Evil Dead y los videojuegos: la disparatada trayectoria de Ash Williams del Commodore 64 a la Nueva Generación de consolas
Listas

Evil Dead y los videojuegos: la disparatada trayectoria de Ash Williams del Commodore 64 a la Nueva Generación de consolas

El canalla de Ash Williams es cualquier cosa menos un ejemplo a seguir. No solo por su insólita facilidad para estar en el lugar equivocado en el peor momento haciendo algo incorrecto, sino por las dos soluciones universales a todas sus meteduras de pata: su escopeta y una motosierra bien ajustada a su brazo derecho. Elementos que, vistos desde cierta perspectiva, convierten al protagonista de la saga Evil Dead en el personaje perfecto para cualquier videojuego.

El personaje creado por Sam Raimi e interpretado Bruce Campbell cuenta con su propia trayectoria en consolas, móviles, PCs y, si nos remontamos a su primer videojuego, hasta ordenadores de 8 bits: Palace Software llevó a Ash al Commodore 64 en 1984 a través de una muy libre adaptación de Posesión infernal, la película original. Casi cuatro décadas después, esa obra, con sus defectos y sus genialidades, continúa adaptándose a los videojuegos a su propio ritmo.

Evil Dead: The Game quiere ser el homenaje definitivo a toda la franquicia, incluyendo en una misma experiencia de juego todas etapas de Ash Williams a lo largo de las películas y hasta la propia serie Ash vs. Evil Dead. Una decisión que, por cierto, no se limita a replicar el aspecto que lució Campbell en cada proyecto, sino que también afecta a su estilo de juego durante las partidas.

Visto con perspectiva, mucho ha llovido desde aquel modesto juego de Commodore 64. Lo cual tiene doble mérito, teniendo en cuenta que Posesión infernal está lejos de ser una superproducción o el clásico Blockbuster hecho el Hollywood: se trataba de una muy modesta producción que costó 375.000 dólares a un jovencísimo Raimi que cumplió los 20 años poco antes de empezar a rodar. Un dato adicional: en 2014 se estimó que la recaudación mundial de aquella película fue de 29.400.000 millones de dólares.

Una cifra demoledora partiendo de que, pese a ser una película de terror, su premisa no la hacía destacarse del resto: cinco estudiantes universitarios, incluyendo al propio Ash, pasan un fin de semana en una cabaña abandonada. A partir de ahí, el descubrimiento de libro maldito y un rito ejecutado de manera inesperada acabarán propiciando una oleada de catástrofes que pondrán constantemente contra las cuerdas a nuestro peculiar héroe a la fuerza .

The Evil Dead

¿Cómo un filme así logró captar la atención de tanta gente y ser una de las primeras películas en tener su propio videojuego? Hoy vemos Posesión infernal como un clásico de culto, pero antes de alcanzar ese estatus aquella película de terror había logrado fascinar a las personas adecuadas, incluyendo un  Stephen King que alabó su originalidad y la incluyó entre sus películas favoritas. Algo que, en palabras de Campbell, fue decisivo para el éxito a nivel internacional.

En VidaExtra somos muy fans de Evil Dead. De las películas y de la serie. y por ello te hemos preparado una retrospectiva muy especial llevando el tema a nuestro terreno: los videojuegos. Un repaso integral a la trayectoria jugable de la saga desde los días del Spectrum hasta las consolas de nueva generación. Un pequeño gran homenaje a una saga cinematográfica que, como el propio Ash Williams, se abre paso sin demasiada delicadeza más allá de su medio natural.

The Evil Dead: el Videojuego original

Screenshot 7646

En una cabaña abandonada, en mitad de los bosques de Tennessee, las fuerzas del mal han sido desatadas. El problema es bastante grave, pero la solución es todavía peor: Ash Williams.

El joven estudiante universitario que había decidido pasar el fin de semana con sus amigos, se verá de sopetón ante la responsabilidad de contener y eliminar toda clase de monstruos y criaturas de ultratumba con cualquier cosa que tenga a mano hasta dar con aquello que alimenta a estos seres de la oscuridad: El Libro de los Muertos.

The Evil Dead C64

The Evil Dead, el videojuego, simplificó la trama original de la película en un casette de Commodore 64 que nos introducía en una réplica de la cabaña en vista top-down. La premisa en realidad era muy sencilla: sobrevivir a todas las criaturas en pantalla impidiéndoles el paso cerrando puertas y ventanas al tiempo que eliminaba las que se cruzaban en su camino. Por suerte, en el suelo es posible encontrar hachas, palas y hasta armas de fuego.

Ash cuenta con un contador de energía que se va reponiendo conforme obtiene armas. Una vez logra despejar la pantalla, tras una conveniente oleada de monstruos, aparecerá el Libro de los Muertos. El paso final es llevar el tomo a la chimenea y arrojarlo al fuego. Algo que, como verás, es más sencillo de plantear que de cumplir.

Diseñado por el tándem británico Richard Leinfellner y con los efectos sonoros de Keith Miller, The Evil Dead, el videojuego, salió en 1984 para los sistemas imperantes en el reino unido: el Commodore 64, el BBC Micro y, gracias a Michael Fox, se logró lanzar la tercera versión inédita para ZX Spectrum como cara B de Cauldron un año después.

En muchos aspectos, el videojuego de Posesión infernal cumplía su cometido dentro de las limitaciones de la época, siendo un reflejo de la emergente inquietud británica por desarrollar videojuegos con más iniciativa que recursos. Y pese a que la película había logrado funcionar bien, hubo que esperar dos secuelas cinematográficas todavía mejores y 16 años para que Ash regresase a los videojuegos.

El salto definitivo de Ash Williams a consolas

Tras el exitazo de Resident Evil era una mera formalidad que alguien sumara dos más dos y trajese de vuelta la saga Evil Dead a los videojuegos. Heavy Iron Studios se llevó el gato al agua durante el cambio de milenio y THQ arropó la iniciativa como editora para las tres plataformas más mimadas por los Survival Horrors: la PlayStation original, Dreamcast y PC. El nombre del juego: Evil Dead: Hail to the King.

Lo cierto es que la influencia de los juegos de Capcom estaba muy presente en Evil Dead: Hail to the King, pero era el momento idóneo: había una estupenda demanda por los juegos de terror especialmente explícitos y tanto Posesion Infernal como sus secuelas ya habían trascendido de estrenos recientes a películas de referencia dentro del terror propagado a través del VHS. Eso sí, Hail to the King ofrecía un reclamo adicional: sus acontecimientos tenían lugar ocho años después de lo ocurrido en el Ejército de las Tinieblas.

Con todo, y siendo justos con Evil Dead: Hail to the King, lo que pudo haber funcionado muy bien apenas unos años antes estaba completamente por detrás de lo que ofrecían los juegos similares en pleno año 2000. Si bien, combinar modelos tridimensionales en escenarios pre-renderizados de cámara fija, lo cierto es que el ritmo de los primeros Resident Evil no le sentaba del todo bien a aquella propuesta.

Sobre todo, cuando el género del terror se encontraba colapsado y los referentes estaban evolucionando hacia nuevas direcciones con juegazos como Code Veronica o Silent Hill. En cuestión de apenas cuatro años desde el asalto a la mansión Spencer el mercado de los videojuegos se había saturado de Survival Horrors y lo aportado por THQ no encajaba con el desmadre de las películas ni terminaba de despuntar como videojuego. Había que dar el salto generacional en todos los aspectos.

THQ movió ficha dos veces más en la nueva sobremesa de Sony y la primera consola de Xbox con Evil Dead: A Fistful of Boomstick en 2003 y Evil Dead: Regeneration en 2005. Dos juegos con la firma de VIS Entertainment y Cranky Pants Games respectivamente, dando un giro total hacia el género de la acción con elementos de hack'n slash. Algo que, se mire como se mire, encajaba mas con el ritmo frenético de las películas.

A partir de aquí, una doble apreciación:

  • Por un lado, Evil Dead: A Fistful of Boomstick servía como continuación directa de Hail to the King ambientada 11 años después de El Ejército de las Tinieblas. presentándonos a un Ash Williams más curtido y más gamberro.
  • Sin embargo, lo verdaderamente interesante es que Evil Dead: Regeneration rompe con los dos juegos anteriores y, de paso, con El Ejército de las Tinieblas. Cranky Pants Games plantea un universo paralelo que deriva directamente de Terroríficamente muertos (Evil Dead II). Y, ya puestos, le da a Ash y a quien tiene el mando en las manos munición infinita.

Si bien, Evil Dead: Regeneration también se jugó en PC, la etapa de Evil Dead en los videojuegos a través de la edición de THQ se complementará en móviles con Evil Dead Pinball, una mesa temática inspirada únicamente en los acontecimientos de Posesión infernal y que desafía al jugador a reunir las páginas del Libro de los Muertos a base de golpear la pelota metálica. Un título menor lanzado para que intencionadamente coincidiese con el lanzamiento de Evil Dead: A Fistful of Boomstick.

Casualidad o no, y tras un prolongado paréntesis, el futuro de la saga permanecerá en móviles salvo contadas excepciones.

Evil Dead: Posesión de Bolsillo, cameos y Realidad virtual

Screenshot 7649

Las primeras incursiones de Ash Williams en consolas no terminaron de funcionar del todo, ni como sucedáneos de Resident Evil ni tampoco como alternativa a los Hack and Slash. Pero, por otro lado, la marca seguía teniendo teniendo tirón. Al menos, el suficiente como para que, ya entrados en la nueva década, comenzase a plantearse un regreso a la gran pantalla de la mano de Sony Pictures.

Una oportunidad excepcional para volver a tantear el terreno en los videojuegos con apuestas más modestas y que fuesen más sobre seguro. Así, en 2011 llegará el primer título de Evil Dead para smartphones: Army of Darkness: Defense. Un tower defense casi de manual con el reclamo añadido de ser el único videojuego lanzado de El Ejército de las Tinieblas. Al menos, hasta la fecha.

Por su parte, los fans de la saga no tuvieron que esperar demasiado para ver una entrega en la que la acción volviese a estar en primer plano: Evil Dead: The Game, el videojuego de 2011 para iOS, llevaba a Ash de vuelta a la cabaña permitiendo que el jugador se despachase de lo lindo a base de eliminar enemigos y criaturas malvadas a escopetazos.

Visto desde cierta perspectiva, un remake integral y con un Ash al estilo chibi del primer videojuego de The Evil Dead.

Evil Dead

Dos años después, Posesión infernal regresó a las salas de cine con una nueva película. Y pese a que no logró igualar la trilogía de Sam Raimi, logró que una nueva generación de apasionados por el terror descubriese la saga.

Algo que Boomdash Digital supo aprovechar lanzando Evil Dead: Endless Nightmare en 2016, un endless runner gratuito y en primera persona para iOS y Android en el que escapamos de una cabaña armados hasta los dientes derribando todo lo que nos sale al paso. Incluyendo enemigos basados en nuestros contactos de Facebook y otras redes sociales.

Una idea muy loca y que Boomdash reconvertirá dos años después en la primera y hasta la fecha única incursión de la saga en la realidad virtual: Evil Dead: Virtual Nightmare.

Entre juego y juego hubo enormes márgenes de tiempo, y lo cierto es que Ash Williams no se quedó de brazos cruzados: además de aparecer en juegos como Dead by Daylight o un Poker Night 2 de Telltale Games en el que se revelaba al jugador que es el padre de Brock Samson de The Venture Bros., pudimos ver una especie de homenaje con su contrapunto en Broforce: Ash Brolliams. ¿Y después qué?

Evil Dead: The Game, posesión infernal de nueva generación

E8catz1vua4vdzg

Nos quedamos sin ver a Ash en Mortal Kombat 11. Bruce Campbell lo dijo por activa y por pasiva en sus redes sociales, pese a la ilusión de los fans, y lo cierto es que había una razón detrás: los derechos de la saga cinematográfica habían pasado a manos de Saber Interactive, quienes tenían entre manos un nuevo proyecto de Evil Dead.

Un nuevo juego que, a diferencia de todos los anteriores, apuesta fuertemente por el multijugador, fomentando el aspecto cooperativo de manera que no solo controlamos a Ash, sino también todas sus encarnaciones en las películas y sus compañeros de aventuras en el cine y hasta la serie de televisión; pero también el JcJ abriendo la puerta a que juguemos como las fuerzas del mal.

Dlzc3tzu0aafk K

Con un lanzamiento previsto para mayo de 2022 en todos los sistemas, incluyendo consolas de nueva generación, Evil Dead: The Game busca ser la entrega más visceral y disparatada de la saga apoyándose en tres pilares básicos: la acción con violencia explícita, la supervivencia cooperativa a sabiendas de que la mayor amenaza proviene de otros jugadores del bando contrario y el espíritu del terror gamberro de las películas.

Ingredientes que posicionan Evil Dead: The Game como la mayor y más ambiciosa adaptación de la saga de culto hasta la fecha. ¿La mejor? Si bien, el listón es relativamente sencillo de superar, la verdad es que nos conformamos con que nos permita echar unas risas siendo cómplices de Ash Williams. O, mejor aún: ¡Como el condenado Ash Williams!

Temas
Inicio