Publicidad

La escuela que usó un cluster de 215 consolas PS3 en vez de ordenadores porque salían más baratas (y casi igual de potentes)

La escuela que usó un cluster de 215 consolas PS3 en vez de ordenadores porque salían más baratas (y casi igual de potentes)
20 comentarios
HOY SE HABLA DE

¿Recordáis cuando Sony promocionaba la PS3 con el famoso chip Cell? Un microprocesador que, según ellos, hacía gala de una potencia sin igual en el ámbito de las consolas. Se trataba de una tecnología cara, pero incluso así, la forma más barata de acceder a ella era con una PS3.

Es por eso que Marc Stevens y su equipo trabajaron con un cluster de nada menos que 215 consolas PS3 en la EPFL, la Escuela Politécnica Federal de Lausana. ¿El motivo? Eran más baratas que usar ordenadores similares y no rendían nada mal.

Una vez usé un cluster de 215 consolas PlayStation 3 en la EPFL, ya que era un montón de potencia informática muy barata en aquel entonces. Y a diferencia de otras CPUs, programar en lenguaje ensamblador para SPUs fue bastante mágico: predicciones de ciclos exactas solamente desde el código.

Un cluster de servidores, como se suele llamar, es un conjunto de muchos ordenadores conectados entre sí para que funcionen como uno solo. Según Stevens en otro tweet, la PS3 tenía una buena GPU para la época, además de herramientas de desarrollo muy buenas. Recordemos que en sus primeros años la consola podía ejecutar Linux sin problemas.

De hecho, no es el primer cluster de PS3 que ha existido. Ya en 2007, la revista Wired informó de un astrofísico, el doctor Dr. Gaurav Khann, que había reemplazado un superordenador por ocho consolas PS3. Imaginaos entonces lo que tuvo que ser trabajar con 215.

¿Qué pasó con todas esas PS3 cuando dejaron de ser útiles? Tal y como explica el propio Stevens, EPFL se las regaló completamente gratis a todos los estudiantes que las pidieran. Sin embargo, el trato parecía tan irreal que durante un tiempo nadie se lo creía. Cuando un estudiante comprobó de primera mano que era cierto, el resto acudió en masa y se agotaron en muy poco tiempo.

Si queréis ver más de esta peculiar solución informática con la consola de Sony, Stevens ha publicado unas cuantas fotos aquí mismo.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios