Sigue a

The Witness

Se miraron primero de manera furtiva, como dos adolescentes que se gustan en la secundaria. Luego ya dejaron la vergüenza de lado y se dieron amor a base de bien. Del que llega a doler, en plan 50 sombras de Grey. Hablo de Jonathan Blow y de Sony, una reciente relación de amor que parece haber fructificado tras el amargo paso del desarrollador por Microsoft.

Y es que según cuenta Blow su experiencia con el gigante de Redmond no fue todo lo positiva que cabría esperar. Pasó un pequeño infierno por el que no estaba dispuesta a pasar de nuevo con ‘The Witness’ y la opción de Sony con su Playstation 4 acabó por conquistarle.

Es, en su opinión, una consola con un acercamiento mucho más claro a los jugadores y a los desarrolladores que el híbrido de consola / home center que se supone pretende Microsoft (son especulaciones ya que la compañía de Bill Gates no ha enseñado nada). Entre eso y las malas relaciones que llegó a tener con gente de la compañía se entiende su decisión.

“Hay muchas razones por las que el salto a Sony y su PS4 creo que ha sido algo positivo. Algunas fueron técnicas aunque no sabemos las características finales de la consola de Microsoft pero sí leemos todo lo que se filtra y me parecen plausibles. Para mi esas filtraciones hablan de una consola que no sólo se basa en juegos. Está intentando convertirse en el centro de ocio del comedor, lo cual quizá está muy bien para el modelo de negocio de Microsoft. Pero no parece el mejor lugar para poner la mejor versión de nuestro juego. No me parece una buena elección.”

“Y sí, he pasado muy malos ratos trabajando con gente de Microsoft en el pasado. Quizá no súper malos pero sí moderadamente malos en términos de relación comercial. Otros desarrolladores amigos míos lo han pasado fatal con ellos así que la idea de volver a firmar con Microsoft no es algo que hayamos descartado completamente… pero si algo que me da algo de miedo. No me pasa eso con Sony. Quien sabe si quizá lleguemos a un final así de malo pero no lo creo. La gente con la que hablamos habitualmente son buena gente y estamos muy felices de trabajar junto a ellos.”

La mala relación de Blow con Microsoft no es algo totalmente nuevo, ya se sabía y el mismo desarrollador había comentado alguna que otra vez que no estaba nada de acuerdo con la política de la compañía americana en lo que a precios y juegos se refiere. Veremos cómo acaba esta nueva relación que, como todas, al principio parece mucho más fuerte. ¿Se les acabará el amor de tanto usarlo?

Lo que está claro es que para que la PS4 triunfe en todos los sectores en Sony van a tener que camelarse a los desarrolladores independientes. Están en ello por lo que vemos.

P.D. Os dejo con una de las mejores baladas rock de la historia que podría ponerle banda sonora al primer párrafo protagonizado por Jonathan Blow y Sony. Con el eco a tope en la voz de Coverdale, como ha de ser.


Vía | Edge

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

10 comentarios