Compartir
Publicidad
Let Them Come, el juego que ha recreado como nadie la escena de las torretas en la película Aliens: El regreso
Análisis

Let Them Come, el juego que ha recreado como nadie la escena de las torretas en la película Aliens: El regreso

Publicidad
Publicidad

Como gran amante de los juegos de espíritu arcade, ideales para partidas rápidas, me alegra comprobar cómo cada año van saliendo videojuegos que siguen evocando aquella época y bajo fórmulas que aportan su granito.

Uno de ellos es Let Them Come, del estudio Tuatara Games, lanzado en el mes de octubre de 2017 en PC y Xbox One, para ver cómo pocos meses después se adaptaba a PS4 y a móviles. Un juego que en principio no me dijo mucho cuando salió, salvo por su claro homenaje a las películas de Aliens, pero que acabé comprando con el paso del tiempo al verlo de oferta y ante el que vuelvo de vez en cuando por el simple placer de matar monstruos.

Ármate de paciencia y no te muevas

Let Them Come

La premisa de Let Them Come es de lo más atípica para ser (salvando las distancias) una especie de Tower Defense al controlar únicamente una torreta, la del protagonista Rock Gunar: un mercenario que tiene el objetivo de erradicar la presencia de alienígenas (en oleadas) dentro de una nave.

No nos podemos mover, tan solo apuntar con dicha torreta, siempre hacia el frente, por donde no paran de salir toda clase de aliens de distinto tamaño. Es inevitable, por lo tanto, acordarse de la escena de Aliens: El regreso, donde los protagonistas colocaban un par de torretas automáticas para controlar el asedio de los aliens, contemplando cómo bajaban con mayor rapidez las balas que la presencia de esos letales seres. Salvo que aquí nosotros estamos en primera línea de fuego y somos los únicos humanos.

Es un juego con pocas pretensiones y con un objetivo claro: disparar sin hacer preguntas. Un juego para echar varias partidas e ir progresando en el número de oleadas (se conserva el punto donde nos quedamos) para llegar hasta varios puntos donde tocarán unos duelos especiales contra jefazos.

Ahí es donde más brilla Let Them Come, al ser bastante llamativa la forma en la que resuelve esa clase de desafíos con tan poco. Porque cada jefe, como sucedía con los The House of the Dead, requerirá que vigilemos de cerca sus ataques para poder contrarrestarlos disparando rápido en puntos vitales si no queremos sufrir algún golpe o una muerte automática. 100% arcade.

Let Them Come: que vengan... ¡QUE VENGAN!

Let Them Come

Obviamente, Let Them Come tiene guardado un as bajo la manga: el pique que produce cada oleada y los beneficios que vamos obteniendo para ir mejorando sensiblemente nuestro equipo. Porque aquí moriremos. Muchas veces. Y ese dinero viene bien para invertirlo en más munición (tan solo la estándar de la torreta es infinita), otro tipo de armas secundarias (granadas y algunas contundentes a corta distancia) y mejoras pasivas para Rock.

Su mayor componente arcade lo tenemos, en cualquier caso, en esa clase de ventajas que van saliendo en acción por cada barra de combo al máximo y que pueden resolver situaciones aparentemente imposibles, como duplicar el daño, contar con munición infinita, pedir un "ataque aéreo" (sí, dentro de un túnel) o reponer la vida. Lógicamente, algunas de estas ventajas tan solo duran unos segundos, pero su duración puede ser mayor o menor si somos lo suficientemente habilidosos a la hora de calcular cuándo pulsar un botón.

La traca final llega cuando logramos activar el modo Frenesí, a base de seguir acumulando la barra de combo hasta niveles demenciales. Esto se da, sobre todo, contra los jefes, teniendo que vigilar previamente que la torreta no sufra un recalentamiento. Que una cosa es la munición y otra el calor.

Gráficamente es exageradamente pixelado y por momentos feo, por el diseño de algunos aliens, pero Let Them Come ofrece un reto interesante para los que busquen el desenfreno inmediato, pero con lo mínimo para que no todo sea disparar, sino calcular cuándo activar ciertos elementos. Y con desafíos por doquier y la inevitable y difícil New Game+ al completarlo.

Por 5 euros en Steam (7,99 euros, en consolas), poco más se puede pedir...

Sitio oficial | Let Them Come

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio