Publicidad

Desde el 2021 hasta el año 3020: estos son los futuros que nos plantean los videojuegos en cada uno de sus mundos
Listas

Desde el 2021 hasta el año 3020: estos son los futuros que nos plantean los videojuegos en cada uno de sus mundos

Una guerra termonuclear, una distopía cyberpunk o la conquista del universo. El mundo de los videojuegos nos ha puesto en todo tipo de situaciones, escenarios y experiencias.

A través de ellas hemos sufrido, reído y, sobre todo, disfrutado. Es por ello que hemos recopilado las fechas más importantes que nos deparan los títulos más importantes. Quién sabe, puede que algunos de los futuros se cumpla y es mejor estar preparados.

Perfect Dark (2023)

El regreso de la agente Joanna Dark se encuentra a la vuelta de la esquina. Tras el anuncio durante los The Game Awards 2020, The Initiative reveló que se encuentra trabajando en una nueva adaptación de este universo.

En teoría, apenas quedan un par de añitos para poder disfrutar de una guerra intergaláctica entre dos razas alienígenas, con la especie humana involucrada enmedio. ¿Maravilloso, verdad?

Watch Dogs Legion (2026)

Ubisoft nos trajo la tercera entrega de una de sus franquicias más importantes el año pasado. Watch Dogs Legion se convirtió en uno de los títulos intergeneracionales más interesantes con los que probar nuestra Xbox Series X/S o PS5.

Ahora, la capital de Inglaterra se ha convertido en un lugar donde el orden, la ley y el tráfico de información impera. Las restricciones de las libertades tanto individuales como colectivas no suena muy apetecible, aunque el poder hackear un cajero automático suena mucho mejor.

Metro Exodus (2036)

Uno de los peores futuros posibles. Metro Exodus nos traslada a un mundo en el que las guerras nucleares han terminado por sepultar a la humanidad en los túneles de metro.

Rusia es el escenario perfecto para ejemplificar los motivos para no salir de los conductos subterráneos. Seres mutantes de todo tipo, cazadores sin piedad y un frío despiadado son los principales obstáculos que nos encontraremos.

Detroit Become Human (2038)

¿Androides humanos que sirven y cumplen todas nuestras necesidades? Una firma estampada a fuego sería la respuesta de muchos de nosotros, ya que podríamos despreocuparnos de muchas tareas cotidianas gracias a ellos.

Sin embargo, Detroit Become Human aporta una visión distinta, ya que desde el punto de vista de los robots, están siendo utilizados de forma indiscriminada; tan solo buscan su lugar en el mundo.

The Last of Us Part II (2039)

El reciente GOTY. The Last of Us Part II es uno de los títulos más importantes de los últimos años. Naughty Dog tuvo que afrontar el legado de su propia obra y la jugada le salió redonda.

Para los más despistados: un infierno. Así se podría definir el planeta Tierra que ha sido invadido por el virus del córdyceps y que transforma a los seres humanos en bestias sin control. Puede que ni siquiera puedas dormir tranquilo con los merodeadores acechando.

Crysis 3 (2047)

Una Nueva York cubierta por una cúpula gigantesca debido a la invasión de una raza alienígena. ¿Por qué todas las invasiones siempre suceden en esta dichosa ciudad?

Sea como sea, tener un traje cibernético que nos dota de facultades únicas suena bien. Crysis 3 no augura el mejor futuro para la Gran Manzana, pero ese traje seguro que nos sentaría de maravilla.

Deus Ex (2052)

Nanotecnología, estética cyberpunk y uno de los mejores RPG de la historia. Deus Ex sentó las bases de cómo hacer un título en el que poder recorrer una ciudad futurista, escoger diferentes opciones y decidir nuestro futuro.

Gracias a los implantes, podríamos disfrutar de diferentes mejores corporales. Más rápidos, más fuertes o más sigilosos; como siempre en la saga, es tu decisión.

WipeOut (2052)

Si os creéis los mejores conduciendo el Seat Ibiza de vuestros padres, atreveros a montar en un F3600. Pocos futuros se me ocurren con más emoción que el que nos presenta WipeOut.

La Fórmula 1, Hamilton, Alonso y compañía han quedado muy atrás. Aquí las carreras son de auténtico vértigo y pilotar una de esas naves aerodeslizadoras suena tremendamente apetecible.

Cyberpunk 2077 (2077)

El juego del año; prácticamente, de la década. Cyberpunk 2077 se ha convertido en la comidilla de todos los debates entre la comunidad. No es para menos. Millones de jugadores se encuentran recorriendo Night City ahora mismo.

CD Projekt siempre presentó la ciudad como el paradigma de la visión cyberpunk. Implantes cibernéticos, personas que son más máquinas que humanos y una tecnología que lo baña todo. Suena interesante, especialmente si no nos encontramos con ninguno de los dichosos bugs.

Observer System Redux (2084)

Hackear e invadir la mente de los sospechosos es la principal tarea que desarrollamos en Observer: System Redux. La obra de Bloober Team consigue una puesta a punto excelente para la nueva generación.

El 2084 es un mundo en el que tus pensamientos pueden ser manipulados, la policía es privada y puede que tus recuerdos no te pertenezcan realmente. Un futuro bastante desalentador.

System Shock 2 (2114)

¿Qué mejor que una estación espacial dominada por una inteligencia artificial y nosotros intentando sobrevivir? System Shock 2, la obra de Ken Levine inspiró a multitud de desarrolladores en el futuro y se ha convertido en un faro de referencia para la industria.

A ver, la parte de implantarnos elementos cyberpunk y desarrollar nuestras habilidades no pinta nada mal; lo de enfrentarnos a seres del averno ya si eso, otro día.

Alien Isolation (2137)

Una de las obras más terroríficas de los últimos años. Alien Isolation nos hizo temer más que nunca al alien, ya que la inteligencia artificial diseñada por The Creative Assembly es francamente impresionante.

La estética de las películas de Ridley Scott baña la Sevastopol y podría ser hasta agradable de no ser por los androides más inquietantes que nos hemos echado a la cara.

Mass Effect (2183)

No uno, sino hasta tres juegos componen la serie original de Mass Effect. La franquicia ha sufrido un vaivén con Mass Effect Andromeda, aunque desde BioWare parecen estar poniendo toda la carne en el asador con la próxima entrega.

Mientras controlábamos a el/la comandante Shepard disfrutábamos de los mayores avances tecnológicos que había experimentado la humanidad en su historia. Me parece un futuro bastante justo.

Fallout 4 (2287)

Sí, probablemente recorrer el Yermo suena terriblemente apetecible en la comodidad de tu salón, pero el futuro que describe Fallout 4 no es precisamente apetecible.

Las bombas nucleares han arrasado el mundo tal y como lo conocías; no solo eso, ahora tienes que ponerte al día para salvar a tu bebé. A veces uno piensa que lo mejor es que aparezca un Deathclaw en tu camino y acabe con todo.

The Outer Worlds (2355)

Clásico futuro en el que X presidente de los Estados Unidos jamás fue asesinado y la carrera espacial no fue sino a mejor. En The Outer Worlds tendremos que desentrañar las intenciones de las corporaciones que dominan el mundo.

La comparación es sencilla: un Fallout en otro planeta. Lo cierto es que no creo que llegue a ver este futuro a menos que me caiga dentro de una cámara de criogenización repartiendo pizza, pero desde luego lo firmaba.

Dead Space (2508)

No. No y mil veces no. Me niego en rotundo a montarme en la USG Ishimura, la estación minera de Dead Space. La ya extinta Visceral Games ideó uno de los survival horror más perturbadores de hace dos generaciones.

Los necromorfos son seres carentes de inteligencia y dominados por sus instintos, los cuales están muy habituados a dar abrazos con las cuchillas de sus manos. Lo mejor será mandar a Isaac Clarke para que solucione este problema, él sabrá qué hacer.

Killzone (2357)

Puede que los Helghast recuerden poderosamente a cierto partido dictatorial, lo cual nos parece suficiente excusa para internarnos en la saga Killzone y acabar con ellos. Una de las franquicias más longevas de Sony, desde su estreno en 2004.

Si te gustan las emociones fuertes, crees que eres el mismísimo Rambo y has nacido para la guerra, no te acerques a este futuro. No durarías ni cinco minutos, hazme caso.

Halo: Infinite (2560)

La próxima entrega de las aventuras de el Jefe Maestro tenían prevista su lanzamiento en Xbox Series X y Xbox Series S con su desembarco, pero habrá que esperar un poco más.

Descubrir los secretos tras un mundo artificial con forma de anillo suena interesante, más si te acompaña un soldado genéticamente mejorado. Es como llevar una navaja multiusos encima, te soluciona cualquier problema en Halo: Infinite.

Destiny (2714)

Uno de los títulos que prometía revolucionar la escena de la industria y quedarse muchos años con nosotros. Lo cierto es que ya lleva unos cuantos acompañándonos.

Será todo lo divertido que quieras, pero el futuro que plantea Destiny tampoco parece que sea en el que mejor sale parada la humanidad. El Sistema Solar ha sido arrasado y tendremos que enfrentarnos a decenas de seres extraterrestres para defender La última Ciudad de la Tierra.

Borderlands 3 (2876)

La tercera entrega numerada de la franquicia de Gearbox se ha convertido en un imprescindible del catálogo de cualquier jugador. Además, su estilo visual dota de una identidad potentísima a la marca.

Pandora parece un planeta tranquilo hasta que sueltas miles de convictos a su libre albedrío. Habrá que hacerse con las mejores armas posibles y sonreír; el humor de Borderlands 3 nunca nos falla.

Horizon Zero Dawn (3020)

Con Horizon Zero Dawn os podéis echar a la cara uno de los mejores exclusivos gráficamente de la generación. Aunque claro, ya es posible disfrutar de la obra de Guerrilla Games en PC.

1.000 años en el futuro. La humanidad colapsó de alguna forma y ahora el mundo ha sido poblado por animales robóticos. Probablemente, un gran futuro, especialmente para el planeta Tierra. Ya era hora de que los humanos le dejásemos respirar un poco.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio