Publicidad

Las mejores armas de Suicide Squad: Kill the Justice League respecto a Batman Arkham y Gotham Knights que tanto me ilusionan
Acción

Las mejores armas de Suicide Squad: Kill the Justice League respecto a Batman Arkham y Gotham Knights que tanto me ilusionan

Toca recomponerse del ajetreo de esta semana, sobre todo tras lo visto anoche con el Opening Night Live de la Gamescom 2020, echando la vista atrás hasta ese bombazo llamado Suicide Squad: Kill the Justice League con el que Warner Bros. nos sorprendía, a la par que nos dejaba con la miel en los labios hasta 2022.

Respecto a Gotham Knights, cuya presentación me dejó indiferente, el juego oficial del Escuadrón Suicida me ha entusiasmado por el nuevo rumbo que tomará Rocksteady Studios con esta otra franquicia. Pero hay muchos más motivos.

¿Es un pájaro, es un avión? ¡No, es Superman!

Suicide Squad

Saber que Superman estará en Suicide Squad: Kill the Justice League es, de largo, lo mejor de su tráiler de presentación. Era algo que caía prácticamente de cajón al ver ese subtítulo sobre la Liga de la Justicia, de la que forma parte el citado hombre de acero. Con lo que no contábamos era ver su versión malvada.

No es la primera vez que esto sucede, desde luego, ni en cómics ni en películas, habiendo diferencias en todos los casos, pero en el que nos atañe, según se ha desvelado, esto se debe a Brainiac, el maestro de la función, que está controlando (cómo no) la mente de Superman para dominarlo a voluntad. Y es que el objetivo alpha por el que va el Escuadrón Suicida es precisamente Superman. Acojona.

Contar con modo cooperativo para cuatro personas

Suicide Squad

Saber que habrá que enfrentarse a Superman, entre otros héroes o villanos, como Brainiac, hace inevitable que vayamos a contar con un grupo de lo más variado para el Escuadrón Suicida, encabezado por la histriónica e icónica Harley Quinn.

Deadshot, Captain Boomerang y King Shark, son los que completan el reparto, siendo lo mejor de todo esto el hecho de disponer de un modo cooperativo para cuatro personas. Cabe recordar que en Gotham Knights sólo podrán jugar dos.

¿Y qué pasa si queremos jugar en solitario? En este Suicide Squad: Kill the Justice League nos acompañarán los otros tres personajes controlados por la IA, pudiendo intercambiar a voluntad entre ellos para manejar al que deseemos.

El gran sentido del humor del Escuadrón Suicida

Suicide Squad

¿Qué se podía esperar de un grupo liderado por Harley Quinn? Personalmente, adoro que no se pierda el humor ni siquiera cuando hay acción de por medio. Sirve para liberar tensiones con una sonrisa, que siempre viene bien. Y sabiendo que uno de nuestros objetivos es el mismísimo Superman, hay que distraerse un poco.

Ya en la propia cinemática de presentación vimos cómo se las gastan, con la propia Harley Quinn jugando con su mano como si fuese una gigante, o a King Shark pinchando un globo con el logo de Batman. Hasta se burlan de Captain Boomerang por la enorme juerga de anoche, que aún no se le pasó la resaca.

Suicide Squad no tendrá una ambientación oscura

Suicide Squad

Por mucho que tanto Batman Arkham Knight como entregas anteriores de la saga del Caballero Oscuro me parezcan de lo mejorcito en la historia de los videojuegos, hay algo que siempre me echó un poco para atrás pese al innegable atractivo de la ciudad de Gotham: esa permanente oscuridad. Con varias entregas a sus espaldas, llegó un punto en que me agotó y eché en falta más luz y color.

Por ello aplaudo la decisión con este trabajo ambientado en su mismo universo, agradeciendo ese cambio radical más cercano a producciones como Sunset Overdrive. Porque al final va en consonancia con su carácter más desenfadado. Además, sería raro ver a una Metrópolis (nuevo paraje mítico) tan oscura.

Armas de fuego y mayor verticalidad en enemigos

Suicide Squad

Por muy versátil que fuese Batman, pudiendo llegar a prácticamente cualquier sitio con su gancho, esa verticalidad no se aplicaba a los enemigos, que nunca nos sorprendían en zonas elevadas... salvo que estuviesen situados previamente en azoteas y sitios a gran altura. Esto no sucederá en Suicide Squad: Kill the Justice League, ya que los enemigos podrán escalar y alcanzar las azoteas.

Por suerte cada miembro del Escuadrón Suicida tendrá sus propias formas de llegar a sitios elevados, bien sea con una mochila propulsora (Deadshot) o teletransportándose con un bumerán (Captain Boomerang). Además, hay otro cambio significativo respecto a los Arkham: las armas de fuego. Sin renegar del combate cuerpo a cuerpo (Harley Quinn tendrá su bate, por supuesto), dispondremos de todo un arsenal, experimentando diversas diferencias entre cada personaje, como esa ametralladora pesada para King Shark, el tanque del grupo.

Y por último: Rocksteady desarrolla Suicide Squad

Suicide Squad

Pero por encima de todo, lo que más me ilusiona de este trabajo es que lo desarrolla Rocksteady Studios, que desde que dio con la tecla del éxito en 2009 con Batman Arkham Asylum, no ha dejado de maravillarnos. Porque no hay que olvidar que el citado Gotham Knights lo desarrolla WB Games Montreal, autores de Batman Arkham Origins, sin esa misma chispa que marcaba la diferencia.

No deja de resultar curioso, además, que hace unos años Rocksteady negase estar trabajando en un videojuego sobre Superman, cuando ahora sabemos que había cierto vacío legal en esas declaraciones, jeje. Lo duro va a ser aguantar hasta 2022 para echarle el guante. Y tragar antes mucho vídeo con gameplay.

Mientras, recordemos su presentación y sistemas: PC, PS5 y Xbox Series X.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios