Publicidad

Análisis de Dragon Quest Tact: la estratégica táctica le sienta de maravilla al Rey de los JRPGs
Análisis

Análisis de Dragon Quest Tact: la estratégica táctica le sienta de maravilla al Rey de los JRPGs

La saga Dragon Quest necesita cada vez menos presentaciones en occidente, pero la llegada de sus títulos principales y sus no menos celebrados spin-offs a estas costas siguen siendo una grata sorpresa. Especialmente, en lo que se refiere a su experiencia de juego. Y, como es de esperar, Dragon Quest Tact, el nuevo tactics de Square Enix para móviles, sabe mantener esa tendencia a la alza. Reteniendo lo mejor de la saga bajo un enfoque tan diferente para sus propios cimientos como adictivo para el jugador.

A fin de cuentas, el rey de los JRPGs se amolda a cualquier género de maravilla. Dragon Quest Builders 2 nos conquistó por méritos propios siendo mucho más que una alternativa a Minecraft, y que Omega Force llevase la saga a su terreno con las dos entregas de Dragon Quest Heroes también supuso una combinación ganadora.

Dragon Quest Tact 13

El caso de Dragon Quest Tact, estrenado en Android e iOS, también es singular. Square Enix pretende medirse y comerle la tostada a éxitos de territorio móvil como un Fire Emblem Heroes que han aportado estupendos beneficios a Nintendo. ¿La misma idea con otros personajes? Bueno, pese a que la esencia es la misma, todo sea dicho, el nuevo Dragon Quest sabe sacar partido a sus propias armas.

Porque Dragon Quest Tact es un gacha de manual. Un free-to-play cuyo sistema de monetización se basa, preferentemente, en la obtención de personajes aleatorios. En la ilusión de que más pronto que tarde estrenaremos un artículo de gran rareza. Una fórmula de éxito que ha dado sobresalientes resultados en juegos como Genshin Impact, Mario Kart Tour o, sin irnos más lejos, el ya referido Fire Emblem Heroes.

Sin embargo, la mayor fortaleza de este RPG Táctico inspirado en la saga de culto nipona es cómo sabe ser acertadamente fiel a la experiencia Dragon Quest. A los juegos que descubrimos hace tres décadas en los sistemas de sobremesa y a la de cada uno de sus títulos alternativos. Lo cual no quiere decir que, por otro lado, también tenga sus propias licencias y flaquezas que lo convierten en una experiencia diferente.

Porque su acertadísimo tono desenfadado, que nace de extraer una experiencia de juego especialmente profunda sin renunciar a la comedia y el humor, sigue siendo una cálida bienvenida para los fans de la saga y los nuevos jugadores. Algo que los diseños de Akira Toriyama, creador de Dragon Ball y Dr. Slump, acentúan con gran éxito.

Y pese a que, como ocurre con cualquier RPG Táctico, a priori podría parecer que Dragon Quest Tact está enfocado a un público muy, muy  concreto, la realidad, como veremos, es que Square Enix sabe sortear con cierto ingenio esa barrera para adaptar la experiencia, en su conjunto, tanto al jugador casual como a los más exigentes.

Una experiencia 100% tactics y 100% Dragon Quest

Dragon Quest Tact 14

Los monstruos, esos pintorescos enemigos de diversas formas y tamaños que nos saltan a mitad de la partida, tienen un papel muy especial en el universo Dragon Quest. Los hay de todas las formas, colores y naturalezas y, tarde o temprano, su participación en cada entrega y su coexistencia con el resto de razas acaba teniendo un peso que incluso va más allá de las tramas.

A modo de muestra, los más simples y débiles, los limos, se han convertido en los embajadores y abanderados de la saga Dragon Quest. Una saga, por cierto, con más de 82 millones de copias vendidas a sus espaldas.

DQT

El protagonismo de los monstruos en Dragon Quest es una peculiaridad lo suficiente distintiva como para que Dragon Quest Tact no gire en torno a coleccionar los archiconocidos héroes, que -como se puede ver en Dragon Quest Heroes o Super Smash Bros.- los hay y a puñados, sino que, en su lugar, se nos invite a reclutar estas fascinantes criaturas de mil formas y colores con el propósito de hacerlos combatir entre ellos.

Eso sí, la nueva experiencia de Square Enix para móviles no se parece a Pokemon. Hay combates por turnos, subidas de nivel e incluso podremos mejorar y hacer evolucionar a los monstruos a través de sus propias vías. Pero, ni es un RPG que siga la tónica de la saga principal ni es el enésimo sucedáneo del exitazo de Pokémon Company.

Porque Dragon Quest Tact es un tactics muy bien planteado y, de hecho, su experiencia acaba resultando mucho más adictiva que la mayoría de títulos de Game Freak.

Screenshot 3412

La premisa, todo sea dicho, es excesivamente simple: tras conseguir romper el sello de un héroe legendario, un señor oscuro regresa al mundo de Orchesterra.

Eso sí, el héroe que logró vencer no estaba solo: el mal pudo ser vencido gracias a la ayuda de un grupo de leales y valientes monstruos. Una alianza insólita que, tiempo después, volverá a ser necesaria en vísperas de una amenaza todavía mayor.

Screenshot 3397

Con eso por delante, Dragon Quest Tact nos desafía a resolver, a través de combates por turnos. Desafíos que tienen lugar en una amplia variedad de escenarios cerrados cuya escalada de dificultad va progresando gradualmente, desde lo realmente sencillo hasta el gran desafío.

  • Por un lado, a través de un modo Aventura en el que poco a poco se nos desglosará una campaña de trama ligera en la que los diseños de Toriyama y el característico todo desenfadado logran irradiar identidad y carácter propio al conjunto.
  • Por otro lado, a través de montones de eventos y desafíos diarios, semanales y de temporada que miraremos con ojos golosos una vez cerrados todos los capítulos de la trama principal. Porque si algo logra Dragon Quest Tact es conseguir que el jugador desee encadenar una partida con la siguiente.

En ambos casos, si bien el ingenio es esencial a la hora de resolver los enfrentamientos, el verdadero motor del juego se manifiesta a partir del segundo Capítulo de su modo Historia: la prioridad de Dragon Quest Tact pasa de limpiar cada escenario de enemigos a mejorar constantemente nuestro equipo a base de potenciar los atributos de los monstruos que ya disponemos y, por supuesto, sumar nuevas criaturas de más poder y rango.

Square Enix reinventa Dragon Quest con un tactic muy bien planteado y realmente adictivo

Es, en este punto, donde entran en juego  los elementos que le añaden profundidad al juego: Dragon Quest Tact ofrece al jugador diferentes familias de monstruos y cada monstruo cuenta con su propia habilidad, rango de ataque, preferencias, debilidades y, por supuesto, rareza. De modo que no solo cuenta el factor coleccionismo, sino también nos invita -con cada vez mayor frecuencia- a mejorar las estadísticas y ataques nuestro equipo y  ser más selectivos con nuestros monstruos.

Screenshot 3415

Y, en última instancia, a que elijamos bien qué tipo de estrategia queremos usar en determinadas circunstancias. Jugar la mejor partida con las cartas que tenemos en la mano. Haciendo que cada combate sea, a su modo, una especie de juego de ajedrez simplificado en el que no necesitas estrictamente saberte las reglas o los movimientos de cada pieza -o monstruo, en este caso- sino jugar muchas partidas para tener una ventaja realmente diferenciadora.

Y, como es de esperar, el modo en el que Dragon Quest Tact lo logra y las excusas que encuentra para que sigamos jugando son más que un gran acierto: suponen el verdadero triunfo de Square Enix.

Dragon Quest Tact es mucho más que un gacha de monstruos: un tactics bien planteado

Dragon Quest Tact11

Con lo básico por delante, llega el momento de contrastar a la gran duda en torno a Dragon Quest Tact y prácticamente cualquier free-to-play para móviles: ¿hasta qué punto es agresivo su sistema de monetización?

La parte positiva es que para aquellos que busquen una experiencia de juego que no esté realmente asociada al coleccionismo de monstruos se van a sentir realmente cómodos. Incluso, como veremos, si desean progresar sin tener que ahondar demasiado o exponerse a la creciente curva de dificultad de juego.

DQ

La interfaz de Dragon Quest Tact es sensacionalmente intuitiva, tanto en el diseño de los menús como en los combates, de modo que se nos invita a experimentar y mejorar en el juego y con nuestros personajes constantemente.

Sin embargo, también ofrece una alternativa que aligera mucho más nuestro paso por el juego: podremos actuar en cualquier momento un modo automático que resolverá las partidas por nosotros. Lo cual, lógicamente, no es garantía de victoria.

Screenshot 3413

Deberemos hacer equipos con monstruos fuertes, compensando las criaturas de gran rareza con tipos que funcionen bien en cada combate. Y mejorar las estadísticas poco a poco también es esencial, sobre todo si apostamos por los combates automáticos. Pero, claro, pese a que hay diferentes perfiles de juego automático, hay aspectos concretos que recompensan nuestra dedicación. Incluyendo cofres con tesoros que, por lo general, el automático pasará por alto.

Con eso por delante, las victorias se traducen en ganancias, nuevos objetos y eventualmente el reclutamiento de monstruos que enriquecerán nuestra colección. Lo cual nos lleva, por otro lado, al sistema de invocaciones.

DQT

En Dragon Quest Tact podremos canjear tickets y ganancias por invocaciones individuales o de grupo. Una oportunidad para sumar monstruos excepcionalmente poderosos y de gran rareza, pero también de obtener repetidos que combinar para mejorar las estadísticas de los que ya tenemos. Y, lógicamente, se nos da la alternativa de usar dinero real para realizar invocaciones extra y sortear combates o ahorrar tiempo de juego.

Square Enix también limita las partidas jugadas con el sistema de energía de juego que se recarga de manera automática, dándonos la opción de recargar a través del canje de moneda de juego o real. Y, como es habitual en los tactics free-to-play de móviles, si perdemos incluso tendremos la oportunidad de continuar la partida gastando recursos propios.

Dicho de otro modo, Dragon Quest Tact ofrece atajos a quien los pida y su tienda de juego siempre está abierta. Pero, por otro lado, también recompensa la fidelidad con bonificaciones y eventos diarios.

DQT

Sin embargo, también existe un elemento no tan frecuente: además de las compras de objetos para realizar invocaciones, mejoras o seguir jugando, Dragon Quest Tact incluye su propio pase mensual, al cual denomina Passport. Un servicio que añade los combates súper rápidos y suma misiones para obtener experiencia y recursos extra por unos cinco euros al mes.

Dragon Quest Tact ofrece atajos a quien los pida, pero también recompensa la fidelidad de los jugadores más dedicados

¿Un servicio amortizable? Bueno, dependiendo de lo implicado que estés en el juego puede resultarte tentador. Pero definitivamente, los contenidos de pago no le cierran puertas a la experiencia, sino que la complementa de cara a los jugadores más dedicados. Y eso siempre es bueno.

De modo que, pese a que pasados los primeros Capítulos y tutoriales se nos tentará con la opción de agilizar nuestros progresos con dinero real, no tendremos la sensación de estar disfrutando de medio juego y la esencia del mismo -los combates y la gestión de equipos- no presenta variaciones. Al menos, en lo referente a la experiencia para un solo jugador.

Screenshot 3414

¿Y qué pasa con el competitivo? En el futuro está prevista la implementación de un modo Arena, una alternativa de juego PVP con la que medir nuestros equipos con los de otros jugadores y de la que solos sabemos que llegará en algún momento tras el lanzamiento.

Dada la naturaleza del juego será interesante ver si los combates son en tiempo real o asíncronos, pero la entrada de un componente competitivo hará que los equipos con monstruos más fuertes o de mayor rango de rareza se acaben imponiendo. Sin embargo, tocará hablar de ello cuando esté disponible y, mientras tanto, centrarse en obtener el equipo de monstruos más potente. Siendo el modo de conseguirlo, precisamente, el verdadero punto fuerte de Dragon Quest Tact.

La opinión de VidaExtra

Dragon Quest Tact 12

Dragon Quest Tact no es la primera incursión de la saga de Square Enix en el género de los tactics. Ahí tenemos un Dragon Quest Wars elaborado por la propia Intelligent Systems para Nintendo DSi y lanzado hace algo más de una década. Un spin-off que, por cierto, merecía más notoriedad de la que recibió.

Eso sí, el título que hoy se juega en iOS y Android no es una puesta al día de aquellas ideas de la portátil de Nintendo, sino una experiencia Dragon Quest acomodada a un público mayor y adaptado al mercado de los dispositivos móviles, en la que sus elementos clave han sido cuidadosamente reorganizados para mantenerse fieles a las siglas del considerado como el Rey de los JRPGs.

Screenshot 3416

Si bien, las invocaciones y las mejoras pasarán a ser nuestra prioridad una vez interioricemos el esquema de control, lo cual apenas nos llevará un par de partidas, lo cierto es que su manera de ofrecer una alternativa de combates automatizados acaba siendo un acierto de cara al epicentro de la gran experiencia.

Porque el sistema de progresos de Dragon Quest Tact y, por extensión, la manera de fomentar una mayor gratificación sin frustraciones, simplifica con acierto las subidas de nivel y las mejoras y promueve que hagamos nuevas invocaciones.

Dragon Quest Tact es el siguiente gran paso de la prolífica saga para conquistar  occidente

Una experiencia muy recomendable por sí misma y a la vez un acertado spin-off de Dragon Quest que disfrutarán los apasionados por los tactics de bolsillo, los de los RPGs por turnos y, en especial, los fans de los juegos de la saga de Square Enix. Con una política de monetización, por cierto, que no es agresiva con el jugador casual.

Screenshot 3398

Eso no quiere decir que no haya elementos por pulir, claro. De partida, y a diferencia de Dragon Quest Of The Stars, el cual lleva casi un año en iOS y Android, Dragon Quest Tact no está traducido al español.

A la hora de escribir estas líneas, los únicos idiomas disponibles son inglés, francés, chino y japonés. Y pese a que su interfaz es intuitiva, esto supondrá una gran barrera para el gran público. Al menos, en territorio español. Con todo, que esté prevista la llegada de nuevos contenidos, incluyendo su Arena, así como eventos futuros, nos hacen tener algo de optimismo al respecto.

Por lo pronto, Dragon Quest Tact es el siguiente gran paso de la prolífica y muy exitosa saga de Square Enix para conquistar, poco a poco, una de sus asignaturas pendientes: el mercado de occidente. Y si los héroes de Fire Emblem Heroes fueron un embajador sensacional de la marca a este lado del mundo, los monstruos de Toriyama ahora reclaman su momento desde móviles.

Sobre todo, cuando Dragon Quest Tact  irradia desde sus primeras partidas el desparpajo de la saga y sus personajes, los soberbios combates por turnos marca de la casa y redondea el conjunto a través de la inspiradora música de Koichi Sugiyama. Extendiendo hasta nuestros días una fórmula de éxito que ha conquistado medio mundo y poniéndola a nuestro alcance. Más concretamente, en la palma de nuestra mano.

Dragon Quest Tact

Dragon Quest Tact

Plataformas iOS y Android
Multijugador Está prevista la llegada de un modo PVP
Desarrollador Square Enix
Compañía Square Enix
Lanzamiento 22 de enero de 2021
Precio free-to-play

Lo mejor

  • Una experiencia RPG tactics que es 100% Dragon Quest
  • El desenfadado carisma de los Monstruos de Akira Toriyama
  • Profundo, ameno y alegre a partes iguales

Lo peor

  • No está disponible en español (al menos, de lanzamiento)

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio