La nueva IA de Sony ya está venciendo a los campeones de Gran Turismo: así funciona la tecnología que ampliará nuestros horizontes en los videojuegos
PS5

La nueva IA de Sony ya está venciendo a los campeones de Gran Turismo: así funciona la tecnología que ampliará nuestros horizontes en los videojuegos

En los actuales videojuegos de conducción ya no es suficiente con aportar sensación de velocidad y acabados fotorrealistas: la nueva gran prioridad es ofrecer emoción genuina. Un desafío que desde Codemasters, PlayGround Games o Kunos abordan de manera diferente. En el caso de Gran Turismo 7 y el futuro de la saga, Polyphony Digital asume el reto desde dos perspectivas: el modo GT Sport como manera de difuminar la barrera que separa las competiciones reales y las de los videojuegos y el recientemente anunciado Gran Turismo Sophy, una IA que capaz de "masacrar" a sus rivales humanos y, además, dibuja un panorama muy interesante para los videojuegos.

El caso de Gran Turismo, como saga, es muy singular a varios niveles. Polyphony Digital se ha propuesto exprimir al máximo la tecnología de PS5 para la próxima entrega  ofreciendo nuevos matices a la experiencia de conducción. Gran Turismo Sophy, el cual está siendo testado en Gran Turismo Sport, le da un matiz algo más complejo y ambicioso al enfoque competitivo: se trata de una Inteligencia Artificial que ya está poniendo en jaque a los mejores jugadores. Y eso es solo la punta del iceberg.

Empecemos por lo básico: a tan solo un mes del lanzamiento de Gran Turismo 7 el mismísimo Kenichiro Yoshida, presidente de Sony, presentó al gran público Gran Turismo Sophy como primer gran proyecto de Sony AI una división centrada en la IA y el último as bajo la manga de Sony para a revolucionar la experiencia competitiva en los videojuegos. 

Definir Gran Turismo Sophy es algo más delicado: se trata de un agente diseñado específicamente para el juego de conducción de PlayStation Studios que se adapta sobre la marcha a las circunstancias de cada carrera y aprende constantemente de sus aciertos y errores. Siendo justos, el otro cometido de GT Sophy es asentar y dar uso a la infraestructura en nube de Sony y su IA, sirviendo como embajador de las mismas.

Hemos dejado claro que Gran Turismo Sophy es un agente, pero ¿qué es un agente? En esencia, y para el caso, un agente inteligente vendría a ser una entidad que posee la capacidad de entender el entorno en el que se encuentra, reaccionar y finalmente adaptarse en tiempo real a las respuestas y consecuencias generadas. Su creación es el resultado de combinar los esfuerzos de tres equipos: la propia Sony AI, Polyphony Digital y Sony Interactive Entertainment.

Partiendo de esa base, toca matizar algo muy básico: GT Sophy va mucho más allá del sistema usado tradicionalmente para competir con los jugadores cuando no están en los modos online: es un rival que ya está dándole lecciones a los mejores campeones de Gran Turismo. Y eso tiene un propósito: les está ampliando los horizontes como jugadores, mostrándoles nuevas posibilidades que no habían imaginado antes en sus incontables partidas.

Así es cómo funciona Gran Turismo Sophy

Flesmyxx0ay2kdu

Sobre el papel, lo que aportará GT Sophy al jugador puede parecer terriblemente confuso. ¿Qué puede aportar una IA diseñada para vencer a quien quiere echar unas partidas? La idea general va más allá de ofrecer simplemente un mayor grado de desafío: se trata de ampliar nuestros horizontes en los videojuegos.

Y, para muestra de cómo GT Sophy funciona en movimiento y marca la diferencia, aquí lo tienes compitiendo en Gran Turismo Sport con Emily Jones, representante del equipo Audi en el FIA Gran Turismo Championships 2020 World Finals.

Definitivamente, mucho ha llovido desde el clásico Out-Run en cuestión de juegos de conducción. 

En los primeros videojuegos de carreras no era frecuente competir contra otros vehículos. Es más, en el Gran Trak 10 de 1974 -considerado como el primer juego de conducción- no había otros corredores en pantalla. Literalmente. Poco a poco los videojuegos fueron integrando nuevos rivales en nuestras partidas, y pese a que su manera de interactuar con nosotros durante las carreras ha tenido una evolución constante, ésta no ha sido lo suficientemente remarcable salvo excepciones muy contadas, como los brillantes Drivatars de Forza Horizon basados en perfiles de jugadores reales.

Medio siglo después, GT Sophy toma la iniciativa a la hora de ofrecer rivales no humanos en las carreras de Gran Tursmo Sport. Un agente desarrollado con el propósito de aprender a conducir a un nivel altamente competitivo y medirse con los mejores jugadores del mundo. Con aquellos que han dedicado incontables horas a buscar y perfeccionar la trazada perfecta de cada pista, sí, pero al igual que éstos, compite con las mismas reglas, conduce en tiempo real y se adapta de manera dinámica a entornos complejos.

Sophie2

Dicho de otra manera: GT Sophy no es una IA que cuenta con la ventaja de tener una visión completa del juego y calcula la ruta más eficiente, sino un agente que percibe, como cualquier jugador, todos los elementos de la partida y los integra en su manera de jugar. Desde las físicas del coche a las condiciones ambientales y, por supuesto, los comportamientos de los vehículos que lo rodean. Que mide los riesgos y las oportunidades según aparecen y que, además, aprende constantemente de sus aciertos y de sus errores.

Una tecnología que Kazunori Yamauchi busca integrar de manera totalmente genuina en la saga Gran Turismo, ofreciendo la experiencia de simulación más realista. Ahora bien, el proceso de creación y desarrollo de GT Sophy es bastante más complejo que diseñar un agente, darle varios coches y ponerlo a dar vueltas en los circuitos de Gran Turismo.

Flupebgwyaaya R

La división de Sony IA se ha volcado de lleno para ayudar y reforzar el proceso de aprendizaje de GT Sophy a la hora de entender su propósito. La base es un nuevo algoritmo de entrenamiento llamado Quantile-Regression Soft Actor-Critic (QR-SAC), pero hay mucho más, incluyendo una serie de patrones en los que se tiene en cuenta factores más abstractos como la deportividad. Fomentando que tenga el impulso de ganar, desde luego, pero que sus adelantamientos sean justos.

Los investigadores de IA de Sony encontraron formas de codificar las reglas escritas y no escritas de las carreras en una función de recompensa compleja. El equipo de investigación también consideró necesario equilibrar la población de oponentes para asegurarse de que GT Sophy tuviera carreras de entrenamiento competitivas sin volverse demasiado agresivo o tímido para la competencia humana.

El proceso de aprendizaje de GT Sophy se ha ido afianzando en una  plataforma en la nube con acceso a más de 1000 consolas PS4, de modo que se aceleraban los procesos de aprendizaje de manera simultánea y se recopilaban y evaluaban los resultados a gran escala. Dicho de otro modo, GT Sophy se duplicaba a sí mismo como agente y realizaba cientos de experimentos a la vez, con diferentes automóviles, en distintos circuitos y en distinta situaciones, para entrenar y convertirse en el corredor definitivo.

Gt Sophie1

Sobre el papel, la cosa apuntaba maneras, pero lo cierto es que a GT Sophy le costó arrancar. Los resultados iniciales, durante las pruebas de 2020, mostraban comportamientos erróneos e inesperados. Las primeras versiones del agente tenían una temeridad excepcional y apenas levantaban su pie del acelerador, pero apenas lograban ir en línea recta. Como resultado, sus creadores podían vencer al agente en todas y cada una de sus carreras.

Para julio de 2021 las tornas habían cambiado y GT Sophy  no solo se había vuelto todavía más veloz a base de aprender, sino que era capaz de medirse con los buenos jugadores. De hecho, el agente se había vuelto súper competitivo. Y lo que es más interesante, controlaba diferentes coches en distintos circuitos midiéndose con varios jugadores reales a la vez. Poniéndolos contra las cuerdas. En Octubre de ese mismo año, se comenzó a imponer en resultados a los mejores jugadores de Gran Turismo Sport.

Fllaigkxsamygtl

El resultado: tras dos años aprendiendo, GT Sophy actualmente supera con mucha holgura a los mejores campeones de Gran Turismo Sport. Y lo que es más interesante de todo: enseña a los mejores que todavía es posible llegar a nuevos grados de destreza. Abordando curvas y trazadas de nuevos modos y, partida a partida, perfeccionando su propio estilo y técnica al volante.

¿Un agente artificial capaz de reemplazar a los corredores y jugadores de carne y hueso? El objetivo final del proyecto de GT Sophy, según Hiroaki Kitano, presidente de Sony AI, es ofrecer una inteligencia artificial capaz de desatar el poder de la creatividad y la imaginación de los humanos. Y Lo cierto es que los corredores profesionales que han podido medirse con el agente están deseando volver a competir contra él y mejorar en el proceso.

Qué aplicaciones se le puede dar a la tecnología de Sony AI en los videojuegos


Toca hacer un matiz muy importante: Sony no ha anunciado que los jugadores de Gran Turismo 7 vayan a competir contra GT Sophy, al menos de lanzamiento. Sin embargo, los planes a largo plazo de las tres partes implicadas en su desarrollo (Sony AI, Polyphony Digital y SIE) desean implementarlo tanto en la saga de conducción como en nuevos juegos.

Michael Spranger, COO de Sony AI, tiene claro que Gran Turismo Sophy es solo el primer agente de cara a un proyecto mayor y que se manifestará cada vez más y de nuevas maneras en otros videojuegos. Una manera de ofrecer rivales realmente competitivos y desafiantes, pero también como aliados fiables que le den nuevos matices a nuestras partidas y, en el proceso, nos inspiren y nos ayuden a descubrir nuevos matices jugables en nuestros juegos favoritos.

La saga Gran Turismo será solo el primer paso. La idea es ofrecer este tipo de tecnología a los desarrolladores, lo cual se traduce en interesantes posibilidades con múltiples aplicaciones en todo tipo de juegos y experiencias.

FIFA
  • En juegos deportivos como FIFA o NBA 2K tendríamos compañeros de equipo capaces de reaccionar como verdaderos jugadores humanos, y no solo nos seguirían el ritmo sino que nos sorprenderían con jugadas y estrategias y oportunidades que no habíamos visualizado.
Cyberpunk
  • En juegos de mundo abierto como Grand Theft Auto o The Witcher o Cyberpunk 2077 se podrían generar regiones enteras habitadas con vida y propósitos que vayan más allá de las rutinas pre-programadas o reacciones simples a nuestra manera de interactuar con ellos. Por no hablar de los comportamientos de los enemigos en el terreno de la fantasía o la ciencia ficción.
Civ
  • En títulos de estrategia como Civilization se podrían generar jugadas y situaciones capaces de sorprender. Un nuevo nivel de reto y desafío, sí, pero también nuevos métodos para abordar la victoria.
Sims 5
  • Y, no te lo vamos a negar, la tecnología de Sony IA podría suponer todo un salto de calidad en Los Sims 5 y nuestra manera de abordar ese mundo a medida.
Cod
  • Por otro lado, en los shooters y los juegos de acción nuestros enemigos también podrían adoptar estrategias sobre la marcha o aprender de nuestra forma de jugar y adelantarse a nuestros pasos. Obligándonos a ser mejores jugadores y a salir de nuestra zona de confort en las opciones offline.
Baldur
  • Además, en los juegos de rol se podría ofrecer un nivel de interactividad e implicación por parte de los NPC que vaya mucho más allá de los diálogos ya escritos y las comportamientos pre-fijados.

Estas son solo algunas de las posibilidades de lo que puede conseguirse en el futuro. Y posiblemente vayamos aprendiendo nuevas maneras de darles salidas a los agentes artificiales una vez nos hayamos a acostumbrado a compartir partida con ellos. Cimentando rivalidades y auténticas alianzas entre jugadores y agentes artificiales. Elevando el listón de todo lo ya visto.

No te podemos decir si nuestro 2038 será como el de Detroit Become Human, acabaremos como en la saga Terminator o se darán casos como en HER, la película de Spike Jonze, pero hay algo que tenemos claro: la implementación de la inteligencia artificial en nuestras vidas es cada vez más común. Y, puestos a elegir, más nos vale que sepan conducir y entender el entorno, como mínimo, igual de bien que GT Sophy.

Temas
Inicio