Jugar a los clásicos de PS1 y PS2 sin ataduras será posible con los mandos inalámbricos que han triunfado en Kickstarter

6 comentarios

La de horas que hemos echado jugando a las dos primeras consolas de PlayStation. Dos auténticas leyendas de la industria que poseen un catálogo realmente envidiable y que nos dieron diversión por un tubo. Hoy en día podemos jugar con ellas con toda la comodidad del mundo, excepto por un detalle puntual: los mandos.

Hace ya varias generaciones que nos hemos acostumbrado a olvidarnos de los líos de cables y ahora todos los sistemas cuentan con mandos inalámbricos. Es por ello que la compañía Retro Fighters se propuso el objetivo de construir mandos para PS1 y PS2 que desechasen completamente cualquier cable.

Con una campaña de Kickstarter que ya ha superado los 83.000 dólares de recaudación (con un objetivo de 16.940 dólares), estos mandos poseen tecnología inalámbrica de 2.4 Ghz, un rango de uso de hasta 10 metros y una batería recargable de 10 horas de duración, además de disponer de sistema de vibración.

¿Cómo funciona exactamente el sistema? Sencillo. Un pequeño dispositivo que se introduce en el puerto de mando hace todo el trabajo y, una vez conectado, basta con pulsar un botón del mando para que la conexión se produzca.

Se espera que los mandos lleguen a las manos de los backers en enero de 2022, aunque puede que lo hagan con más funciones. Si se alcanzan los 120.000 dólares de recaudación, se incluirá compatibilidad con PS Classic Edition, Nintendo Switch, Mac y PC. Con 200.000 dólares, se votará un nuevo color para los mandos.

Claro, puedes escoger entre los que ya existen: gris, negro, verde transparente y azul transparente. A partir de 34 dólares, aportarás lo suficiente como para asegurarte una unidad. Incrementando la cifra, las recompensas serán mayores.

Temas
Inicio