Compartir
Publicidad
"El videojuego es tan diverso y rico como la sociedad". Entrevistamos a los creadores de MUVI (Museo do Videoxogo) en Galicia
Entrevistas

"El videojuego es tan diverso y rico como la sociedad". Entrevistamos a los creadores de MUVI (Museo do Videoxogo) en Galicia

Publicidad
Publicidad

Este mes tuve el inmenso placer de asistir a la inauguración de MUVI (Museo do Videoxogo) en Cangas do Morrazo. Un espacio cultural creado para descubrir ocho generaciones de consolas a lo largo de sus más de 40 años de historia.

Los creadores de esta iniciativa, los hermanos Jacobo y Galo Martínez, arroparon a todos sus asistentes en este viaje cargado de nostalgia donde pudimos descubrir auténticas rarezas, pero sin olvidar etapas más recientes al ser un museo centrado en el pasado, presente y futuro del videojuego.

Enmarcado dentro de TREBELLA: Espazo de Traballo, en Rúa Andalucía 10 (Cangas do Morrazo, Pontevedra), estamos ante un museo inmensamente más humilde que el prestigioso MoMA, indudablemente, pero que busca igualmente "la divulgación del videojuego como expresión cultural, en la que la diversión y el arte caminan juntos, desde un punto de vista transversal". Porque los que llevamos en esto 20 o 30 años tenemos claro que el videojuego es cultura.

Aparte de sentirnos agradecidos por la invitación de Jacobo y Galo, fue también un momento de lo más especial al ser lectores de VidaExtra desde sus inicios. Los tres compartimos esa pasión por los videojuegos y pudimos charlar en varias ocasiones, entre todo el público asistente (la acogida ha superado las previsiones; y el buen tiempo también acompañó... que no siempre llueve en Galicia, ojo), de esa clase de juegos que nos marcaron, conocer más a fondo rarezas y, en definitiva, disfrutar de un museo en buena compañía.

160219 Muvi 01

La primera pregunta es evidente: ¿cómo surge la idea de montar un museo del videojuego?

Los que nos conocen nos han oído hablar sobre el museo durante los últimos años. La idea nace fruto de nuestra pasión por este medio y probablemente a raíz de la necesidad que siempre hemos tenido de que los videojuegos sean abordados como una manifestación cultural más, de forma respetuosa, con la seriedad y rigurosidad que se merecen, pudiendo ser equiparados al cine y, por qué no, al arte.

¿Qué es lo que más os ha sorprendido de la presentación?

La inauguración fue un momento catártico para nosotros. En abstracto, la idea no convencía a todo el mundo. Sin embargo, ya como algo tangible, la reacción ha sido unánime y la acogida, excelente. Lo más sorprendente, sin ninguna duda, ha sido vivir el feedback de la gente profana, de aquellos en los que costaría imaginar interés hacia los videojuegos. Curiosos, escépticos, recelosos... todos se han mostrado positivos con el planteamiento, la visión y el resultado.

Siempre nos hemos marcado como meta la transversalidad. Sabemos que el videojuego es tan diverso y rico como lo es la sociedad. No queremos quedarnos en algo de nicho, todo el mundo puede disfrutar de los videojuegos, así que respondiendo a tu pregunta, lo que ha sido increíble es ver a gente con perfiles tan distintos volcarse con el MUVI. Teniendo en cuenta que no estamos en una gran ciudad, ni disponemos de los fondos de una entidad pública, lo hemos vivido con mucha emoción.

¿Qué tipo de actividades tenéis planeadas para el futuro?

El Muvi va a funcionar en tres líneas de trabajo diferentes para llegar a la gente:

Por un lado, con aperturas públicas limitadas y gratuitas a través de eventos durante el fin de semana en las instalaciones de TREBELLA (el coworking que tenemos a nuestra disposición). La próxima apertura por ejemplo es el 9 de marzo, con alguna sorpresa, novedades, e instalaciones específicas. Queremos que el museo sea algo vivo y cambiante.

Estamos trabajando en colaboraciones para realizar instalaciones o exposiciones temporales en otros organismos y espacios clásicamente menos asociados a videojuegos, volviendo a lo que comentábamos al principio y convencidos de que está todo por explorar con respecto a la exposición y la divulgación del videojuego.

Por último, estamos creando una comunidad local, vertebrada por una asociación sin ánimo de lucro, para disfrutar del espacio de forma muy habitual: catalogar, conservar, divulgar, jugar… Nos gustaría darle base al proyecto con más gente que comparta este tipo de inquietudes.

150219 Muvi 02

¿Se puede decir que lo retro está más vivo que nunca y que iniciativas como RetroMadrid, RetroBarcelona o RetroGalaicos, aparte de museos como el vuestro, son cada vez más necesarias para la conservación del ocio electrónico antiguo?

Efectivamente las retro hacen una labor importante de comunicación sobre videojuegos y consolas antiguas. No conocemos en detalle RetroMadrid o RetroBarcelona pero sí Retrogalaicos, con quienes colaboramos desde hace un par de años. Es innegable que son iniciativas muy necesarias y los aficionados más veteranos las disfrutamos mucho.

Con respecto a lo que comentas de los museos, todavía muy escasos, creemos que tienen principios y planteamientos distintos. El MUVI, por ejemplo, tiene como objetivo exponer, divulgar, investigar y conservar, teniendo siempre presente el videojuego como un valor cultural y contextualizando el pasado para entender el presente. Un presente transversal, donde debe caber todo el mundo, no sólo entendidos y aficionados. Queremos abordar el concepto de historia del videojuego sin ningún tipo de complejo ni limitación. Pasado, presente y futuro, así es como la gente está empezando a conocer el MUVI.

En esta era de Internet donde casi todo se compra a golpe de un clic, ¿qué clase de máquinas os ha costado más conseguir?

La respuesta instintiva sería decir que en su contexto todo cuesta. Es decir, al menos para nosotros, lo realmente complicado ha sido estar al día y jugar con la mayor cantidad de consolas y juegos posibles en su momento. Esta ha sido nuestra mayor motivación, porque siempre hemos pensado que hacerlo antes del salto generacional es fundamental para contextualizar una consola adecuadamente y para tener una perspectiva integral de lo que significó y aportó en su época.

Pero volviendo a la pregunta, sí, hoy en día el desafío reside en última instancia en encontrar algo determinado, a un precio determinado, en un estado de conservación determinado. Salvo para algunas cosas concretas, el límite lo marca tu presupuesto. Sin embargo, en otras circunstancias fuera de las plataformas web esto no suele ser suficiente. Una parte de nuestra colección la adquirimos durante viajes a Japón, Hong Kong, Estados Unidos, Taiwan... Comprar o negociar con personas de culturas muy diferentes a la tuya puede resultar complejo. Hay varias consolas que poseemos cuya compra o intentos de compra fueron auténticas aventuras, como la PC Engine GT o el Doctor V64.

¿Y qué hay de ésas que aún no habéis podido incorporar al MUVI? ¿Cuáles se os resisten?

Ahora mismo estamos centrados en adquirir las consolas más actuales que nos faltan, esa siempre es nuestra prioridad, y no queremos dejar de hacernos con todas ellas antes de meternos de lleno en 2019.

Después están esas consolas que de alguna forma siempre han llamado nuestra atención. La SEGA Multi-Mega o la GameCube Q de Panasonic son buenos ejemplos. La Dreamcast Divers 2000 es también un aparato fascinante. Hay muchísimas, pero seguramente una de las que más nos gustaría conseguir es la Aiwa CSD-G1M. Nuestra historia con esta consola es un poco trágica, en términos relativos, porque nos la encontramos casualmente en una tienda de segunda mano en Taipei hace un par de años y no llegamos a adquirirla: el precio era astronómico a pesar de estar muy estropeada. Aún así, nos quedamos encantados, porque es una consola muy rara y tuvimos la oportunidad de verla y manipularla.

160219 Muvi 03

¿Alguna anécdota que recordéis sobre alguna consola antigua digna de mención?

Siempre recordamos entre risas la compra de nuestra NEO GEO AES y su correspondiente Arcade Stick allá por 2007. Estábamos en una tienda de segunda mano en Osaka, lejos de las áreas turísticas. Su precio era sorprendente, pero no era posible negociar en inglés. Ni siquiera mediante gestos hubo forma de saber si la consola estaba estropeada o no (en serio) así que pagamos unos 60 euros y nos la llevamos con la esperanza de que funcionase. Nos salió bien. Esa AES es una de las consolas que hoy se pueden probar en el MUVI.

¿Qué os parece la generación actual? ¿Creéis que el futuro está en el streaming?

La octava generación ha sido excepcional. Hardware de gran calidad, dispositivos y controles revolucionarios, el punto de partida de la VR, el PC en un gran momento... y en general multitud de títulos de una calidad sorprendente. Las producciones triple A han sido diversas, desde los mainstream Battle Royale y multiplayer hasta la constatación de que los Single Player de alta calidad son premiados y demandados por el público y crítica. La revolución indie, que ya había empezado en generaciones anteriores, ha seguido abriéndose paso y ha demostrado ser una fuente inagotable de títulos irrepetibles. La industria genera más que nunca, es mucho más diversa, y además no deja de innovar, digan lo que digan.

Sin embargo no todo es color de rosa y queda mucho por hacer. Los costes de desarrollo para trabajar en la tecnología actual son disparatados. Hemos visto a empresas que parecían intocables tambalearse tras un único “fiasco”. Y en cuestiones de temática, a pesar de los enormes avances de los últimos años, todavía estamos lejos del cine. Una parte muy importante de videojuegos siguen acusando personajes estereotipados, análisis superficiales de determinados asuntos, machismo, visión occidental marcada y argumentos manidos con desarrollos predecibles. La visibilización de colectivos minoritarios sigue echándose en falta y muchos problemas, preocupaciones o inquietudes de la sociedad actual se abordan con pinzas o directamente se obvian.

Con respecto al soporte y distribución de los títulos, es evidente que el streaming o las descargas acabarán por imponerse frente al formato físico tal y como lo conocemos. El hardware en cualquier caso seguirá siendo importante durante mucho tiempo, a fin de cuentas los controles, los dispositivos entrada-salida, son el medio para relacionarnos con los videojuegos y en este punto hay un largo camino por recorrer, incluso cuando se haya conseguido el fotorrealismo sin depender totalmente de una máquina que tengas físicamente en tu casa.

160219 Muvi 02

Si el MoMA dijo que los videojuegos son arte y vosotros también, ¿por qué se creéis que se sigue tomando a esta industria como algo para niños y que no deja de estar rodeada de polémicas sacadas de contexto?

La situación ha mejorado. Bien es cierto que esto nos ha frustrado en múltiples ocasiones, sobre todo cuando ha tenido que ver con polémicas y falacias de medios con mucha capacidad de pegada en la sociedad. Simplificar el discurso, crear un titular amarillo jugando con prejuicios resulta muy rentable. Vende, sea ético o no. Por otro lado, se teme aquello que se desconoce.

Tenemos la sensación de que la visión de la industria por parte de la prensa no especializada o de la sociedad en general ha mejorado drásticamente. Es probable que muy pronto todo esto no será más que un recuerdo, parte de la historia de los videojuegos en occidente.

Ya para rematar, ¿a qué máquina le tenéis más cariño y cuáles son vuestros tres videojuegos favoritos?

Para nosotros es un dilema tener que escoger, porque en su contexto todas las consolas tienen algo, todas aportaron en algún aspecto y cuando las conoces no te dejan indiferente. En cuanto a hardware, ambos coincidimos; probablemente nuestra consola predilecta sea PlayStation. Supuso un cambio de paradigma que vivimos con intensidad, el videojuego se acercó un poco más al cine. Aún así, nos resulta extraño dejar sin citar a NES, Dreamcast, NEC TurboDuo o Xbox 360.

En cuanto a juegos, haciendo un esfuerzo (enorme) por abreviar:

Y ya puestos, estamos de acuerdo en no excluir a Resident Evil ni a las franquicias Street Fighter, Quake, Half Life y Wipeout (risas).

Desde aquí, volver a dar las gracias a Jacobo y a Galo por la invitación y la gran acogida recibida, sintiéndonos totalmente como en casa, no sin antes desearles mucha suerte con este proyecto y que MUVI siga creciendo y lo sigamos viendo.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio