Las grandes ausencias del E3 2021 y lo que sabemos sobre su estado actual
Eventos

Las grandes ausencias del E3 2021 y lo que sabemos sobre su estado actual

Hemos asistido a un E3 2021 de nombres desaparecidos que, pese a dar por hecho que asomarían la patita, las esperanzas han acabado esfumándose en nuestras manos. Para recordar todo lo que nos hemos perdido y saber en qué punto están sus desarrollos, hemos preparado este repaso con las grandes ausencias del E3 2021.

Avowed

Sabemos que Obsidian está mano a mano con Grounded y Avowed, pero aunque el primero sí tuvo hueco en la conferencia, la secuela espiritual de Pillars of Eternity no contó con ese honor. Desde el estudio aseguran que todo marcha bien y que lo veremos pronto, mientras que los rumores y filtraciones hablan de un lanzamiento a finales de 2022 o principios de 2023.

Bayonetta 3

Diciembre de 2017. Ese fue el primer momento en el que pudimos conocer la existencia de Bayonetta 3, pero desde entonces la promoción del proyecto ha quedado en un preocupante limbo. Por delante han pasado otros proyectos de Platinum como Babylon’s Fall, y los últimos mensajes por parte del estudio de Kamiya apuntan a que es la distribuidora, en este caso Nintendo, la que estaría retrasando la publicación de novedades.

Beyond Good & Evil 2

De esos que en el E3 ni estaban ni se les esperaba. Beyond Good & Evil 2 apunta a ser uno de esos mastodónticos proyectos que se anunció mucho antes de lo que debería y, aunque desde Ubisoft reconocen que el juego está avanzando bien y a buen ritmo, fuentes cercanas a la compañía aseguran que aún se encuentra en una fase de desarrollo muy temprana.

Call of Duty

La del E3 es una cita que Call of Duty no se solía perder, pero durante los últimos años se ha ido borrando de la feria en favor de eventos propios. Aquí sólo podemos agarrarnos a rumores y supuestas filtraciones. De su mano diríamos que se apellidará Vanguard, que está siendo desarrollado por Sledgehammer Games y que Treyarch está ayudando a crear un modo zombis para seguir la estela de actualizaciones que hemos visto con el último Black Ops.

Dragon Age

Presentado a finales del año pasado, desde entonces sólo han trascendido algunos concept art y detalles difusos de Dragon Age como la intención de Bioware de crear un juego sin componentes multijugador. Es otro de esos títulos que probablemente se anunció demasiado pronto.

The Elder Scrolls VI

Otro que va para largo. The Elder Scrolls VI se anunció en 2018 y desde entonces nunca más se supo de su situación. Es justo reconocer que nos alertaron de la necesidad de esperarlo sentado y que llegaría después de Starfield, lo necesario para dar forma a un proyecto de la escala que prometen desde Bethesda. Contará con el mismo motor de Starfield y será un gran salto desde la última entrega.

Everwild

Rare tiene el horno Everwild, pero desde su anuncio han empezado a aparecer voces asegurando que tal vez el horno ha estado más apagado que encendido. En concreto se habla de un reinicio del desarrollo motivado por la llegada de un nuevo director creativo tras la dimisión del anterior.

Fable

Dábamos por hecho que Playground estaría a tope con el proyecto y tal vez por eso sorprendió tanto la aparición de un nuevo Forza Horizon, pero Fable juega a largo plazo y no estará disponible, dicen, hasta 2023. No parece haber problemas con el desarrollo, simplemente va a su ritmo.

Final Fantasy XVI

Square Enix tenía no pocas bazas de cara al E3 y, parte del descontento del público, viene de haberse dejado en casa proyectos como Final Fantasy XVI. Es otro de los que se confirmaron como un desarrollo más largo de lo normal, y teniendo en cuenta lo que significa eso en esta saga, parece recomendable no pensar mucho sobre él hasta dentro de un par de años.

Forspoken

El anteriormente conocido como Project Athia mostró la patita recientemente e incluso se aventuró que llegaría en 2022. No se le ha vuelto a tomar el pulso desde entonces y su ausencia en este E3 ha levantado alarmas sobre la posibilidad de un retraso que no sonaría descabellado. Toca cruzar los dedos y que, como exclusiva de PS5, la ausencia de Forspoken sea cosa de Sony y futuros eventos propios.

Forza Motosport

El retorno de Forza Motorsport apuntaba a ser una de las grandes bazas de Microsoft para este primer tramo de sus nuevas consolas, pero finalmente ha sido Forza Horizon 5 el que ha salvado la papeleta de la mítica saga de Microsoft. Del desarrollo sabemos entre poco y nada, pero que en Turn 10 Studios sigan buscando puestos clave con ofertas de trabajo recientes no invita a la esperanza.

Indiana Jones

Del nuevo videojuego de Indiana Jones sabemos lo justo y el resto de huecos podemos rellenarlos con lo obvio. Detrás de su desarrollo están Bethesda y MachineGames, estudio detrás de los últimos Wolfenstein, pero no hay más datos sobre él. Que su presentación se realizase antes de anunciar la compra de Microsoft parece dar alas a los que confían en ver el juego en otras plataformas.

Leyendas Pokémon: Arceus

Hete aquí otro caso raro como el que más. Cualquiera podría pensar que un E3 es el evento perfecto para hablar de algo como Leyendas Pokémon: Arceus, pero desde Nintendo parecen haber querido evitar eclipsar otros proyectos. En cualquier caso es raro, teniendo en cuenta que estamos a apenas medio año de su lanzamiento. Llegará el 28 de enero de 2022.

Metroid Prime 4

No era descabellado pensar que los reinicios del desarrollo del Metroid Prime 4 a cargo de Retro Studios acabarían afectando a un proyecto que lleva dando tumbos desde su anuncio en 2017. Desde Nintendo afirman que están trabajando duro en el desarrollo, pero no hay mucho más que rascar de su hermético trabajo.

Perfect Dark

Otro que pide a gritos una buena silla de cara a aguantar la espera es Perfect Dark. Hace escasas semanas se pedía cubrir huecos de diseñadores en el juego de The Initiative y, viendo que lo mostrado fue una mera cinemática, habría que tomarse el anuncio del año pasado con toda la calma del mundo.

Pragmata

La sorprendente locura de Capcom con Pragmata es otro de esos casos sorprendentes cuya situación actual es todo un misterio. Los nipones dijeron que lo esperásemos con los brazos abiertos para 2022, pero terminó reculando por culpa de la pandemia y llevó el juego hasta un 2023 con el que parece más lógico el silencio de la compañía.

Senua’s Saga: Hellblade II

La que sin duda alguna es otra de las grandes bazas de Microsoft, Senua's Saga: Hellblade II, asomará el hocico más pronto que tarde, concretamente durante el Xbox Games Showcase que se celebrará hoy mismo a las 19h. Veremos qué se cuentan desde Ninja Theory.

Skate 4

No habría estado mal que EA dedicase algo de cariño al recientemente anunciado Skate 4, pero la cosa se quedó únicamente en Battlefield 2042 y no sabemos cuándo habrá hueco para los ollies a golpe de joystick. Se desconoce su estado o ventana de lanzamiento.

Skull & Bones

El de Skull & Bones es otro de esos desarrollos que se le ha enquistado a Ubisoft. Fuentes cercanas aseguran que ha vuelto a la mesa de diseño en no pocas ocasiones y que nada tiene ya que ver con lo que se mostró de él en 2017 y 2018. Lo último que sabemos sobre él es que habría girado hacia un concepto más similar al de Sea of Thieves.

Star Wars

Hasta el portero de tu edificio está haciendo un juego de Star Wars, una licencia que ahora se encuentra en manos de estudios como EA o Ubisoft. El acuerdo con los primeros no termina hasta 2023, así que no es descabellado pensar que vamos a tardar mucho en ver qué se está cociendo.

Temas
Inicio