Compartir
Publicidad
Si algo me han demostrado las primeras horas a Borderlands 3 es que su salto evolutivo está en los pequeños detalles. Y me entusiasma
Análisis

Si algo me han demostrado las primeras horas a Borderlands 3 es que su salto evolutivo está en los pequeños detalles. Y me entusiasma

Publicidad
Publicidad

El día D ha llegado: Borderlands 3 ya está disponible en consolas (PS4 y Xbox One) y PC (Epic Games Store), y no me podía perder la fiesta de su estreno.

Era una entrega por la estuvimos suspirando desde el final de Borderlands 2 en el lejano 2012, teniendo que matar el tiempo con The Pre-Sequel un par de años más tarde y la peculiar visión de Telltale Games sobre la saga de Gearbox Software mediante la aventura gráfica Tales from the Borderlands. Casi cinco largos años de espera que han dado sus frutos a lo grande, con la entrega más ambiciosa hasta la fecha. He aquí los detalles que más me han gustado en las primeras horas de juego, a falta de profundizar a fondo.

Se nota el salto evolutivo a casi todos los niveles

Borderlands 3

No es el primer Borderlands que sale en consolas actuales (ahí tenemos el genial lote llamado Borderlands: Una Colección Muy Guapa y la reciente remasterización de Borderlands original), pero sí que es el primero que sale expresamente para ellas. Por lo tanto, en este sentido esperaba un mayor aprovechamiento de la potencia de PS4 y Xbox One, pero no ha sido así.

Si bien sí que ha ganado en ciertos detalles de los escenarios y va más fluido en ciertos momentos, también es cierto que a veces tarda en cargar las texturas cuando toca un vídeo o que de vez en cuando haya un pequeño parón al cumplir una misión o que tenga que saltar el logro/trofeo de turno. Son, de hecho, las pocas pegas que le puedo poner de entrada al juego. Al menos de momento, claro está, porque tengo que avanzar en su historia.

Sí que se nota (y mucho) la mejora en la sensación de gunplay, con unas armas que parece que "pesan" y que tienen más sensación de "poder", como por ejemplo a la hora de impulsar hacia atrás a un enemigo por un disparo de escopeta. Aparte que con detalles como que algunas armas cuenten con dos tipos de disparo (muy al estilo de Unreal Tournament, pionero en eso), me ha ganado por completo. Además, ahora los Buscadores de la Cámara tienen tres poderes distintos (uno por árbol de habilidades) y su uso ha mejorado de igual forma, lo que deriva en unos combates más intensos.

La navegación por el mapa y seguimiento de las misiones ha ganado muchos enteros, a su vez. Ahora podemos ver la profundidad y altura del entorno desde el mapa, lo que evita posibles confusiones a la hora de moverse por Pandora y otros planetas; mientras que las misiones las podemos intercambiar "en caliente", sin ir al menú, con la cruceta digital.

Borderlands 3, unos mimbres prometedores

Borderlands 3

Para alguien que se ha pasado al 100% todas las entregas, incluso varias veces, es muy de agradecer que en Borderlands 3 se haya facilitado todo el seguimiento de las tareas, remarcando de modo más óptimo el progreso en las más importantes. Aquí me ha gustado, para mi sorpresa, que también se nos muestre el progreso de nuestros contactos... aunque no estén en nuestra partida. Y tranquilos, que esa clase de mensajes es totalmente opcional.

Es un Borderlands mucho más social, de hecho: nos muestra los "amigos cercanos" para "ver" (entrecomillamos, porque no se ven realmente, tan solo su icono en el mapa) dónde están, por si queremos que se unan a nuestra partida. E incluso podemos dejar claras nuestras prioridades a los demás poniendo las preferencias de nuestra partida: centrada en la historia, en el círculo de masacre, en secundarias... Así no habrá ningún tipo de confusión.

Su peculiar sentido del humor sigue intacto, lo cuál es importantísimo en todo Borderlands que se precie, y no faltan rostros conocidos de entregas pretéritas, donde ya habíamos visto un pequeño anticipo en esa expansión llamada Borderlands 2: La Comandante Lilith y la lucha por Sanctuary.

Aparte de las mejoras en su interfaz (ahora sabremos en todo momento qué desafíos nos quedan por completar en cada región) y en la sensación de gunplay, también se nota mucho el salto evolutivo con el control, con un movimiento más ágil para los Buscadores de la Cámara, como a la hora de agarrarse de ciertos salientes o golpear los barriles explosivos para que salgan disparados y hagan el efecto (salvando las distancias) de una granada.

Viajar es más placentero, al no tener que dar tanto rodeo (ahora hay varias estaciones de viaje rápido dentro de una misma región y podemos saltar de una a otra en poco tiempo), y el comercio se ha vuelto más práctico al poder reponer toda la munición de un plumazo. Incluso la gestión del inventario no resulta tan caótica y en pocos minutos nos haremos con los cambios.

En definitiva, que sobraban los motivos para entusiasmarse y ahora que nos hemos puesto a los mandos de Borderlands 3, el entusiasmo no decae. Tan solo espero que las primeras sensaciones no se resientan llegado el final...

  • Plataformas: PC (Epic Games Store), PS4 (versión analizada) y Xbox One
  • Multijugador: sí, local (dos jugadores) y online (cuatro jugadores)
  • Desarrollador: Gearbox Software
  • Compañía: 2K Games
  • Lanzamiento: 13 de septiembre de 2019
  • Precio: 59,50 euros (PS4 y Xbox One)
Borderlands 3 - PlayStation 4

Borderlands 3 - PlayStation 4

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio