe nada de eso, de ahí el hecho también de indicar anteriormente que todo lo que ocurra lo veremos a través de los ojos de un niño. Eso no quiere decir que nuestro pequeño protagonista vaya a estar exento de peligros ni muchísimo menos, porque en la isla habitan unos seres con forma de sombras o un pájaro gigante, conocido también como Depredador, que tratarán de complicarnos nuestro avance.

Rime 15

No obstante, su aparición no es que sea constante, ya que como acabo de mencionar es una aventura de puzles y estos serán los que tengan el papel principal a la hora de la jugabilidad. En todo momento tendremos que resolver estos rompecabezas según vamos avanzando por la isla y que tendrán una mecánica simple y compleja al mismo tiempo.

Esta afirmación tiene su explicación, y es que al no haber diálogos ni textos está claro que los puzles tienen que ser lo suficientemente simples para entender qué hay que hacer sin la ayuda de tutoriales o de alguien que nos eche un cable. Por lo tanto, lo único que es necesario es examinar bien todo lo que tenemos a nuestro alrededor o explorar los escenarios hasta dar con la solución correcta o con el camino que debemos seguir para avanzar.

Pero, pasando a hablar sobre los propios puzles, una gran parte de los que nos llegaremos a encontrar se completarán activando unas estatuas que abrirán las puertas a un nuevo camino a seguir. Esto se conseguirá por medio de unas esferas azules que aparecerán a veces y que hay que colocar en un lugar determinado o bien utilizando la voz de nuestro protagonista.

Dicho esto, alguno estará pensando que cómo es posible que se emplee la voz si se supone que no hay diálogos. Pues el motivo es simple y es que los gritos que podrá pegar este pequeño tendrán el poder de activar estas estatuas u otros elementos con los que nos toparemos a veces, como antorchas que servirán para iluminar los rincones más oscuros. Además, otro ejemplo para lo que servirá también es para espantar a animales, como jabalíes, para que salgan corriendo y puedan destrozar unas zarzas que nos bloqueen el camino.

Rime

De todos modos, los puzles no serán coser y cantar, de ahí el que dijese antes que disponen de una mecánica compleja, porque habrá algunos que nos hagan comernos la cabeza demasiado hasta dar con la fórmula correcta que nos permita seguir adelante. De todos modos, ninguno será lo suficientemente complicado como para echarnos atrás o que nos quite las ganas de seguir jugando. Todo es cuestión de paciencia y al final acaba saliendo.

Además, a lo largo de la aventura no estaremos solos. Nuestro protagonista contará con la ayuda de una especie de robots gigantes de dos patas llamados Centinelas (y sobre los que no quiero hablar más en profundidad) y un pequeño zorro que hará la función de guía y a base de ladridos tratará de indicarnos el camino que hemos de seguir por si nos quedamos atascados en algún momento y no sabemos por dónde continuar, ya que la isla es inmensa, pero en ningún momento nos encontraremos ante un mundo abierto, dado que todo estará perfectamente estructurado y dividido por zonas.

Rime

Con respecto a los controles he de reconocer que aquí me he encontrado con la cara y la cruz de la moneda. Si bien son bastante simples en general para poder saltar, nadar rodar, usar objetos o utilizar la voz, al menos yo he tenido problemas con una parte de ellos que en mi opinión no se ha perfeccionado lo suficiente como es a la hora de trepar, saltar y desplazarme por los muros o cornisas porque el control no respondía correctamente en este sentido, pero no deja de ser un detalle puntual, que por suerte no sucede constantemente, y que no ensucia la jugabilidad global.

El sensacional apartado técnico que completa la experiencia

Al no contar con diálogos es necesario que una aventura como esta entre por los ojos al instante y desde luego lo logra a la perfección. Su apartado artístico es sublime, para el que Tequila Works se ha basado en las obras del artista Joaquín Sorolla y por su manera de captar la luz sobre el Mediterráneo en sus pinturas, dando la sensación de que el agua, por ejemplo, estaba en movimiento.

Rime

El videojuego tal vez no sea lo mejor que nos podamos encontrar visualmente hablando, pero eso no quita que sea brillante y para el que se ha puesto mucha atención y cuidado a la hora de seleccionar los colores que forman cada elemento que veamos en pantalla. Por ejemplo, el color rojo solo aparecerá en la capa rota de nuestro personaje, el blanco indicará los sitios por los que podemos trepar o el amarillo o dorado afectará a objetos con los que puede interactuar.

La cámara no supondrá un problema en ningún momento al estar perfectamente optimizada, sobre todo en ciertos puzles que jugarán con la perspectiva y, dependiendo del punto de vista que los veamos, sucederán cosas, algo que se aplica también con las luces y las sombras, dado que el juego cuenta con un ciclo de tiempo dinámico que pasará del día a la noche y al día de nuevo cada 20 minutos.

Su apartado visual es tan especial que se ha puesto mucho empeño a la hora de seleccionar los colores para cada elemento.

Y qué decir sobre su banda sonora. Detrás de ella está David García, un magnífico compositor que también ha trabajado con Ninja Theory en 'Hellblade: Senua's Sacrifice'. Para su creación ha compuesto una serie de temas que no sonarán dependiendo de la zona en la que nos encontremos, sino que variarán en todo momento según lo que esté sucediendo en ese instante.

Esto supone que, si nuestro protagonista está feliz, cansado, triste o atemorizado, sonará de una forma u otra. Lo mismo se aplicará al hecho de que sea de día o de noche y especialmente cuando resolvamos un puzle o avancemos por el lugar correcto, con unas melodías que sonarán más fuerte para enfatizar el hecho de que estamos haciendo algo correctamente. En general el conjunto de melodías es una auténtica delicia para los oídos y resultan una gran compañía durante toda la aventura.

La opinión de VidaExtra

Rime

Tequila Works ya nos sorprendió muy gratamente en su momento con 'Deadlight', hace unas semanas nos hizo pasar un rato divertido con 'The Sexy Brutale' y ahora ha vuelto a la carga de la mejor manera posible con 'RiME', el cual he de reconocer que me parece el mejor videojuego que ha desarrollado el estudio y uno de los mejores que se ha llegado a crear a nivel nacional.

El encanto y la magia que transmite se puede intentar explicar con palabras, como he intentado hacer a lo largo de este análisis, pero la mejor manera posible de descubrir realmente su grandeza es jugándolo uno mismo. Su precio es un gran aliciente también para llegar a hacerse con él, por no olvidar que en España tenemos la posibilidad de adquirir una edición de coleccionista exclusiva para nosotros.

Las horas que pasemos jugando a 'RiME' estarán perfectamente bien invertidas y nos llevará unas cuantas completar la historia principal, pero los que quieran desentrañar todos los secretos que esconde la isla verán como la duración se duplica sin problemas hasta descubrir todos los secretos que esconde. Sin duda he de reconocer que tras todo lo jugado la gran obra maestra de Tequila Works se ha convertido en uno de los mejores títulos que nos ha dejado el 2017 hasta la fecha.

Imprescindible

RiME

RiME

Plataformas PlayStation 4 (versión analizada), Xbox One y PC
Multijugador No
Desarrollador Tequila Works
Compañía Grey Box
Lanzamiento 26 de mayo de 2017
Precio 29,95 euros

Lo mejor

  • Su banda sonora.
  • Todos los detalles que rodean a su apartado visual.
  • La forma en la que se desenvuelve la historia.
  • Puzles lo suficientemente variados y con su dificultad justa.

Lo peor

  • Pequeños fallos con el control a la hora de trepar y saltar por las paredes.
  • El interior de algunas zonas no es muy visible al ser demasiado oscuras.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos