Publicidad

Análisis de The Medium, la obra más ambiciosa de Bloober Team hasta la fecha
Análisis

Análisis de The Medium, la obra más ambiciosa de Bloober Team hasta la fecha

Bloober Team no es un estudio que haya destacado hasta ahora con sus obras. Más allá del dudoso honor de haber parido uno de los peores juegos de la pasada generación de consolas, hasta el punto de tener que rehacerlo (sin éxito), este equipo polaco se ha aficionado este último lustro a los videojuegos de terror.

Tras un par de capítulos de Layers of Fear, Observer y la licencia de Blair Witch, Bloober Team da paso a su obra más ambiciosa hasta la fecha, este The Medium que destaca por esas dos realidades que vivirá su protagonista, llegando al punto de presenciar algunas escenas con ambas realidades a la vez. ¿Quiere decir esto que este estudio ha logrado su madurez? Lo cierto es que va por buen camino.

El camino a seguir por parte de Bloober Team

The Medium

Que Akira Yamaoka (Silent Hill) aparezca en los créditos de The Medium por aportar su granito de arena en la banda sonora de esta aventura, era en cierto modo un presagio del estilo de terror que nos aguardaba aquí. Porque se apuesta por un espíritu clásico dentro de los survival horror, más psicológico que el que nos tiene acostumbrados Capcom con sus Resident Evil, donde hay más acción.

Los creadores de Layers of Fear han apostado en esta ocasión por una cámara fija, con planos cinematográficos, para rememorar una época de oro en los noventa que llegó a las masas en un 1996 inolvidable. Por lo tanto, esta primera decisión sorprende, puesto que nos estaban acostumbrando a juegos de terror en primera persona. Y el motivo es sencillo aquí: el papel de las dos realidades.

Esta mecánica es sobre la que girará toda la aventura gracias a la habilidad especial de Marianne como médium, pero no siempre se mostrará de la misma forma. El juego a veces nos dejará alternar entre las dos realidades, viéndolas a la vez a pantalla partida, mientras que en otras lo haremos de modo independiente, alejándonos del punto en el que se encuentra nuestro otro yo. El resultado en todos los casos impresiona, siendo uno de los grandes alicientes de su historia.

The Medium

No es, en cualquier caso, una aventura compleja, en el sentido de abrazar uno de los puntos esenciales de los survival horror de antaño, como son los puzles. The Medium pasa tímidamente por los rompecabezas, salvo por dos puntos concretos del tramo final, siendo un juego bastante lineal, en este sentido: todo objeto que encontremos se usará con otro objeto situado a pocos metros, por lo que será prácticamente imposible quedarse atascados. Incluso de cara a la exploración.

No hay mapa, pero tampoco es algo que necesite. El propio juego nos lleva en volandas, casi sin que nos demos cuenta, para que no perdamos de vista el objetivo principal: atender a la misteriosa llamada procedente del hotel Niwa y de paso saber qué significa el sueño recurrente de la protagonista, por si guarda alguna conexión especial con ese lugar abandonado que oculta algo sombrío...

La ambientación, insistimos, es una de sus grandes bazas, pese a que técnicamente no suponga un salto evolutivo al no aprovechar toda la potencia de Xbox Series X|S o de Windows 10. Pero ya se sabía de antemano que esto tampoco era un proyecto triple A. Si nos atenemos a su universo, es fascinante, por mostrar dos realidades tan opuestas, que, a su vez, provocan que no siempre haya el mismo camino entre las dos, viendo cómo Marianne tiene que alternar entre ellas para poder seguir avanzando... y con varias sorpresas en el proceso.

The Medium tiene mucho potencial por descubrir

The Medium

Obviamente, no queremos chafar ninguna sorpresa con este análisis, pero sí que podemos decir que The Medium no se ciñe a una sola mecánica para progresar en su trama, sino que se va amoldando según la situación. En este sentido, me ha encantado un detalle aparentemente insignificante, pero que tiene su lógica, como es el hecho de diferenciar el mundo real con el botón X y el mundo oculto con la A.

¿Esto qué significa? Que, por ejemplo, si estamos con las dos realidades a la vez, sabremos en todo momento con qué versión de Marianne realizaremos una acción en concreto... de igual modo que cuando una de ellas lo tiene que hacer sin la presencia de la otra. Como los gatillos y sticks analógicos para los hermanos del inolvidable Brothers: A Tale of Two Sons, que asociamos irremediablemente a cada uno de los dos. Salvo que en esta obra de Bloober Team, el control de movimiento hace que Marianne se mueva en las dos realidades a la vez, eso sí.

Estos dos planos conllevan más diferencias, aparte de la visual, con ese toque más de Silent Hill para el mundo de los muertos, sacado de nuestras peores pesadillas. Sin ir más lejos, en esa realidad oscura, Marianne es capaz de usar el llamado estallido espiritual, donde canaliza su energía para desatar una descarga con la que poder activar ciertos mecanismos. Y no será la única habilidad disponible, aparte de poder hablar con los muertos, claro está, con el objetivo de que puedan descansar tan pronto descubramos su nombre y cometido en la vida.

The Medium

Habrá pocos personajes secundarios con los que dialogar, aunque todos ellos tendrán un peso importante en la historia. Ésta se complementa con un montón de documentos por descubrir (al haber poca exploración como tal, no será difícil dar con todos), dibujos o ecos del mundo espiritual que podremos ver o escuchar gracias a la percepción de Marianne. Para esto último habrá que hallar el punto exacto que brilla en un objeto, o recrear la posición idónea de una figura espiritual.

En lo personal, he disfrutado intentando localizar todos esos coleccionables, a falta de un par que se me pasaron y me impidieron obtener los 1.000 G, puesto que aportan detalles interesantes a la trama (especialmente en el tramo final) y nos sirven para comprender en perspectiva todo lo que le rodea a Marianne.

Hay cierto giro, de hecho, a mitad de la historia, que es totalmente catalizador para lo que vendrá después. Además, el juego pega un salto de calidad a partir de ahí, aprovechando mejor las habilidades de Marianne y con entornos más vistosos si cabe. Hasta se pega un par de homenajes al proyecto de la bruja de Blair, para que se note cuál fue su último trabajo antes de esta aventura. Y bien llevados.

Más survival horror de esta guisa, por favor

The Medium

El aspecto del que más se aleja The Medium respecto a otros juegos de survival horror es la acción. Aquí no habrá disparos, ni siquiera patadas o puñetazos. ¿Esto quiere decir que no habrá peligros? No exactamente... A lo largo de la historia nos toparemos con un ser de aspecto inquietante ante el que lo único que podremos hacer será correr u ocultarnos con sigilo. Aunque habrá otro tipo de situaciones...

No es algo en lo que brille especialmente esta producción, en cualquier caso: en las partes de correr tuve problemas con la primera sección, por un movimiento de cámara un poco brusco y una ligera tendencia a atascarse al chocar con los bordes; mientras que las partes de sigilo son un poco lentas y eso que tuve la suerte de que nunca me descubrió esa criatura apodada The Maw, con voz de Troy Baker, por cierto. Sí, el juego viene con voces en inglés, destacando por su doblaje y por el mimo puesto con los subtítulos en castellano, pudiendo controlar el tamaño o incluso color de los textos, para diferenciar a todos los personajes.

Pero volviendo a las partes de acción como tal, es uno de los pocos puntos en los que no sobresale The Medium, en parte también por esa detección de colisiones mejorable con algunos salientes o puertas, teniendo su parte de culpa la visión de algunas cámaras, que no siempre optan por el mejor plano. Y pese a todo, roza a un buen nivel, mejor de lo esperado, viendo la trayectoria de este estudio polaco.

The Medium

Sí que he echado en falta una mayor fuerza para su banda sonora, al no gozar de ningún tema memorable, a excepción del tramo final. Más que nada por la presencia del maestro Akira Yamaoka. En cualquier caso, su BSO se puede escuchar íntegra y gratis desde Bandcamp, para el que le pique la curiosidad.

Me ha sorprendido para bien el juego en sí, de todas formas. Iba con cierto recelo y miedo al no ser un estudio con la experiencia de los más grandes, pero la aventura evoluciona de manera satisfactoria, dejando un buen poso al final. Se le podrá achacar que peca de lineal o que no cuenta con dificultad para los puzles, pero su historia te sumerge de lleno y el interés va in crescendo según avanzas.

Es una muestra más de que se pueden seguir haciendo survival horror alejados de las armas, como sucedió con Song of Horror. Son propuestas más puras, basadas en el miedo a lo desconocido, con el simple objetivo de pasarlo mal bien dentro de un entorno en el que difícilmente podríamos llegar a sobrevivir en el mundo real.

La opinión de VidaExtra

En definitiva, Bloober Team pega un salto de calidad con The Medium. Por fin. Con esta producción ha alcanzado su madurez. Ahora le falta un extra para llegar a la excelencia, mimando todo el conjunto, como hacen los más grandes. Si te dejas llevar por su propuesta, te encantará. Y con Game Pass no hay excusa.

The Medium

The Medium

Plataformas Xbox Series (versión analizada), Microsoft Store y Steam
Multijugador No
Desarrollador Bloober Team
Compañía Bloober Team
Lanzamiento 28 de enero de 2021
Precio 49,99 euros (y de serie con Game Pass)

Lo mejor

  • El uso de las dos realidades
  • Ambientación de lo más inmersiva
  • El giro que pega a mitad de la historia
  • Y la mejora de calidad del tramo final

Lo peor

  • Peca de lineal y con puzles fáciles
  • Algunos fallos con las colisiones

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio