Publicidad

Anno History Collection es otro valioso escalón en la incómoda pero necesaria moda de la preservación y la nostalgia
PC

Anno History Collection es otro valioso escalón en la incómoda pero necesaria moda de la preservación y la nostalgia

Publicidad

Publicidad

Pese a lo que pueda parecer por mi entusiasmo con Anno 1800 y sus  expansiones, estoy muy lejos de ser un fanático de la saga. Recordaba haber jugado a alguno y había probado las dos entregas anteriores, pero adentrarme en Anno History Collection suponía (casi) empezar de cero.

La remasterización de Ubisoft es una recopilación que incluye Anno 1602, Anno 1503, Anno 1701 y Anno 1404. Todos con mejoras visuales y una completa colección de expansiones, pero también preservando su jugabilidad en ámbar para que esté más cerca de la lección de historia que de la modernización de un clásico.

Anno History Collection es una fantástica lección de historia

Esa es precisamente la forma de presentarse como opción para el jugador. Con dos caminos cruciales, el de la nostalgia para aquellos que ya conozcan la saga y las bondades y defectos de cada entrega, y el del descubrimiento para los que vengan de Anno 1800 o entregas anteriores con ganas de saber más sobre la franquicia.

En ambos esa lección de historia es la principal baza. Un viaje de 10 años de evolución que nos permite ver a vista de pájaro cómo la franquicia fue creciendo y retorciendo sus mecánicas hasta convertirse en lo que es hoy en día. El salto que, desde 1998 hasta 2009, convirtió a Anno en gran parte de lo que es hoy en día.

Ver cómo la fórmula de tiers ha ido mejorando con el paso de los años, cómo ideas como las rutas de barcos eran ya un elemento clave desde el principio, cómo abordaban el asalto a otras civilizaciones y regiones a base de, por ejemplo, comerciar con Oriente y sus nómadas. Es una gozada poder asistir con asientos de primera fila a lo que, en esencia, es un paseo por un museo.

Sin embargo, conscientes de cómo esa clase magistral de crecimiento del género de estrategia y 4x tiene más valor en la citada intención demostrativa que en materia jugable, Ubisoft ha decidido poner a disposición del público los juegos de la colección por separado. En absoluto una mala idea teniendo en cuenta que no todos han envejecido igual de bien.

Annohistory2

El equivalente a los juguetes de coleccionismo preservados en cajas

Anno 1602 y 1503 son, por así decirlo, un trago difícil de digerir. Especialmente en el caso del primero, donde todo está aún en pañales, pero un tedio en ambos para aquellos que quieran profundizar por culpa de un ritmo sorprendentemente bajo y pausado. El “siempre hay algo que hacer” queda ahí totalmente difuminado.

Mucho más recomendables son Anno 1701 y 1404. Dos juegos que, tiempos y mejoras de usabilidad e interfaz a un lado, son completamente disfrutables a día de hoy. Sólo tener Anno 1800 a golpe de click en la biblioteca de Uplay ha evitado que caiga en el pozo de horas que ambos proponen.

Annohistory3

Para aquellos que ya estén hastiados de la última entrega de la saga puede ser una buena forma de gozar de un “más de lo mismo” pero distinto y seguir evolucionando casas y almacenes durante decenas de horas. Al menos hasta que Tierra de Leones, el esperadísimo DLC africano de Anno 1800, llegue finalmente al juego.

Entre la nostalgia, la lección de historia y la asequible estrategia de comercializar ambos factores, Anno History Collection no va más allá de lo que ya se ha convertido en una irremediable moda. Por este aro han pasado ya Age of Empires, Command and Conquer y hasta Crash Bandicoot, y para bien y para mal no serán los últimos.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios