Compartir
Publicidad
Publicidad
Momentos inolvidables de la pasada generación: el monólogo de Vaas sobre la locura en Far Cry 3
Acción

Momentos inolvidables de la pasada generación: el monólogo de Vaas sobre la locura en Far Cry 3

Publicidad
Publicidad

Si algo hemos aprendido con la saga 'Far Cry', es que las vacaciones, si vienen de parte de Ubisoft, se pueden convertir en toda una pesadilla. Y si no que se lo digan a Jason Brody, protagonista de 'Far Cry 3', que vivió en sus propias carnes (y en la de amigos y familiares) lo que significaba toparse con Vaas, todo un HDP.

Si no lo incluimos hace poco en nuestro repaso por los villanos más crueles y carismáticos de los videojuegos, fue por el hecho de ser simplemente un títere, no el responsable absoluto de ese infierno sufrido por Brody. O dicho de otro modo, porque no fue realmente el jefe final. Pero sin duda lo eclipsó por completo.

Hoy queremos rendirle homenaje, aprovechando la reciente noticia de 'Far Cry 5', rescatando nuestra sección de momentos inolvidables de la pasada generación para rememorar una de las escenas más impactantes que se recuerden.

Marcó tanto su figura que fue inevitable comparar a Pagan Min, villano del posterior 'Far Cry 4', con el propio Vaas Montenegro. Ambos fueron excepcionales, pero el que puso en jaque mate a Jason Brody dejó un poso mucho más hondo.

¿Sabes cuál es el significado de locura?

230517 Vaas 01

Vaas y la locura fueron una constante en 'Far Cry 3'. De hecho, también la sensación de ver a Jason ante los efectos de las poderosas alucinaciones provocadas por la tribu de los Rakyat, poniendo en constante tela de juicio lo que veía en ciertas pruebas especiales. O duelos, incluso, como el de Vaas.

Aunque antes hay que ponerse en situación.

Jason había viajado a las islas Rook en compañía de sus amigos (entre los que estaban sus hermanos y su novia) para disfrutar a tope de unas vacaciones llenas de todo tipo de lujos: practicando todo tipo de deportes extremos, alcohol y mucha juerga en las discotecas locales, animales exóticos... Paper Planes, de M.I.A., parecía encajar a la perfección con lo que se proponían Brody y los suyos.

Pero todo lo bueno se acaba, especialmente cuando hay excesos y un cabrón sin escrúpulos de por medio. 'Far Cry 3' arrancaba, precisamente, con ese engaño hacia el usuario pensando que estaba siendo testigo de unas vacaciones de fantasía, para descubrir al poco rato que era Vaas, curioso por naturaleza, el que nos las estaba mostrando al trastear con el móvil de Brody mientras nos mantenía presos en su jaula. La tensión ya se empezaba a palpar en el ambiente.

No fue nada, sin embargo, en comparación con lo que iba a suceder poco después. Porque Jason, junto con su hermano mayor, Grant Brody, el cuál contaba con formación militar, intentaron escapar de la jaula aprovechando un momento de relajación por parte de Vaas y los suyos. Craso error. Porque tras superar ese tutorial camuflado, Jason fue testigo del asesinato a sangre fría de Grant a manos de Vaas. Sus intentos por salvarlo, taponando la herida, no sirvieron de nada. Y tampoco tuvo tiempo para reaccionar, porque Vaas le dio 30 segundos a Jason para que escapase de ahí antes de matarlo a él también, mientras no paraba de gritarle "¡CORRE, FORREST, CORRE!", en referencia a Forrest Gump.

Desde ese instante, tras una escapada milagrosa por parte de Jason Brody y una recuperación posterior gracias a los ungüentos (o más bien, los tatuajes especiales de la tribu de los Rakyat) de Dennis Rogers, nuestro objetivo prioritario era recuperar a nuestros amigos y dar caza a Vaas, viendo una transformación en Jason, no solamente al ver cómo se iba tatuando su cuerpo simbolizando las tres ramas de la tribu (La Garza, El Tiburón y La Araña), sino por su mentalidad, llegando al punto de disfrutar con las muertes por esa sed de venganza.

Nada comparado, en cualquier caso, con Vaas. Porque Jason lo hacía por sobrevivir y por rescatar a sus amigos. Vaas lo hacía por el simple placer de hacerlo. Y porque estaba loco. Todo por culpa de Hoyt Volker, el verdadero villano, que lo había convertido en un drogadicto hasta el punto de perder su cordura.

Tras incontables horas por las islas Rook y liberando poco a poco a sus compañeros, llegó la fatídica misión 22. Una en la que aparentemente teníamos que tender una emboscada, colocando cargas explosivas y vigilando desde zona elevada el convoy enemigo que se aproximaba... Hasta ver cómo se acababa escapando el vehículo blindado y darle caza de nuevo poco después.

En su interior estaba Vaas, que nos noqueó al instante.

Ahí dio comienzo el momentazo de 'Far Cry 3'.

La escena más impactante de Far Cry 3 con Vaas

"¿Te he contado, alguna vez, cuál es la definición de locura?"

Mientras Jason se recomponía del desmayo, Vaas iniciaba su monólogo...

"La locura es... es hacer exactamente la misma mierda una y otra vez y esperar que algo cambie. Es de locos... La primera vez que alguien me lo dijo, creí que se estaba quedando conmigo, así que, bum, le disparé. En realidad, vale... tenía razón. Empecé a notarlo en todas partes. Mirara adonde mirara, todos estos capullos, en cualquier parte, hacían exactamente la misma mierda, una y otra, y otra, y otra, y otra vez. Y pensaban: "Esta vez será diferente". ¡No, no, no, no, no, venga! "Esta vez será diferente". Lo siento, ¡no me gusta CÓMO... ME ESTÁS MIRANDO, ¿VALE? ¿Tienes algún problema en la cabeza? ¿Crees que me estoy quedando contigo? ¿Que te miento? ¡QUE TE JODAN! ¿VALE? ¡QUE TE JODAN! Vale, tío. Voy a relajarme. Voy a relajarme. La cuestión es... ¿vale? La cuestión es que ya te maté una vez. Y yo no soy ningún puto pirado. Está bien. Todo eso ya es agua pasada. ¿Sabes cuál es el significado... de locura?"

Pero Jason tampoco moría en esa trampa mortal del cenote. Ni siquiera con el posterior encontronazo con Vaas, poco después, tras intentar salir con vida de la base pilotando un helicóptero. Porque Vaas le disparaba a sangre fría. Pero sobrevivía gracias a un mechero que llevaba en el pecho. Y luego se vengaba.

Todo tras superar la prueba definitiva de los Rakyat.

Una pena, en cualquier caso, que el duelo final contra Vaas no estuviese a la altura de la citada escena del cenote al estar empañado por tanta alucinación y QTE. O peor aún, la presencia de Hoyt en el tramo final, un villano para olvidar. Incluso se ha llegado a comentar que ninguno de los dos muere realmente debido a que ambas escenas se producen en un estado de alucinación por parte de Brody. Sea como fuere, 'Far Cry 3' nos ha dejado a Vaas. Y eso sí que es una locura.

Momentos inolvidables de los videojuegos

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos