Compartir
Publicidad
Y por todo esto ya deberías estar jugando a La Abadía del Crimen Extensum
Aventura - Plataformas

Y por todo esto ya deberías estar jugando a La Abadía del Crimen Extensum

Publicidad
Publicidad

Con 'La Abadía del Crimen Extensum' se cerró un ciclo en el que Manuel Pazos y Daniel Celemín pusieron a disposición del público uno de los remakes con más cariño, una revisión del clásico 'La abadía del crimen' desarrollado por Paco Menéndez y Juan Delcán y lanzado a finales de los 80.

Si naciste después de aquella época tal vez hayas escuchado el nombre de 'La abadía del crimen' en más de una ocasión, te suene su importancia entre la historia de nuestro desarrollo o sepas que pertenece a la llamada edad de oro del software español, pero también que aún no te hayas acercado a ella, así que aquí van varias razones para que atajes ese problema cuanto antes.

Historia pura del software español

Cuando aquellos que ya peinan canas introdujeron por primera vez el disquete o la cinta de ‘La abadía del crimen’ en su MSX, Spectrum o similares, no sabían que estaban ante el que probablemente sea el desarrollo más influyente de la historia del software patrio.

Creado en 1987, ‘La abadía del crimen’ no fue un título con millones de ventas a sus espaldas, pero sí carga con un reconocimiento, el del trabajo de Paco Menéndez en la programación y Juan Delcán en sus gráficos, que aún se mantiene a día de hoy pese a lo difícil que es a veces trasladarse hasta la dificultad de unos tiempos que poco o nada tienen que ver con los actuales.

Abadia4

Las mejoras y cambios lo hacen más llevadero

Gracias a este remake, aquellos que aún no hayáis probado la obra original tendréis la oportunidad de acercaros a una obra mucho más accesible, con gráficos y música renovada así como mejoras en los controles, que distan mucho de la complejidad presentada hace casi 30 años por razones de limitación técnica.

Las penalizaciones de sus mecánicas tampoco son iguales y nos permite guardar la partida en cualquier momento, así que además de hacerlo menos lineal, el proceso de resolver el misterio de la abadía investigando las muertes está al alcance de cualquiera.

Abadia2

Un gran ejemplo de mecánicas y narrativa

Abadia5

Aunque la fábrica de juegos del motor Filmation ya había ofrecido una mecánica similar en 'The Great Escape' (basado en la película de La Gran Evasión), uno de los grandes logros de ‘La abadía del crimen’ fue la forma en la que mecánicas y narrativa acabaron dándose la mano.

Nuestro papel consistía en investigar una serie de muertes de una abadía, pero debíamos hacerlo siguiendo las órdenes del abad, lo que obligaba al jugador a estar siempre pendiente de llegar a tiempo a comer o rezar y que no le pillasen fuera de su cuarto durante la noche, lo que creaba una atmósfera y tensión en el jugador que, a su vez, también era importantísima para el desarrollo de la historia y plasmar las intenciones del libro en el que se basa.

Un gran avance a nivel artístico y técnico

Mientras que en otros juegos que aprovechaban el motor Filmation o clónicos el cambio entre pantallas se realizaba entre puertas, lo que consiguió Juan Delcán fue recrear una abadía valiéndose de un truco en el que simulaba un cambio de plano. Así, al venir por un pasillo y saltar a la siguiente pantalla, veíamos una continuidad de ese pasillo anterior que, aunque simulada, daba una cohesión no vista en este tipo de títulos.

De que semejante amalgama de objetos y colores se visualizase correctamente sin que la memoria de los dispositivos de la época se viese afectada, se encargó Paco Menéndez, y para ello ideó un sistema en el que agrupaba los objetos por grupos y, en vez de guardar en la memoria cada pantalla de la abadía, lo que hacía era llamar a esos grupos para que se pintasen donde fuese necesario.

Basado en El nombre de la rosa

Nombre Rosa

Tanto la historia de 'La abadía del crímen' original como la de su remake están inspiradas en la obra El nombre de la rosa de Umberto Eco. El título del juego viene de uno de los primeros nombres que barajó el autor italiano para su libro, y es que aunque Paco Menéndez y Juan Delcán intentaron conseguir la aprobación de Umberto Eco, su desacuerdo con la adaptación de la obra al cine cerró las puertas a esa posibilidad.

El nombre de la rosa narra la investigación del fraile Guillermo de Baskerville y su aprendiz Adso de Melk en una abadía en la que se están produciendo una serie de misteriosos crímenes.

Los gráficos de la nueva versión están inspirados en los personajes de Sean Connery y Christian Slater de la adaptación cinematográfica de 1986.

Más mapa, otras caras de la historia

Cuando los creadores del remake se pusieron a investigar el juego, accediendo al código original mediante ingeniería inversa, descubrieron que en él había gráficos y posicionamientos del mapeado que no vieron la luz en el juego final por limitaciones de espacio.

Comparando la obra en la que se basa el juego, Manuel Pazos y Daniel Celemín han ampliado tanto la historia como el mapeado, permitiendo así que el juego sea más grande, pero también más cercano a lo que hoy consideraríamos una aventura gráfica haciéndolo menos lineal.

Abadia

Es completamente gratuito

Aunque hay numerosas versiones que podemos disfrutar incluso desde el navegador, conseguir acceder a una de las primeras copias de ‘La abadía del crimen’ hoy en día es poco más que un suicidio financiero. Las copias de PC y compatibles en disco 5¼ alcanzan cifras estratosféricas.

Sin embargo el trabajo de Manuel Pazos y Daniel Celemín es un homenaje a la obra original, así que podemos descargarlo para PC, Mac y Linux de forma gratuita desde su página oficial sin que nos llamen piratas en misa.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio