Publicidad

'Dead Rising 3: Operación Águila Rota': análisis

'Dead Rising 3: Operación Águila Rota': análisis
7 comentarios

Publicidad

Publicidad

A última hora del pasado martes, 21 de enero, se puso a la venta 'Dead Rising 3: Operación Águila Rota', el primer DLC de 'Dead Rising 3'. Debido a un inoportuno error que se comunicó vía Twitter su salida se demoró horas y horas, incluso hasta para los que compramos el pase de temporada. Pero como decimos, se solucionó y se pudo publicar a final del día, momento en el que pude darle caña.

Y es que como mis compañeros sabrán, le tenía muchas ganas. Máxime teniendo en cuenta ese retraso de un mes, puesto que su fecha inicial era el 24 de diciembre de 2013. Pero por desgracia la realidad ha sido muy distinta y uno se pregunta realmente a qué vino tanto retraso si al final hemos recibido un DLC tan descafeinado. Vayamos a analizar, por lo tanto, este contenido descargable.

Historias no contadas de Los Perdidos - Episodio 1: 'Dead Rising 3: Operación Águila Rota'

Dead Rising 3: Operación Águila Rota

Capcom Vancouver, poco antes de finalizar el desarrollo de 'Dead Rising 3', nos anunció cuatro contenidos muy especiales con otras historias no contadas de Los Perdidos, y con protagonistas distintos. La primera historia es 'Operación Águila Rota', en la que manejamos al comando de operaciones especiales Adam Kane, horas antes de la llegada de Nick Ramos a dicha ciudad.

Cuando se nos detalló su contenido presuponíamos cierta coherencia y detalles de peso para considerarla una expansión, más que el típico DLC que aporta armas, vestimentas y poco más. Pero por desgracia la historia de Adam Kane se queda a medias. Nos cuenta ciertamente poco, exceptuando cómo se estrella el helicóptero que vemos a la entrada de Ingleton, porqué las zonas seguras están infestadas de zombis, o qué le pasó a la presidenta. Casi se podría resumir en eso.

'Dead Rising 3: Operación Águila Rota' carece de zonas nuevas. Es algo que personalmente di por sentado, por pequeño que fuese, pero no. No habrá ningún sitio nuevo. Nos moveremos por Ingleton, Sunset Hills, South Almuda y Central City. Y ya está. Tan solo experimentaremos ligerísimas modificaciones en algunos puntos clave, en forma de improvisadas barricadas, y nada más. Esto me parece preocupante si tenemos en cuenta que Blue Castle Games sí que nos había brindado en el pasado pequeñas expansiones con zonas nuevas, como sucedió con 'Dead Rising 2: Case Zero' y 'Dead Rising 2: Case West'. Pero es que además esta historia de Adam Kane cuenta con ciertas incongruencias, como ese avión estrellado que Nick Ramos ve en primera persona al inicio.

Con Adam sigue ahí, y se presupone que Nick todavía no está en Los Perdidos. ¿No habría sido mejor bloquear esa zona para no ver esta incoherencia temporal? Además se echa en falta cierta variedad en la ciudad, que se note que no estamos exactamente en el mismo marco temporal que Nick. Hubiese estado bien ver zonas menos devastadas, o algo que nos hiciese ver que la catástrofe no ha acabado.

¡Hostia puta macabea! Adam Kane es un sosainas

Dead Rising 3: Operación Águila Rota

He notado más incoherencias, como ciertos zombis más poderosos que Nick tarda en ver y que aquí Adam los ve a la primera de cambio. Pero estos detalles podrían tener un pase de no ser porque 'Dead Rising 3: Operación Águila Rota' es tan corto y cuenta con poca variedad de misiones. Las de su historia principal son casi todas del mismo palo, con mayor presencia de soldados, mientras que las secundarias se resumen en encontrar a sus compañeros, piratear las cámaras del ZDC, e infectar las zonas seguras. Nos durará un suspiro y no tendremos nada más que hacer ahí con Adam Kane.

Además Adam Kane es un sosainas, que por lo menos Nick Ramos nos soltaba de vez en cuando ese "¡hostia puta macabea!" porque no paraba de flipar con todo lo que estaba viviendo. Tal vez lo único positivo de este DLC son las nuevas armas que recibimos, como la gatling BLN-87, la escopeta automática, el hacha táctica (con su escudo), o ese arma combinada (La Bestia), formada entre la unión de una motosierra y una escopeta automática. Junto a esas armas y al vehículo Armadillo, de gran defensa y poder ofensivo, se podría resumir casi lo único bueno de este DLC, ya que todo esto lo podremos llevar después a la historia de Nick Ramos. Pero no deja de ser pobre para un DLC así.

La connotación "expansión" le queda muy grande, en resumen. Si el resto de historias no contadas van a ser del mismo estilo, más le vale a Capcom Vancouver ponerse las pilas, de lo contrario la hostia va a ser macabea. Y es una pena, porque yo he disfrutado a tope la historia de Nick Ramos.

4,0

Dead Rising 3: Operación Águila Rota

Dead Rising 3: Operación Águila Rota

Plataformas Xbox One
Desarrollador Capcom Vancouver
Compañía Microsoft Game Studios
Lanzamiento Ya disponible (21 de enero de 2014)
Precio 9,99 euros

Lo mejor

  • El Armadillo
  • La BLN-87
  • La Bestia

Lo peor

  • Que sea tan corto y caro
  • Ese final tan flojo
  • Que no haya ningún psicópata

En VidaExtra | 'Dead Rising 3': análisis | Guía con todos los planos de armas combinadas

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir