Protestar por el sistema de evaluación de empleados le ha costado el puesto: Blizzard despide al encargado de World of Warcraft Classic

Protestar por el sistema de evaluación de empleados le ha costado el puesto: Blizzard despide al encargado de World of Warcraft Classic
9 comentarios

Parece que las cosas no mejoran en Blizzard y las polémicas continúan acumulándose. Brian Birmingham, encargado de World of Warcraft Classic, ha sido despedido por la compañía tras quejarse del injusto sistema de evaluación de empleados.

Un informe publicado por Bloomberg revela que Birmingham se negó a darle una "baja evaluación" a un empleado para cumplir con una cuota que Blizzard impuso en 2021. Según las fuentes de Bloomberg, estas calificaciones bajas de rendimiento reducen las bonificaciones e impiden que puedan recibir aumentos o ascensos en el futuro.

A esta práctica se la denomina "stark ranking" y se basa en dar calificación negativa de rendimiento al menos al 5% de sus empleados para fomentar el rendimiento de los empleados.

En respuesta a las exigencias de Blizzard, Birmingham expresó su descontento e inconformidad en un correo y señaló que esta política "anima a la competición entre empleados, sabotear el de los demás, que quieran buscar un equipo bajo donde puedan sobresalir y por último erosiona la confianza y destruye la creatividad".

Finalmente, señaló que la Blizzard para la que él quiere trabajar "ya no existe" si se siguen manteniendo estas políticas injustas. Y parece que Blizzard no se lo ha tomado muy bien porque el siguiente paso fue despedirle. Lo último que sabemos de Birmingham es que ha elaborado un hilo diciendo que no quería que esto fuese público.

Traducción: No tenía la intención de hacer esto público, pero aparentemente ya está en las noticias, así que al menos me gustaría dejar las cosas claras. Ya no soy un empleado de Blizzard Entertainment, aunque regresaría si me lo permitieran, para poder luchar contra la política de ranking de stacks desde adentro.

En el mismo hilo, Birmingham añade:

Pero no puedo participar en una política que deja a ABK robar dinero de empleados que se lo merecen y tampoco se me puede obligar a mentir sobre ello.

Como dato interesante, Microsoft dejó de usar estas políticas en 2013 después de que hubiese numerosos casos de sabotajes y peleas entre compañeros. Esta práctica la popularizó General Electric en 1980. En resumen: Blizzard continúa con problemas serios con respecto al trato de sus empleados.

Temas
Inicio