El equipo de Elden Ring se vio presionado por el nivel gráfico de Demon's Souls en PS5

El equipo de Elden Ring se vio presionado por el nivel gráfico de Demon's Souls en PS5
13 comentarios

Ya estamos en pleno 2022 y eso significa que queda menos tiempo para poder disfrutar de una de las grandes obras del año. Elden Ring se encuentra a la vuelta de la esquina y ya en The Game Awards 2021 fue coronado como el juego más esperado de todo el año.

Ahora, en una entrevista realizada por EDGE y compartida por VGC, hemos podido conocer uno de los retos a los que se ha tenido que enfrentar el equipo de From Software. La compañía japonesa sintió presión tras la llegada de Demon's Souls a PS5, con un estándar gráfico de nueva generación. Así lo explica el director Hidetaka Miyazaki:

"Sí, estoy bastante seguro de que nuestro personal gráfico sintió esa presión más que nadie. Y no solo con Elden Ring, sino con todos los juegos que hacemos. La fidelidad gráfica no es algo que pongamos como máxima prioridad. Lo que pedimos en el lado de los gráficos depende de los sistemas y requisitos del juego en sí, y tiene menos prioridad en comparación con los otros elementos del desarrollo.
Así que esta es siempre un área en la que me siento un poco compungido con mi equipo de gráficos porque sé que trabajan muy duro. Y han trabajado muy duro en Elden Ring: nuestro equipo de sistemas gráficos y nuestros programadores han estado impulsando muchas funciones nuevas para crear los juegos más atractivos que hemos creado".

En una sorprendente línea que abrió el propio Miyazaki al mencionar que no tiene pensado jugar a Elden Ring, el responsable ha explicado por qué todavía no ha visitado Demon's Souls en PS5.

"No disfruto jugando los juegos que hice en el pasado. Me trae muchas viejas emociones, muchos viejos recuerdos, y esto se vuelve un poco abrumador, y ya no se siente como jugar. Así que no he jugado a Demon's Souls, pero estoy muy contento de ver que adquiere este aspecto fresco, estos nuevos gráficos de la generación actual".

A pesar de todo, Miyazaki celebra el buen trabajo realizado por Bluepoint Games, ya que este relanzamiento ha supuesto una nueva oportunidad para que más jugadores se aproximen a una de las obras más desconocidas del estudio.

"Era un juego antiguo, así que verlo rehecho de esta manera y tener nuevos jugadores jugando fue obviamente algo que me hizo muy feliz. Era un juego difícil en su día, con un desarrollo relativamente complicado, así que estaba ansioso porque los nuevos jugadores no lo disfrutarían de la misma manera. Eso fue un motivo de preocupación para mí cuando fue relanzado, pero, al final, estoy feliz de ver la reacción y feliz de ver a la gente disfrutarlo".
Temas
Inicio