Compartir
Publicidad

Del formato digital al físico, un paso necesario

Del formato digital al físico, un paso necesario
52 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los tiempos están cambiando, y como se suele decir, hay que saber adaptarse. Ahora lo que se lleva es el formato digital, o al menos es lo que más fuerza está cogiendo estos últimos años a pesar de la reticencia de los que amamos el formato físico (llámese CD de música, llámese película en Blu-Ray, llámese libro, o llámese juego en DVD). Sus ventajas (con pequeños matices) son claras: siempre hay stock de un producto, la compra es directa, y no ocupa espacio físico. Pero también tiene sus inconvenientes (con matices): dependemos de un servidor y una conexión a Internet, no se lo podemos prestar a un amigo (quién no le ha dejado de pequeño el cassette de un grupo que acabamos de descubrir a un colega…), o que el pago tenga que ser casi siempre con tarjeta.

En el mundillo que nos atañe podríamos nombrar un montón de servicios de descarga digital, pero basta con hacer referencia a los más conocidos. El más grande, en todos los sentidos, es Steam, de Valve. Todo un ejemplo a seguir, aunque no exento de aspectos por pulir. Los nostálgicos tenemos Good Old Games, y ya en consola dos servicios se llevan la palma claramente: Xbox Live Arcade y Playstation Network. Y por este sentido, además. Luego ya vendría Nintendo con su eShop y WiiWare. Pero todo esto es lo de menos. De lo que vengo a hablaros en este artículo es sobre el, a mi parecer, paso necesario del formato digital al físico. Sí, a la inversa de la moda que impera en la actualidad.

Esta idea me ronda por la cabeza desde hace tiempo, pero ha vuelto a mí con especial fuerza gracias a cuatro noticias recientes en concreto:

¿El problema? Que para llegar a esta situación antes hay que asegurar unas ventas y que el juego que vaya a dar el salto al formato físico tenga que ser un éxito. O al menos llegar hasta un punto para el que se empiece a tener en consideración este paso. Y aquí, además, habría que diferenciar entre consola y Mac o PC, ya que lo habitual en las consolas es ver packs en un mismo DVD para que salga más rentable el tema, como vimos en el SEGA Megadrive Ultimate Collection’ de PS3 y Xbox 360.

Dos ejemplos del paso en consola

Dos packs especiales

Aquí tenemos una ventaja clara: tenemos más por menos, en especial si tuviésemos la idea de comprarlos todos, pero por separado, en formato digital. Y en algunos casos hasta nos llevamos algún extra, como en el caso del pack de la consola de 16 bits de SEGA, con comentarios en vídeo dentro del propio juego sobre los creadores y demás. Pero en comparación con los que se ven en Mac o PC, las diferencias saltan a la vista. No hay color.

¿Cuál es una de las cosas que se echan de menos en los juegos que están en formato digital? El manual de instrucciones. O al menos así lo veo. Llamadme clásico, pero echo en falta ese ritual a la hora de comprar un producto en este formato. Ése de ir viendo las páginas del manual antes de empezar con el propio juego, y cómo no, olisquearlo. Nos retrotrae 20 años a nuestra infancia.

Esto es lo mínimo exigible, y casi lo único que veremos en consola. Mientras, en Mac o PC, las ediciones a físico de clásicos en digital, son inmensamente más cuidadas, incluyendo, aparte del manual de instrucciones, libros de arte, la banda sonora, cómics, libros de pistas, una camiseta o un póster. Y casi siempre por precios que no superan los 20 euros. De coña.

Dos ejemplos del paso en PC

Dos joyas imprescindibles

El preciosista ‘Machinarium’ y mi idolatrado ‘Super Meat Boy’ son dos ejemplos perfectos de esto último, aunque tampoco habría que olvidar la fantástica edición norteamericana del ‘Back to the Future’, con guiños varios a las películas. Pero claro, casos como estos, por desgracia, hay pocos.

No todo lo que sale en digital tiene su futuro asegurado en físico. Sólo unos pocos son los afortunados, y tras haber pasado un tiempo prudencial. Al menos esta tónica es más favorable cuando se trata de los DLCs del éxito del año. Sí, las ediciones GOTY de turno. Ejemplos hay muchos, como el ‘Fallout 3’ o el ‘Batman Arkham Asylum’, e incluso se han dado casos con packs de DLCs sin el propio juego (aunque finalmente acaben llegando también los packs con todo), como en el GTA IV’.

Lo malo es que volvemos al problema del inicio. Casos así los vemos a cuentagotas, y este panorama debería cambiar. Pueden coexistir perfectamente ambos formatos, pero las compañías deberían tener menos miedo ante este paso necesario, porque de lo contrario se quedarán sin un pastel de público importante. ¿La solución fácil? Seguir apostando por packs de juegos, pero hacerlos más completos si cabe, no solamente de tres. O incluso arriesgarse en consola a sacar en físico un juego en solitario, y con un montón de extras para compensar el gasto. Ahí tenemos, como ejemplo de lo primero, el BIT.TRIP COMPLETE para Wii (en Nintendo 3DS bajo el nombre de ‘SAGA’). ¿No estaría genial recibir en PS3 y en formato físico todos los trabajos del estudio Q Games (‘PixelJunk’)? ¿Cuántos pagarían por él si Sony decide sacarlo a 30 euros? ¿Y qué me decís de un lote completo de los títulos que formaron el Xbox Live Summer of Arcade del año pasado? Sería un puntazo.

Soy una persona optimista (los que me conocen bien lo saben), y si tengo en cuenta la tímida tónica que se está dando en este arranque de año, me gustaría pensar que de cara al 2013 la cosa irá a mayores y no será tan raro ver este tipo de paso. Al final ganaríamos todos. ¿Cómo lo véis?

En Vidaextra | ‘Capcom Digital Collection’ anunciado para Xbox 360, ‘Beyond Good & Evil HD’, ‘From Dust’ y ‘Outland’ acabarán llegando en formato físico en forma de pack, La bonita historia de ‘Bastion’ y su única copia física, ‘The Binding of Isaac’. Su terrorífica edición física al detalle

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos