LEGO Bricktales es el salto evolutivo que necesitaban los juegos de construir puentes
Análisis

LEGO Bricktales es el salto evolutivo que necesitaban los juegos de construir puentes

Como si de un Captain Toad se tratase, LEGO Bricktales nos suelta ante los preciosos dioramas por los que pasearemos con la certeza de que nos vamos a quedar embobados. Con pequeños detallitos aquí y allá, sin duda es uno de esos juegos que entran por los ojos.

Tenía pendiente averiguar si también sabía hacerlo en lo jugable, y tras unos minutos con LEGO Bricktales puedo asegurar que sí, que ahí también han dado en el clavo.

El juego de LEGO más lógico

Es curioso cómo el enfoque más lógico que podrían tener los juegos de LEGO ha tardado tanto en llegar. LEGO Bricktales nos planta ante escenarios de escasa exploración que, poco a poco, nos irá presentando puzles de estructuras que deberemos construir a mano.

Casi siempre se centra en obligarte a ir del punto A al B con tímidos caminos secundarios en los que recoger algún objeto y, por el camino, tendrás que ir haciendo uso de las habilidades del personaje y de tu inventiva para construir un camino.

Una escalera de caracol, un puente que aguante el peso, un pilar que evite un derrumbamiento… Con piezas limitadas para cada reto, LEGO Bricktales quiere ser el juego de ladrillos perfecto invitándote a construir desde tu imaginación.

Más allá de las infinitas posibilidades que ofrecía LEGO Worlds con su estilo sandbox, LEGO Bricktales es el único juego que parece haber entendido el potencial de construir cosas, una asignatura que sus creadores, los que dieron vida a la saga Bridge Constructor, tienen más que aprobada.

LEGO

Con ganas de más

Se nota la experiencia con licencias como Portal o The Walking Dead y, como en ellas, aquí consiguen capturar perfectamente la esencia de LEGO. La aventura apunta a ser simpática y accesible para todas las edades, pero queda por ver cuánto le dura la mecha.

Sin un gran reto en los puzles, tal vez el mayor pero se lo lleve el modo edición. Acabas cogiéndole el punto a eso de colocar ladrillos en perspectiva donde realmente toca, pero más veces de las que nos gustaría acabas arrastrando piezas durante un rato hasta dar con la posición que buscabas.

Es justo reconocerle que, pese a ello, se me hace imposible imaginar un editor mejor, así que imagino que será cuestión de práctica y de seguir haciéndome con los controles.

LEGO

Por lo demás, no podría estar más encantado con LEGO Bricktales. Tengo ganas de ver hasta dónde es capaz de llegar con sus desafíos y si es capaz de ponerme entre la espada y la pared. Ahora mismo me apetece mucho un juego así.

Temas
Inicio