Compartir
Publicidad
Un mando, dos jugadores: así es el pad-sharing, el recurso ideal para ahorrar dinero en mandos
Industria

Un mando, dos jugadores: así es el pad-sharing, el recurso ideal para ahorrar dinero en mandos

Publicidad
Publicidad

Cuando hablamos de los cartuchos J-Cart de Codemasters, recordamos otra característica un tanto en desuso hoy en día: la de poder jugar dos personas con el mismo mando y a la vez, cada uno sujetando cada extremo.

Desgraciadamente, pocos juegos han utilizado ese recurso. También, en parte, porque la mayoría de los que solemos ver en la actualidad apuestan por el online en detrimento del local, dejando muy de lado ese espíritu fiestero donde nos juntábamos con los colegas, compartiendo (o no) la misma pantalla.

Gracias a la Nintendo Switch, se ha recuperado ligeramente su esencia, debido a que con la consola vienen incluidos dos Joy-Con (uno izquierdo, y otro derecho), por lo que podemos "partir" dicho mando, sin tener que comprar otro pack, para disfrutar de experiencias cooperativas (o competitivas) donde tan solo hay que preocuparse de correr o saltar, como el reciente 'Super Meat Boy' de Switch.

Pero si nos ceñimos a la concepción del fabuloso 'Micro Machines 2: Turbo Tournament' de Codemasters para la Mega Drive, con esa posibilidad de que dos jugadores compartiesen (literalmente) el mismo mando para que cada uno jugase con su personaje, la oferta es menos variada de lo esperado, por desgracia. Y tampoco es una característica que se haya promocionado tanto.

Con el Micro Machines 2 de Mega Drive podían jugar ¡ocho personas... con cuatro mandos!

230118 Mandos 01

Tal y como se puede observar en un vídeo de Jyri Kilpeläinen, Codemasters se las ingenió no solamente para implementar dos puertos adicionales dentro del propio cartucho del juego, sino que también ofreció la posibilidad de duplicar el número de jugadores sin necesidad de comprar más mandos. Una locura.

Por aquel entonces no estaban tan en boga los multitaps ni las consolas con cuatro puertos de serie (Nintendo 64, Dreamcast y la primera Xbox llevaron esto último a otro nivel, aunque en la consola de Microsoft no se le sacó tanto partido), por lo que la idea del estudio inglés era perfecta para ahorrar dinero en accesorios y mandos. Con un mando de la Mega Drive podían jugar dos personas a la vez; con dos mandos, cuatro personas... Y así hasta ocho con cuatro mandos gracias a la opción "8 Player Share" del citado 'Micro Machines 2: Turbo Tournament'.

Lo llamativo del asunto fue, aparte, cómo se redistribuían los controles, porque de aquellas no había dos sticks analógicos, y también el comportamiento de los propios vehículos: por defecto, aceleraban automáticamente. Por otro lado, un jugador utilizaba la cruceta para girar hacia los lados de manera lógica, frenando si se pulsaba hacia abajo; mientras que la otra persona, hacía lo propio con los botones A y C (izquierda y derecha), y la B para frenar. Costaba acostumbrarse al principio, también por la ergonomía del mando, pero luego eran las risas.

Lógicamente, Codemasters también aprovechó las posibilidades de compartir un mando en el 'Micro Machines V3' (1997) de PlayStation, siendo uno de los party games por excelencia de aquella época al reunir a ocho personas en la sala.

Los que ofrecen la opción, pero sin saberlo

230118 Mandos 02

Hay que diferenciar, antes de nada, los que permiten jugar a dos personas a la vez con el mismo mando, de los que lo hacen por turnos, como pueda ser cualquier Worms, de golf o demás temáticas más pausadas. Aunque luego están los que ofrecen la opción de dos jugadores con un mismo mando... pero ni se preocupan en promocionarse debidamente. También por explotar la dualidad de uno mismo.

El concepto "multitarea" no nos pilla por sorpresa. Antaño, con la fiebre por los juegos en flash, se jugó mucho con la idea de tener que controlar varias cosas a la vez. Así, por ejemplo, en 'Pong Out' controlábamos un 'Breakout' en la parte izquierda de la pantalla, y un 'Pong' en la derecha. O 'Multitasking', duplicando a lo bestia (literalmente) dichas tareas y poniendo al límite nuestra atención.

Hay juegos, como el maravilloso 'Brothers: a Tale of Two Sons', que está creado para manejar a dos personas con un mismo mando; no para que dos personas controlen dicho mando. Pero se puede. Al fin y al cabo, cada stick controla a un hermano, y las acciones se realizan con los gatillos. Sólo que Starbreeze Studios no quiso dejar clara esa opción. Es casi similar al menos conocido 'ibb & obb'.

Aquí sí se ofrece la posibilidad de jugar dos personas con dos mandos, pero también la de controlar a los dos monigotes con un mismo mando. Esto, que está pensado para una persona (aunque sea de lo más caótico por tanto cambio con la gravedad), también se puede partir en dos gracias a la simplicidad de su control: un stick controla a ibb, el otro a obb; y se salta en ambos casos pulsando arriba.

Este concepto ya se había visto mucho antes, por otro lado, con el 'Kuri Kuri Mix' de PS2 del año 2000, pero saltando cada jugador con L1 y R1, respectivamente.

Overcooked, el que ha rescatado el concepto

230118 Mandos 03b

El concepto puro de compartir mando lo ha heredado 'Overcooked', una propuesta culinaria de lo más fresca en donde aprendimos a repartir tareas con nuestro compañero. Coger/colocar con un botón, preparar con el otro... Si no jugamos con gente, nos perderíamos buena parte de su gracia, especialmente al juntarse cuatro personas por todo el caos que se puede generar en la cocina. Cooperando, o no.

En otras ocasiones, se reserva esta opción para ciertos minijuegos, como sucede con el también fiestero 'Sportsfriends'. En las pruebas Hokra y Super Pole Riders podremos compartir mando, si así lo deseamos (en el tutorial de cada una, se nos recuerda dicha opción), pese a que la disposición de sus botones sea menos amigable al no dar uso de los gatillos, sino más bien los botones frontales.

Es curioso, porque de cara a la accesibilidad, Microsoft implementó el año pasado la opción Copilot, mediante la cuál podemos vincular dos mandos a la vez para que compartan las mismas funciones. Es como darle una vuelca de tuerca al concepto del pad-sharing, pero que se podría extrapolar a esa clase de juegos donde manejamos a dos personas a la vez y que gracias a Copilot nos permitirían estar más liberados, cada uno con su propio espacio (y mando propio).

¿Qué otro juego recordáis que tenga la opción de compartir un mismo mando para que jueguen dos personas a la vez? ¿O cuál os gustaría que lo tuviese?

En VidaExtra | J-Cart, así fueron los desaprovechados (pero muy agradecidos) cartuchos de Codemasters

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos